Árboles caducos para terrenos arcillosos

Celtis australis

No es fácil encontrar árboles caducos para terrenos arcillosos y/o calcáreos, ya que predominan los de hoja perenne como olivos, algarrobos, o pinos. Es por ello que para facilitarte la tarea en la búsqueda del árbol ideal para que adorne tu jardín de una manera espectacular, te diremos algunas de las especies arborícolas más utilizadas en jardines con este tipo de tierra.

Uno de ellos es el almez, cuyo nombre científico es Celtis australis. Se utiliza mucho en jardinería urbana debido a su resistencia a diversos tipos de enfermedades, y a su rápido crecimiento. Es originario de Australia. Resiste bien la sequía, pero no el frío intenso ni las podas. Si se quiere podar al almez, se deberá de hacer mientras sea jovencito y sellando la herida con pasta cicatrizante; de lo contrario le costará mucho cicatrizar.

 Jacaranda mimosifolia

Jacaranda

El Jacaranda mimosifolia es un árbol originario de Paraguay, Argentina y Brasil. En su origen se comporta como árbol perenne, pero en climas algo más frescos sí que pierde las hojas en invierno. No resiste heladas muy fuertes, pero sí las suaves de hasta -2º. Este es un árbol para tener como ejemplar aislado y dejar que crezca libremente para poder contemplarlo en todo su esplendor.

Sus preciosas flores lilas aparecen en primavera, madurando los frutos en otoño. Prefiere no estar demasiado expuesto al viento, ya que podría hacer que no creciera correctamente. Resiste algo la sequía, pero en verano agradecerá tener riego frecuente.

Cercis siliquastrum

Cercis siliquastrum

El Árbol del amor, cuyo nombre científico es Cercis siliquastrum, es un árbol originario de Asia, especialmente de la India. Sus flores de color rosa-lila aparecen antes que sus hojas, a principios de primavera. Es todo un espectáculo en si mismo, ya que brotan tal cantidad de flores, que en vez del color característico de las ramas, sólo se ven ellas.

Resiste la sequía y las heladas de hasta 4 grados bajo cero.

Acer opalus

Acer opalus

El Acer opalus es el arce más sureño de todos, y el que mejor resiste el clima mediterráneo -de donde es originario- incluyendo los terrenos calcáreos. Sin embargo, los veranos demasiado calurosos y/o el clima cálido-tropical le afectan. Si el verano es más bien templado y el invierno es razonablemente frío con heladas de hasta -4º, es muy probable que veamos cómo sus hojas se tiñen de color.

A diferencia de los demás árboles de esta lista, éste no es un árbol idóneo para dar sombra, pero sí para utilizar como seto o bien para delimitar entradas y/o salidas del jardín.

¿Cuál te ha gustado más?


Un comentario

  1.   Sandra Rubiano dijo

    MUY BUENA Y COMPLETA INFORMACION. GRACIAS

Escribe un comentario