Cómo cuidar las plantas de una cama de cultivo

Cama de cultivo de hortícolas

Las camas de cultivo son estupendas, ya que puedes hacer la tuya propia con el tamaño que desees, y comenzar tu huerto… ¡aunque sólo tengas un pequeño patio o un balcón! No dejes pasar la oportunidad de cultivar tu alimento, y de paso ahorrarte unos euros.

Si lo que te preocupa es cómo cuidar las plantas de una cama de cultivo, deja de lado esa preocupación, y sigue estos consejos para no tener que correr el riesgo de que tus plantitas se vean afectadas por alguna plaga.

Vermi compost

El abono ecológico como el vermi-compost o el humus de lombriz harán que tus plantas crezcan sanas y fuertes

Para tener unas plantas correctamente cuidadas se han de ubicar en el sitio más idóneo. Las plantas hortícolas se han de poner siempre a pleno sol, ya que de lo contrario tendríamos problemas de crecimiento inadecuado, con tallos muy delgados y débiles.

El riego deberá de ser frecuente, pues no resisten la sequía. Así, será conveniente regar en cuanto veas que la capa superficial de la tierra empieza a estar muy seca. Puedes aprovechar en uno de esos riegos añadir al agua unas gotas de infusión de ajo para evitar pulgones.

Para hacer la infusión, sólo debes de coger unos cuantos dientes de ajo, cortarlos a trocitos (o triturarlos con un mortero, si te va mejor), e introducirlos luego en un cazo con agua hirviendo durante unos cinco a diez minutos. Pasadas 24h podrás proteger a tus plantas de esta plaga. Como no tiene efectos secundarios, se recomienda repetir el tratamiento al menos una vez por semana, especialmente durante el verano que es la época favorita de los pulgones al haber un ambiente seco.

Se debe de abonar con abonos orgánicos, como por ejemplo: humus de lombriz o estiércol de caballo que puedes encontrar en tiendas de jardinería o viveros. Pero también puedes optar por esparcir sobre la superficie de la tierra cáscaras de huevo o compost casero.

Capuchina

Con la capuchina evitarás que tus plantas se vean en problemas con los caracoles

Por último, un último consejo: planta capuchinas alrededor de tus plantas. A los caracoles les encantan, y siempre que haya capuchinas… no irán a por tus plantas hortícolas.

¡Y disfruta de tu huerto!

 


Categorías

Huerto

Mónica Sánchez

Investigadora de las plantas y de su mundo, en el cual llevo desde el año 2006. El verde tiene un ''no sé qué'' capaz de enseñarnos muchas cosas... Ver perfil ›

Escribe un comentario