Cómo plantar un árbol de peras coreanas

Pyrus pyrifolia

Este es uno de esos árboles que se puede tener en todo tipo de jardines, por su resistencia y adaptabilidad. Sus preciosas flores blancas, las cuales aparecen en primavera, atraerán a numerosos insectos polinizadores; algo muy positivo si tienes, además, un huerto, pues gracias a él podrás tener una cosecha aún mayor.

¿Quieres saber cómo plantar un árbol de peras coreanas?

Nashi

Conocido científicamente con el nombre de Pyrus pyrifolia, aunque llamado comúnmente con el nombre de Nashi o Pera oriental, es un árbol que vive en climas con heladas suaves, y que alcanza los 5-6m metros de altura. Sus hojas son caducas, lo cual quiere decir que las pierde en otoño. El fruto, las deliciosas peras, tienen forma globosa, y si las condiciones de cultivo son las óptimas, pueden llegar a ser muy grandes.

No es exigente en cuanto a tipo de suelo, pero si tienes un terreno calcáreo o arcilloso, o que tenga mucha tendencia a compactarse, es muy recomendable hacer un agujero de 1m x 1m, y mezclar la tierra que hayas sacado con perlita u otro material poroso. De esta manera, tendrá más facilidad para comenzar a crecer en su ubicación definitiva.

Pyrus pyrifolia

Para que el trasplante sea todo un éxito, sigue este sencillo paso a paso:

  1. Lo primero que hay que hacer es buscar un sitio a pleno sol, a una distancia mínima de 3m de otras plantas o de cualquier construcción.
  2. Le damos un buen riego, lo sacamos con cuidado de la maceta y lo ubicamos en el centro del agujero de plantación.
  3. Rellenamos con tierra, y finalmente volvemos a regar.

Si vives en clima con mucho viento, es imprescindible sujetarlo a un tutor hasta que se ha establecido. Podrás comenzar a abonarlo cuando hayan transcurrido cuatro semanas desde la plantación.

¿Tienes un árbol de peras coreanas en tu jardín?


Escribe un comentario