Cómo sembrar plantas aromáticas en casa

Orégano

¡Muy buenos días! ¿Qué tal habéis pasado el fin de semana? La verdad es que con la calor se tienen que dejar algunos trabajos para cuando las temperaturas sean más suaves y agradables, pero… ahora es un momento ideal para saber cómo sembrar plantas aromáticas en casa. Quizás os resulte extraño realizar esta tarea en verano, pero sí, sí.

Estas plantas se pueden sembrar durante toda la primavera y ahora, en los meses más calurosos del año, ya que germinan en cuestión de pocos días y, además, son resistentes al frío.

Cómo obtener las semillas

Romero

Lo primero que tenemos que hacer es, obviamente, adquirir las semillas. En viveros, almacenes agrícolas y centros de jardinería suelen tener a la venta durante todo el año sobres de semillas, pero también, si ya tienes alguna planta aromática, puedes obtener sus semillas directamente de sus flores sin necesidad de comprarlas. Para ello, debes esperar a que las flores se hayan polinizado y los pétalos se caigan. Verás que poco a poco, en el interior de la flor el ovario va aumentando de tamaño, que en el caso de estas plantas será reducido (por lo general, serán de 0’5cm de diámetro, incluso menos).

Flor

A medida que pase el tiempo, las semillas irán madurando. Sabremos que están listas para su siembra cuando el gineceo muestre signos de marchitamiento.

Cómo sembrar las plantas aromáticas

Compost

¿Ya tienes tus semillas? Perfecto. Es momento de preparar el semillero. Éste puede ser una maceta, bandeja de semillero, o incluso envases de leche previamente lavados -con agua y una gotita de lavavajillas será suficiente-. Como sustrato te recomiendo utilizar el compost que hayas hecho en tu jardín; de esta manera ahorrarás dinero y, de paso, te aseguras de que las futuras plantas obtendrán todos los nutrientes que van a necesitar para su desarrollo. Mézclalo con un 10% de perlita o arena de río para facilitar el drenaje, y así no tendrás que preocuparte de que las raíces corran el riesgo de permanecer mucho tiempo encharcadas. Si no dispones en estos momentos de compost, una alternativa muy buena es la de mezclar turba negra con arena a partes iguales.

Perejil

Y ahora sólo quedará sembrarlas:

  • Rellena el semillero con sustrato.
  • Esparce las semillas -máximo 3 en cada semillero- por su superficie.
  • Cúbrelas un poco con sustrato para que el viento no se las lleve.
  • Riega.

Por último sólo quedará colocar nuestro semillero en un lugar donde reciba mucha luz, pero no directamente, pues de lo contrario el agua se evaporaría muy rápido, especialmente por estas fechas.

¿Te han quedado dudas? Escríbenos y te las resolveremos lo antes posible 🙂 .


Escribe un comentario