Consejos para cultivar cítricos

Limonero

Si tiene espacio en su jardín, una muy buena opción es cultivar cítricos. De esta manera, podrá embellecer el paisaje y contar con frutos frescos para incorporar a la mesa familiar.

Le ofrecemos una serie de consejos para asegurarse una buena cosecha y proteger los árboles cítricos de posibles enemigos:

–        De las diferentes variedades de cítricos, el mandarino es el más sensible, seguido del naranjo y la lima. El limonero es el más resistente, lo que facilita que pueda cultivarse en casi cualquier zona climática no excesivamente fría.

–        El naranjo es un árbol de hoja perenne, cuyo mayor enemigo son las heladas, prefiere los inviernos suaves y cálidos, que le ayudan a madurar sus frutos. Por lo tanto, si se encuentra en una zona con muchas heladas es recomendable proteger su sistema de raíces colocando turba sobre la tierra en la que se asienta. Si ésta se ha congelado, puede descongelarla regando el ejemplar con agua caliente.

–        Un buen lugar para emplazar los cítricos es aquel que presente exposición este o sur, a pleno sol, y si es posible cerca de una pared blanca, ya que les beneficiará la luz reflejada.

–        Uno de los principales enemigos de los cítricos es el viento, que deteriora las flores y hace que no lleguen a fructificar, reduciéndose considerablemente la cosecha. Para solucionar este serio inconveniente, deberemos plantarlos en un lugar resguardado o colocando cortavientos.

–        En relación a la fertilización, se debe aportar el 50 por ciento del total del nitrógeno en primavera y el 50 por ciento restante en verano, para que la planta forme reservas. Junto al nitrógeno y en esta época de primavera, deben aportarse también fósforo y potasio juntos y de una vez. No hay problema por el lavado de la lluvia.

Más información – Consejo de poda para árboles frutales

Foto – Facilisimo

 


Escribe un comentario