Cultivar patatas en una maceta

Las patatas, también llamadas papas en algunos lugares del mundo, son unos tubérculos que provienen del continente americano. Generalmente podemos encontrarlas sembradas en huertos tradicionales, pero hoy, queremos proponerles que empiecen a cultivarlas en maceta, ya sea para tenerlas en su balcón o en su terraza.

Lo primero que debes hacer para empezar a cultivar patatas en una maceta, es colocarlas en un lugar cálido, para que puedan recibir la luz del sol de manera directa. De igual manera, te recomiendo que las riegues con un spray para que puedan empezar a desarrollar brotes, ya que será imprescindible que no pierdan la humedad para que se desarrollen de mejor manera. Después de un par de días, cuando empieces a notar que los brotes son grandes, rellena dos tercios de una maceta con tierra negra y asegúrate que este recipiente tenga orificios de drenaje.

Luego coloca las patatas brotadas en el centro del recipiente con la tierra, con los brotes preferiblemente hacia abajo y luego acaba de cubrir el resto con más tierra negra.  Ten en cuenta que la maceta deberás ubicarla en un lugar con mucha luz solar, para que el desarrollo de la planta sea el más optimo. De igual manera, la temperatura ideal será de unos 14 grados centígrados.  Es importante que riegues diariamente la maceta, tratando de mantener la tierra muy húmeda, pero evitando el encharcamiento ya que se podrían producir hongos y moho en las hojas.

Cuando hayan empezado a crecer los tallos y las hojas, ve girando poco a poco la maceta de manera periódica para que consigas que la planta crezca recta y que no decaiga. Una vez haya florecido, las hojas empezarán a marchitarse y empezarán a tornarse amarillentas, a partir de ese momento es importante que suspendas el riego.  Veinte días después, podrás empezar a cosechar tus nuevas patatas, lo cual lo deberás hacer escarbando suavemente la tierra y recogiendo las patatas con mayor tamaño.


Escribe un comentario