Decora tu jardín con un Brachychiton

Flores de Brachychiton populneus

Flores de B. populneus

Los Brachychiton son un género de árboles muy adaptables capaces de decorar tu jardín de una manera espectacular. Además de adaptables, sus hermosas flores darán un color fresco a tu zona verde favorita.

Conozcámoslos en profundidad.

Brachychiton populneus

B. populneus

El género de los Brachychiton comprende alrededor de 30 especies arbóreas, de hoja caduca o perenne dependiendo de la condiciones climáticas de su hábitat. Así, por ejemplo, tenemos al B. acerifolius originario de la costa este de Australia, pierde las hojas tras pasar unos meses de sequía; mientras que el B. populneus, al vivir en zonas húmedas, no tiene necesidad de perderlas. En nuestras latitudes, sin embargo, un árbol perenne puede comportarse como caduco si durante el invierno tiene que soportar temperaturas a las que no está acostumbrado, o si durante el verano han habido varios meses de sequía.

Brachychiton acerifolius

B. acerifolius en flor

Estos asombrosos árboles tienen un crecimiento rápido (excepto el B. acerifolius y el B. bidwilii, que son algo más lentos) hasta una altura comprendida entre los 10 y los 30 metros. Su diámetro de copa así como su grosor de tronco varía según la especie, pero, en todo caso, son aptos para jardines medianos a grandes. Hay algunos que son muy recomendables para jardines reducidos, como el B. populneus, el cual se usa como flora urbana en muchas ciudades con clima cálido.

Brachychiton rupestris

B. rupestris

Los Brachychiton son amantes del sol y del clima suave (aunque pueden soportar heladas de poca intensidad), y también de la tierra bien drenada. A la hora de plantarlo en su lugar definitivo, si tu tierra tiene tendencia a compactarse, puedes mezclarla con perlita o bolas de arcilla. De esta manera, las raíces no permanecerán demasiado tiempo encharcadas, lo cual ayudará al árbol a sacar una mayor cantidad de hojas.

Brachychiton bidwilii

Flores de B. bidwilii

Si hablamos del riego, este tendrá que ser ocasional. Lo más recomendable es regar una vez por semana en verano, y cada 15 días el resto del año. Podemos aprovechar, durante la primavera y el verano, para abonarlo con un abono orgánico como guano -siguiendo las recomendaciones que nos indique el envase- o con humus de lombriz -aproximadamente, unos 100 gramos una vez al mes-.

¿Te gustan los Brachychiton? Cuéntanoslo.


Escribe un comentario