El Bonsái Olmo II

Como ya lo hemos mencionado en diferentes ocasiones, existen muchas especies de bonsáis en el mundo, y una de ellas es el Bonsái Olmo, un árbol que no sólo es grande en tamaño sino que también tiene algunas variedades que no pertenecen a los bonsáis. Si estas pensando tener este tipo de bonsái en tu jardín, este será perfecto para conseguir bosques miniatura, ya que además que crecen muy rápido podrán ir adquiriendo diferentes tipos de formas en muy poco tiempo.  Ten en cuenta que una vez que el bonsái ya se haya formado, es el momento perfecto para que empieces a elegir el tiesto en el que lo pondrás definitivamente.

Pero el día de hoy, no vamos a hablarles de las características de este árbol miniatura, más grande que los bonsáis, ya que seguramente si ya lo tienen, ya deben conocerlas. El día de hoy vamos a darles una serie de consejos, en cuanto a cuidados del bonsái olmo se refiere. Así que presten mucha atención y manos a la obra.

El riego, como siempre lo mencionamos es un aspecto muy importante, por lo que deberás asegurarte de regarlo todos los días durante el verano si se encuentra a pleno sol. Si por el contrario lo mantienes en el interior, solo debes preocuparte porque siempre se encuentre húmedo, más no encharcado.

El abono va a ser también muy importante, ya que tendrá que ser constante durante la fase de crecimiento y desarrollo del árbol. Pero es muy importante que durante el invierno y el verano no añadas ningún tipo de abono.  Espera a que brote después de unas semanas para abonar, para que las hojas puedan madurar correctamente, pero nunca abones después de haber trasplantado si tampoco si el ejemplar se encuentra en mal estado.


Un comentario

  1.   Ninfa Marleny Acevedo Mayta dijo

    que bello, quesiera aprender atenerlo un bonsai

Escribe un comentario