Frailea, un cactus de colección de singular belleza

Flor de Frailea pumila

La familia Cactaceae está formada por un tipo de planta muy peculiar: en vez de tener hojas, tiene espinas con las cuales se protege de los posibles animales herbívoros que quieran intentar comérsela. Su armadura, el tamaño y, sobretodo, las preciosas flores la han convertido en unas de las plantas de más éxito.

Es tan decorativa, que es muy difícil llevárselo sólo uno a casa, especialmente cuando te muestran a la Frailea, un espectacular cactus de colección.

Características de la Frailea

Frailea pumila

Estos cactus, que anteriormente estuvieron clasificados en el género Echinocactus, ahora poseen el suyo propio: Frailea. Se trata de plantas originarias de América del Sur, del tamaño ideal para tener en maceta durante toda su vida pues apenas superan los 6cm de altura. Tienen forma globular o cilíndrica dependiendo de la especie. Las costillas están poco desarrolladas, y el cuerpo lo tienen cubierto por espinas muy cortas.

Las flores, que brotan a finales del verano y en otoño, son grandes, de hasta 8cm, y tienen forma de embudo. Permanecen abiertas tan sólo un día, de modo que hay que estar muy atentos si queremos verlas en todo su esplendor. Una vez que son polinizadas, comienzan a madurar los frutos, los cuales son finos y secos.

¿Cómo se cuida?

Frailea castanea

Si quieres tener uno o varios ejemplares, toma nota de nuestros consejos 🙂 :

  • Ubicación: exterior, a pleno sol.
  • Sustrato: ha de tener buen drenaje. Se puede usar turba negra mezclada con perlita a partes iguales, o bien optar por sustratos arenosos (akadama, pómice, arena de río).
  • Riego: moderado en verano, algo más escaso el resto del año. Hay que dejar secar el sustrato antes de regar, ya que no tolera el encharcamiento.
  • Abonado: durante la primavera y el verano se ha de abonar usando abonos para cactus -que encontrarás a la venta en los viveros-, o con Nitrofoska u Osmocote, echando una cucharada pequeña sobre la superficie del sustrato una vez cada 15 días.
  • Trasplante: cada dos años, en primavera.
  • Multiplicación: por semillas o por separación de hijuelos en primavera-verano.
  • Rusticidad: no soporta el frío. Si vives en una zona donde la temperatura baja de los -1ºC has de protegerlo dentro del hogar, colocándolo en una habitación en la que entre mucha luz natural.

Frailea phaeodisca

¿Habías oído hablar de este cactus?


Categorías

Cactus

Mónica Sánchez

Investigadora de las plantas y de su mundo, en el cual llevo desde el año 2006. El verde tiene un ''no sé qué'' capaz de enseñarnos muchas cosas... Ver perfil ›

Escribe un comentario