Hormigas en las plantas

Hormigas

Hormigas. Parecen pequeñas e inocentes pero pueden ser una gran amenaza en el jardín si no se las combate y se transforman en plaga.

Las hormigas son muy comunes y en algunos casos tienen efectos muy negativos. Entre otras cosas, favorecen la aparición de pulgones y así es como pueden dañar a las plantas en forma indirecta al transportar a esta plaga a los brotes de las plantas. Pero además pueden afectar las plántulas de los semilleros al roer sus partes o bien tomar el néctar de las flores o afectar a los capullos.

Las hormigas roban semillas y algunas especies son defoliadoras y así es como destruyen a las plantas aunque también están las hormigas rojas que son beneficiosas para las plantas al atacar a insectos que afectan a las plantas.

Lo cierto es que se sugiere un control periódico del jardín para evitar la proliferación de hormigas y en caso de detectarlas puedes aplicar un producto antihormigas en los hormigueros o bien colocar cebos para que las hormigas los trasladen a los hormigueros. Para cuidar a los árboles puedes colocar polvos antihormigas en un trapo y luego atarlo en los troncos.

Otra opción es apelar a las plantas que repelen las hormigas como la lavanda, el tomillo o la caléndula o bien pintar el tronco del árbol con zumo de limón, trazar un camino de sal en los recorridos habituales de las hormigas o crear trampas con miel para que queden pegadas. Estas últimas son opciones más ecológicas y a tono con las necesidades de tu espacio verde.

Más información – ¿Qué son los pulgones?


Un comentario

  1.   brunilda martinez dijo

    esta pagina es excelente

Escribe un comentario