La importancia del clima para las plantas

Acer rubrum

A la hora de diseñar un jardín o de adquirir plantas es muy recomendable hacer un estudio del clima que tenemos, ya que así evitaremos que surjan problemas.

Cada zona climática crea un hábitat para una clase determinada de plantas. Se podría decir que es el clima el que hace que las plantas sean como son, ya que dependiendo de las precipitaciones que haya, de la humedad del ambiente, de las temperaturas,… habrá unas plantas u otras.

A grandes rasgos en el planeta Tierra hay tres tipos de clima: cálido, templado, y frío.

Clima cálido

Clima tropical

-Clima cálido húmedo: encontramos a las selvas tropicales del mundo. Son el lugar de la gran mayoría de plantas: palmeras de todo tipo, helechos, bromelias,…

La temperatura nunca baja de 10º, y las precipitaciones son muy abundantes, por lo que la humedad ambiental es muy alta.

-Clima cálido seco: encontramos a los desiertos, hábitat de los cactus y de los bellos aloes arborescentes. Las precipitaciones son muy escasas, y la temperatura puede subir rápidamente a los 40º y caer hasta los 5º en un día.

Clima templado

Clima mediterráneo

En el clima templado encontramos el hábitat de los árboles cuyo color otoñal asombran a multitud de personas, tales como los arces, robles, castaños,… También es el lugar de las coníferas, como la Sequoia, pinos, sabinas.

Tiene un rango de temperatura muy amplio, ya que puede bajar hasta los -30º en invierno, y subir hasta 45º en verano en algunas zonas. Es el único que tiene las cuatro estaciones bien diferenciadas: primavera, verano, otoño e invierno. En primavera y otoño se concentran el mayor número de precipitaciones.

Clima frío

Tundra

En el clima frío las pricipitaciones son bastante frecuentes, sin embargo, debido a la proximidad de los polos, el viento es muy frío. Las temperaturas rara vez superan los 10º.

Es el hábitat de las tundras.

Generalmente, cuando vamos a un vivero, la sección de ”Plantas de interior” es la sección de plantas tropicales, es decir, originarias de climas cálidos, tropicales, con una humedad ambiental muy alta, y con inviernos muy cálidos.

Es muy aconsejable adquirir plantas autóctonas, o en su defecto plantas cuyo origen climático sea similar al clima que tenemos, no sólo para evitar problemas, sino también para que el mantenimiento del jardín sea bajo, y podamos ahorrar tiempo y dinero.

Más información – ¿Cómo conseguir plantas gratis?


Categorías

Jardinería

Mónica Sánchez

Investigadora de las plantas y de su mundo, en el cual llevo desde el año 2006. El verde tiene un ''no sé qué'' capaz de enseñarnos muchas cosas... Ver perfil ›

Escribe un comentario