La importancia del drenaje del suelo

Jardín

Tener un suelo en buenas condiciones es esencial para que las plantas y árboles del jardín crezcan en buenas condiciones. No es fácil tener un terreno óptimo para cultivar diferentes ejemplares pues muchos de ellos requieren de diferentes tipos de tierra y drenaje sin embargo todos ellos comparten algunas características básicas que es bueno conocer.

Hoy nos dedicaremos a la relación del terreno con el agua, es decir a la capacidad del suelo de retener el agua pero sin que se generen zonas encharcadas, algo que no permite el buen crecimiento de las plantas debido a que afecta sus raíces.

Si quieres poner tu jardín en condiciones entonces debes procurar tener un suelo que pueda almacenar el agua para así hidratar a las plantas y árboles. Los suelos arenosos son secos y no permiten este almacenamiento por lo que, en caso de tenerlos, habrá que regarlos con mucha frecuencia.

Esto no sucede con los suelos arcillosos, que incluso pueden detener el agua en demasía y es por eso que hay que controlar el riego para no excederse. El encharcamiento es algo muy común en este tipo de suelos y es por eso que hay que tener un buen drenaje para así evitar que las raíces se pudran.

S se trata de mejorar los terrenos arenosos para conseguir más retención de agua puedes añadir 100 kilos de turba o materia orgánica cada 100 metros cuadrados o bien añadir algo de tierra arcillosa.

Además, se recomienda regar con más frecuencia pero una menor cantidad para que entonces el agua no evapore tan rápido.

Más información – Condiciones ideales del suelo para tener un bonito jardín

Fuente – Infojardín

Foto – Garden Center Ejea


Categorías

Jardinería

María Alm

Soy Argentina, Licenciada en comunicación social y periodista. Y también curiosa y amante del verde. En lo de mi abuela las plantas crecían... Ver perfil ›

Escribe un comentario