Lirio de Agua, planta acuática para estanques

Lirio de agua, una planta acuática

Si tienes la suerte de tener un estanque o te gustan las plantas acuáticas es un buen momento para leer este post, pues hoy nos dedicamos al Lirio de agua, una planta que presenta muchas buenas razones para tenerla en el jardín.

La primera es que se trata de una planta que quedará bien en cualquier lugar, regalando belleza y suavidad a través de sus flores grandes y de color blanco, que contrastan a la perfección con el color verde oscuro de las hojas.

Planta de flores blancas

La Cala o Lirio de Agua es una planta que pertenece a la familia de las Aráceas y es originaria de Sudáfrica, más precisamente de la región del Cabo. Su nombre científico es Zantedeschia aethiopica y, además de los nombres anteriores, en algunos lugares también es conocida como Alcatraz, Aro de Etiopía y Cartucho. Curiosidades del mundo vegetal…

El cerebro de esta planta es un tallo carnoso que se encuentra bajo tierra y rebrota cada año, permitiendo que esta planta vivaz se desarrolle y florezca. Además, se observan las llamadas espatas, que nacen en la primavera y hasta el otoño y son similares a los pétalos que rodean al órgano floral.

Lirio de agua

En cuanto a las hojas, presentan bordes ondulados y se destacan por su nervadura central, que es muy marcada. Son brillantes y delgadas hacia la punta. Por último, están las bayas, que se desarrollan en el cáliz cuando la planta fructifica, algo que no ocurre siempre.

Cómo cuidarla

El Liro de Agua es ideal para decorar los bordes de los estanques, formando una fila que se distingue por sobre el resto y dando terminación a esta zona del jardín. Para tenerla, debes plantarla con cuidado pues una parte de la planta debe estar en el agua. También puede desarrollarse, en lugares húmedos o rincones sombríos pues es una planta que no tolera bien el sol o el clima cálido. Lo mejor es tenerla siempre a la sombra o al menos en condiciones de semi sombra.

Es una planta que necesita de un clima amable y suave aunque puede soportar temperaturas bajo cero. Sin embargo, lo ideal es mantenerla a resguardo en las estaciones más frías para así protegerla de las heladas y de temperaturas inferiores a los 10 grados centígrados.

Riégala en abundancia durante la época de floración, reduciendo el riesgo a medida que se asoman las estaciones más frías. En cuanto al suelo, lo ideal es enriquecerlo con un abono y agregar un acolchado en invierno.

Debido a las condiciones de humedad que necesita esta planta, es común la proliferación de virus y enfermedades como las manchas en las hojas, la podredumbre de raíz o la bacteriosis.

Lirio de agua en flor


Categorías

Plantas

María Alm

Soy Argentina, Licenciada en comunicación social y periodista. Y también curiosa y amante del verde. En lo de mi abuela las plantas crecían... Ver perfil ›

Escribe un comentario