3 plantas con flores grandes

Las plantas con flores grandes son muy decorativas

A la hora de crear un ambiente exterior idílico y bonito, tendemos a recurrir a flores de diferentes colores, tamaños y fragancias. No es de extrañar, ya que la diversidad de formas y de tonos le proporcionan un toque alegre y único a nuestro jardín, terraza o balcón. Saliendo un poco de lo convencional, vamos a hablar de 3 plantas con flores grandes.

Si estás cansado de miles de florecitas pequeñas que se ven en casi todos los hogares, te recomiendo que sigas leyendo. Hablaremos de 3 plantas con flores grandes ideales para embellecer nuestro entorno.

3 ejemplos de plantas con flores grandes

Los cuidados de las plantas con flores grandes dependen de la especie

Sin lugar a dudas, las flores son los elementos más bonitos para destacar en nuestro jardín. Por ello no es de extrañar que muchos aficionados a la jardinería las cuiden lo mejor posible. Debido a su tamaño, las plantas con flores grandes suelen ser las que más impacto causan en los visitantes. A continuación hablaremos de 3 plantas con flores grandes para embellecer nuestro entorno.

Dalia

Existen muchas formas y colores de la Dalia

Comenzamos hablando un poco de la Dahlia pinnata, también conocida como Dalia. Esta planta con flores grandes de origen mexicano destaca sobre todo por tener flores de diferentes formas y colores que suelen tener una anchura que oscila entre los 20 y los 25 centímetros. Antiguamente, los aztecas utilizaban la Dalia para decorar sus fiestas. Con temperaturas suaves, este vegetal florece desde inicio del verano hasta finales de otoño.

Artículo relacionado:
Cómo cuidar las dalias

Se puede colocar tanto en interior como en exterior, pero es de suma importancia que reciba mucha luz solar y poco viento. El riego debe ser abundante, especialmente en los días más calurosos. En cuanto al abono, se puede utilizar el mismo que para plantas de flor. Es aconsejable abonar la tierra antes de cultivar la Dalia y durante la época de invierno, que es cuando esta planta pierde sus hojas.

Delfinio

El Delfinio es venenoso

Continuamos con el Delphinium, o Delfinio. La altura a la que puede llegar esta planta depende de la variedad, pero suele encontrarse entre los 75 y los 90 centímetros, pudiendo llegar hasta los dos metros. Las hojas del Delfinio son lobuladas y dentadas mientras que las flores forman racimos o espigas cuya morfología es espoleada. Los colores de las mismas oscilan entre tonos de púrpura oscuro hasta el blanco crema, tocando una amplia gama de azules.

El Delfinio florece a principios de verano y requiere una serie de cuidados específicos. Normalmente crece mejor en lugares soleados y debe protegerse del frío, sobre todo en invierno. Respecto al abono, este debe realizarse con un tipo de fertilizante equilibrado durante la primavera. Los tallos jóvenes se deben aclarar y las espigas florales marchitas se deben quitar para estimular la segunda floración, pero sólo en primavera. Además, es importante tener en cuenta que esta planta necesita un trasplante cada dos años aproximadamente. En cuanto al suelo, este debe ser fértil y estar bien drenado, ya que los encharcamientos matan al Delfinio.

Artículo relacionado:
Espuela de caballero (Delphinium)

Vamos a comentar unos datos curiosos acerca de esta planta. Todas las partes de la misma contienen una sustancia muy venenosa que pueden provocar vómitos si se ingiere e incluso la muerte en grandes cantidades. Sin embargo, en cantidades pequeñas se han llegado a utilizar extractos del Delfinio en medicina natural. Otro rasgo destacable de este vegetal es que sus semillas se pueden usar para combatir algunos parásitos, como por ejemplo los piojos.

Lirio oriental

Las flores de las plantas de lirio oriental son más grandes que del lirio asiático

También el lirio oriental forma parte de las plantas con flores grandes. Los lirios en general son famosos por ser unas flores preciosas y fragantes, siendo de las más populares para tener en el jardín, especialmente las variedades asiáticas. Sin embargo, los lirios orientales tienen flores más grandes que los asiáticos. Pueden llegar a crecer entre uno y dos metros de altura, mientras que sus flores pueden alcanzar una anchura de hasta 25 centímetros.

Generalmente, los lirios son bastante fáciles de cuidar. Una vez que hayan florecido los bulbos, sólo hay que mantenerlos un poco húmedos. Cuando las flores se hayan agotado, se deben cortar únicamente los tallos, el follaje debe permanecer hasta obtener un color amarillento, lo que indica que está comenzando a morirse. De esta manera fomentamos que el bulbo se alimente para poder florecer al año siguiente. Durante el otoño, es recomendable cubrir el área del lirio oriental con unos pocos centímetros de mantillo de corteza orgánica. Cuando llegue la primavera hay que despejar la siembra en cuanto comencemos a ver los primeros brotes de la planta.

Artículo relacionado:
Aprende cómo tener un Lilium oriental sano

Los bulbos se deben fertilizar una vez al año durante la estación primaveral con un fertilizante bueno de liberación lenta. Además, cada tres años es recomendable desenterrar racimos de bulbos y dividirlos para reproducir las plantas y de esta manera mejorar las flores.

Cómo usar plantas con flores grandes en el jardín

Algunas plantas con flores grandes quedan bien de fondo

La decoración de nuestros espacios exteriores es una cuestión de gustos personales. Las plantas con flores grandes pueden quedar muy bien o no, dependiendo de la combinación con otros vegetales y del espacio disponible. Por ello vamos a dar algunos consejos sobre cómo combinar los diferentes tamaños y tipos de las plantas. En primer lugar debemos asegurarnos de limpiar adecuadamente el espacio en el que queramos colocar las flores y de que este sea lo suficientemente grande para que puedan desarrollarse.

En cuanto a la combinación con otras plantas, la flores grandes pueden llegar a eclipsar considerablemente a las más pequeñas. Por ello es aconsejable utilizar flores de tamaño mediano o flores pequeñas pero agrupadas para que no pierdan visibilidad. En cuanto a las plantas altas con flores, como por ejemplo el delfinio o los girasoles, son una buena opción como fondo para otras plantas.

Respecto a los cuidados de las plantas con flores grandes, estos no difieren de las demás plantas. La cantidad de agua, luz y espacio que requieren depende de cada especie, por lo que debemos informarnos antes. También debemos tener en cuenta que las flores grandes pesan más, por lo que las plantas tienden a doblarse. Por este motivo es recomendable utilizar algún tipo de soporte para que se mantengan erguidas.

Ahora que ya conocemos 3 plantas con flores grandes, sólo nos queda plantarlas y disfrutar de su belleza.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.