Cómo ahorrar agua en el riego

Riego

El agua es un bien que en muchas partes del mundo es escaso, lo cual puede complicar mucho la tarea de diseñar un jardín que con el tiempo se vuelva exhuberante. Por este motivo, es muy importante ahorrar siempre que se pueda, pero ¿cómo?

A continuación te ofrecemos una serie de consejos que te serán muy útiles para saber cómo ahorrar agua en el riego, ya sea del jardín o de tus macetas.

Adquiere plantas autóctonas (o de zonas con clima similar)

Algarrobo

Algarrobo (Ceratonia siliqua), un árbol originario del mediterráneo muy resistente a la sequía.

Es lo más importante. Cuando se pretende tener un jardín o una terraza que exija un bajo mantenimiento, las plantas han de poder adaptarse sin problemas a las condiciones de tu zona. Esto significa que, si bien pueden necesitar un poco de ayuda durante el primer año, a partir del segundo y, sobretodo, del tercero deben de poder cuidarse prácticamente solas, a no ser que estén en maceta en cuyo caso habría que seguir regando de vez en cuando.

Elige el mejor momento para regar

Regadera metálica

Para conseguir que el agua que le des a las plantas pueda ser absorbida por ellas y no por el sol, hay que saber cuál es el mejor momento para regar, que es o por la mañana temprano o por la tarde-noche. Sin embargo, debes saber que hay excepciones: si recientemente has adquirido plantas durante el otoño y, especialmente durante el invierno el mejor momento para regarlas será en las horas centrales del día, cuando la temperatura sea un poco más agradable ya que así las raíces no pasarán tanto frío. Incluso puedes templarles un poco el agua para que estén mejor.

Crea setos cortavientos o construye muros

Setos altos

El viento reseca mucho las plantas. Proteger el jardín de él te ayudará a ahorrar agua. Para ello, puedes crear setos altos (tienes más información sobre ellos en este artículo) o muros.

Disfruta de un ”césped” con plantas tapizantes

Gazania

Gazania rigens

El césped es una alfombra verde que hay que regar mucho y muy a menudo. Una alternativa a él son las plantas tapizantes, las cuales con sus flores alegrarán la estancia y el jardín. Las más indicadas son las que tienen porte bajo como las gazanias, las alboradas (Gypsophila repens), el brezo de mar (Frankenia laevis) o la clavelina (Dianthus deltoides).

Almacena el agua de lluvia

Agua

Coloca cubos grandes en diferentes puntos del jardín para que se llenen cuando llueve. Así podrás usar esta agua para regar las plantas durante, al menos, unos meses.

¿Conoces otros consejos y trucos para ahorrar agua?

¿Te gusta la jardinería? Esto no te puede faltar
Tanto si te estás aficionando en el mundo de la jardinería como si eres un experto, no te puede faltar nada de esto:
Kit de accesoriosHerramientasSemillas

Categorías

Jardinería

Mónica Sánchez

Investigadora de las plantas y de su mundo, actualmente soy coordinadora de este querido blog, en el cual llevo colaborando varios años. Me encanta... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *