Ajo porro (Allium neapolitanum)

Estas plantas forman parte de la cultura humana desde hace siglos. Estas se encuentran dentro de la familia de las Amaryllidaceae y cuenta con 1250 especies diseminadas por el mundo entero.

El ajo, la cebolla, el cebollino o cebolletas, el ajo porro (cuyo nombre científico es Allium neapolitanum) y otros cientos de variedades con el olor característico y el particular sabor, utilizados en muchos de los platos culinarios propios de la región mediterránea.

Características

Definitivamente el Allium neapolitanum forma parte fundamental de las dietas, aunque culturalmente han servido también para mantener alejadas las vibraciones que no se encuentran en armonía y otras creencias populares. Además que hay que decir que esta planta posee realmente extraordinarias cualidades medicinales.

Es un honor contar con tan noble miembro del mundo vegetal en la flora silvestre y en cualquiera de sus presentaciones. Realiza una gran función protectora en huertos y jardines, ya que aleja por el olor a plagas o insectos, destacando a su vez por su belleza y agradable olor.

El Allium neapolitanum es una especie de las más de 1000 del género existentes en el planeta de la familia de las Amaryllidaceae y el nombre común por el que se conoce es ajo porro, ajo blanco, escarroneros, cebolleta, lágrimas de la Magdalena y ojos de Cristo.

Además de la Allium neapolitanum, existen otras especies muy conocidas y de uso común en la cocina como son la Allium crispum, Allium sativum, Allium schoenoprasum, Allium nigrum, Allium cernuum, entre otros y no son más que el nombre  para ingredientes comunes en la cocina como el ajo, cebollino, cebolla, puerros, etc. Todos llevan el nombre de Allium que etimológicamente tiene el significado de quemar y esto quizás porque se refiere al característico olor fuerte de la planta. La planta también era conocida por los romanos y se cree que el origen de su nombre proviene realmente del celta.

Allium es el nombre científico para el ajo y neapolitanum se refiere a la región de su procedencia o donde más se cultiva o es popular su uso. También se considera un dato dentro de su etimología según otros autores, que el nombre proviene de la palabra griega aglidion  y cuyo significado es evitar o huir, ya que su olor era considerado repugnante.

Fue Joseph Pitton de Tournefort  (1656-1708), un naturalista francés, uno de los primeros en utilizar el nombre de Allium para reflejar el nombre de la planta en sus estudios de botánica. Su uso culinario es bastante extenso debido a su sabor característico  y versatilidad ornamental y su sabor y propiedades son ideales  para el uso culinario, contando también con algunos beneficios medicinales.

Las lágrimas de la Magdalena o el ajo porro son unas pequeñas plantas bulbosas perennes que crecen un máximo de 30 centímetros de altura. Las hojas son largas y delicadas de un color verde brillante y suelen ser dos o tres. En las terminales de las hojas crecen pequeñas flores blancas que florecen entre finales del invierno y principio de la  primavera.

El bulbo de la planta se encuentra rodeado de bulbilos que por lo general son de color amarillo grisáceo. La totalidad de las especies del género poseen compuestos sulfurados que son derivados del sulfuro de alilo.

Cuando este se corta, la enzima de la aliína se convierte en alinasa, que es lo que otorga a los frutos de estas plantas su característico olor y propiedades. La alinasa o alicina tiene cualidades medicinales antibacterianas y antifúngicas. Además, posiblemente influyen en regular el colesterol, la tensión, combate la arterioesclerosis y tiene aplicación antiviral.

Algunas de estas plantas poseen más cualidades que otras, pero de forma general toda la familia de estas plantas comparte en mayor o menor grado estas cualidades.

Cultivo y cuidados del Allium neapolitanum

Estas especies de plantas pueden darse de forma anual o bianual y se cultivan con mayor facilidad en zonas templadas. Su adaptación puede soportar una que otra helada, pero prospera mejor en condiciones de sombra o semisombra.

También se pueden adaptar en zonas tropicales pero es más común verlas en la zona mediterránea. El hábitat de esta planta suele estar en terrenos con humedad y con sombra como las márgenes de los ríos, bordes de los caminos, etc., y el cultivo de este tipo de Allium no es exigente en lo que a la calidad del suelo se refiere. Sin embargo, es preferible que contenga materia orgánica y algo de humus.

Es muy resistente a las plagas y enfermedades y la mejor manera de multiplicarlos es a través de los bulbos después de la floración. Esta operación se suele realizar en otoño y este consejo es válido para todos los tipos de Allium. Si se van a plantar a través de las semillas, la estación ideal para hacerlo es en primavera y en una cajonera protegida. También se pueden plantar los bulbos directamente en el suelo en grupos grandes y no es raro que la siembra progrese de manera espontánea en suelos ligeramente sombreados.

Enfermedades y plagas

Por ser una planta muy resistente no es muy común que se vea atacada por ningún tipo de enfermedad o plaga, por el contrario, suele mantener alejado de los cultivos este tipo de problemas. Sin embargo, en muy poco porcentaje y en plantaciones industriales se puede ver afectada por la mosca de la cebolla, la podredumbre blanca y el mildiu.

En caso de plantaciones industriales la mosca de la cebolla es un problema serio que requiere de ayuda especial de pesticidas químicos. Pero si la siembra es pequeña, lo ideal es simplemente sembrar zanahorias cerca de esta.

El mildiu se controla eliminando las hojas afectadas, mejorando la ventilación de la planta y quitando las malas hierbas del entorno. Se debe eliminar el exceso de humedad y como último recurso se puede aplicar sobre la planta un extracto de cola de caballo. La podredumbre blanca se controla solo mejorando la ventilación de la planta y bajando los niveles de humedad.

Este tipo de plantas en general tienen una considerable importancia comercial, sus sembradíos y ventas de producto están bastante generalizadas convirtiéndolos en cultivos altamente provechosos para su comercialización.

Los cuidados de esta planta son realmente muy pocos, siendo bonita, agradable y de múltiples propiedades que ha ido acompañado los jardines y la vegetación silvestre desde hace miles de años. Su resistencia y adaptabilidad le garantizan un espacio en el mundo vegetal por mucho tiempo más.

¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno

Categorías

Huerto

Mi nombres es Lurdes y entre una de mis grandes aficiones se encuentra la jardinería y todo lo que tenga que ver con la naturaleza, las plantas y las flores. En general, todo lo que tenga que ver con lo "verde".

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.