Árboles frutales: el Granado

Granado, un frutal resistente a la sequía

Imagen – Wikimedia/Habib M’henni

El granado es un árbol o gran arbusto frutal muy resistente a la sequía y de muy fácil cultivo que tiene unas flores de un color rojo muy bonito. Crece en todo tipo de suelos, incluyendo los calcáreos que tienen mucha tendencia a compactarse, y no suele verse afectado por plagas ni enfermedades.

Si buscas una planta todoterreno que dé una gran cantidad de frutos para toda la familia, el granado es sin duda para ti.

Características principales

Los granados son frutales resistentes

Imagen – Wikimedia/Philmarin

El granado, cuyo nombre científico es Punica granatum, es una planta más o menos espinosa de hoja caduca que pertenece a la familia botánica Lythraceae. Es originario de Irán, aunque se ha naturalizado en la región mediterránea y en las Islas Canarias. Alcanza una altura máxima de 5m, y tiene hojas pequeñas, lanceoladas, de color amarillo-verdoso cuando son jóvenes, y verdes cuando terminan de madurar. La flor, que brota en primavera, mide unos 4cm de diámetro, de color rojo. Y el fruto, la granada, mide hasta 12cm y tiene forma esférica, de color rojo.

Es una planta que, pese a que pueda parecer lo contrario, es muy, muy rústica. De hecho, puede resistir hasta los -12ºC. Y si hablamos de temperaturas máximas, aguanta sin problemas hasta los 40ºC. Así pues, puedes tener un granado en una gran variedad de climas 🙂 .

Variedades de granado

Hay de tres tipos:

  • Común: que es el que da los frutos de sabor dulce.
  • Agrio: como su nombre indica, sus frutos son desagradables para el paladar. Pero se utilizan sus flores para decorar.
  • Sin pepita: como el grano de Elche o el mollar de Játiva, dos de las principales variedades españolas.

Cultivo o cuidados del árbol de granado

¿Te gustaría tener uno en tu jardín o patio? Toma nota de estos consejos:

Ubicación

Es una planta que necesita sentir el paso de las estaciones, de modo que se ha de tener en el exterior. Asimismo, es importante que esté en una zona donde le dé el sol directamente, a ser posible durante todo el día, pues de lo contrario su desarrollo no será el adecuado.

Suelo o tierra

No es exigente, pero tanto si lo vas a tener en el jardín como en maceta, es preferible que la tierra o el sustrato sean capaces de drenar rápido el agua, pues el granado es una planta a la que no le gustan demasiado los encharcamientos.

Riego

El granado resiste la sequía

En el jardín

Se trata de una planta que aunque es muy resistente a la sequía, cuando se cultiva por su fruto se debe de regar dos veces por semana. De todas maneras, si en tu zona caen al menos 350mm de precipitación al año, a partir del segundo año que esté en el suelo puedes ir espaciando los riegos.

En maceta

En caso de cultivarlo en maceta, has de ir regándolo de vez en cuando a lo largo de todo el año, siendo más seguidos en verano que en el resto del año.

Tienes que echar agua hasta que se salga por los agujeros de drenaje. Si vieras que sale demasiado rápido, algo que ocurre si el sustrato se ha vuelto tan compacto que se ha ‘convertido’ en una especie de bloque tierra incapaz de absorber el agua, coge la maceta (sin extraer al granado de ella) y métela en un recipiente con agua durante una media hora o hasta que veas que el sustrato se ha humedecido por completo.

Abonado

No es estrictamente necesario, pero puedes abonarlo desde primavera hasta finales del verano, siendo aconsejable hacerlo con un abono orgánico como el extracto de algas siguiendo las indicaciones especificadas en el envase del producto.

También puedes echar mantillo, compost o estiércol de animales herbívoros sobre la tierra, y mezclarlo con la capa más superficial del suelo. De este modo, conseguirás enriquecer tanto tu jardín como a tu granado.

Poda

Para podar tu árbol, tienes que quitar aquellas ramas que se entrecrucen, los chupones, y aquellas que se vean débiles o enfermas a finales de invierno.

Utiliza para ello herramientas de podar adecuadas, como las tijeras de podar para las ramas de 1 centímetro de grosor o menos, y un serrucho o sierra de mano para las más gruesas.

No te olvides de ponerte unos guantes para mantener protegidas tus manos.

Época de plantación o trasplante

Planta tu granado en el jardín o pásalo a otra maceta mayor en primavera, cuando las heladas hayan pasado.

Soporta bastante bien los trasplantes, pero ten cuidado de no manipular mucho sus raíces. Cuando esté en su nueva ubicación, dale un buen riego.

Plagas

Puede verse atacado por el barrenillo, pulgones, cotonet, cochinilla de la tizne y por la barrena.

Se tratan con tierra de diatomeas, jabón potásico o aceite de neem.

Enfermedades

Es sensible a la botritis, un hongo que, en su caso, pudre el fruto. Se trata con fungicida.

Problemas del granado

El granado es fácil de mantener sano, pero a veces pueden surgir dos problemas:

  • Las granadas se abren: ocurre cuando no ha recibido la misma cantidad de agua durante el crecimiento y la maduración de los frutos. Puedes evitarlo instalando un riego por goteo por ejemplo.
  • Las granadas se agrietan y les aparecen manchas: ocurre cuando han estado expuestas a una fuerte insolación.
    Puedes ponerle por encima malla de sombreo si lo consideras necesario.

Recolección

Las granadas se recolectan en otoño

La recolección empieza en cuanto los frutos adquieren su color y tamaño definitivo, es decir, hacia finales del verano/comienzos de otoño las variedades más tempranas, y hacia mediados de otoño las más tardías.

Multiplicación

El granado se multiplica por semillas y esquejes en primavera u otoño.

Semillas

Se siembran en semilleros con sustrato de cultivo universal, procurando no poner más de 2 semillas en cada uno. Luego, se va regando de vez en cuando, para que germinen al cabo de unos 20 días.

Coloca el semillero al aire libre, a pleno sol. De este modo, las plántulas podrán crecer bien.

Esquejes

Es la manera más rápida de conseguir un ejemplar de cierto tamaño. Para ello, se corta una rama de unos 25 centímetros, se impregna la base con enraizantes caseros, y luego se planta en una maceta con tierra enterrando sus primeros 5 centímetros.

Por último, se lleva la maceta en el exterior, en semisombra.

Rusticidad

Resiste el frío y las heladas de hasta los -12 grados centígrados, pero por propia experiencia te diré que vive sin problemas en regiones cálidas. Por ejemplo, en mi zona la temperatura mínima que hay es de -1,5ºC algunas veces en febrero, y la máxima es de 38ºC en agosto, y el granado crece y produce numerosos frutos sin problemas.

¿Qué usos se le da?

El granado resiste la sequía

El granado tiene diversos usos:

Ornamental

Es una planta muy decorativa, ideal para tener como seto, o incluso como ejemplar aislado. También se utiliza mucho como bonsái.

Culinario

La fruta se consume grano a grano, fresca. Asimismo, se hace con ella jarabe, bebidas y sorbetes.

Medicinales

Se usa en gargarismos para aliviar la tos sobretodo. Además, puede ayudar a reducir la fiebre, frenar las diarreas y aliviar el dolor de los cólicos.

¿Dónde comprar?

Consigue tu granado desde aquí.

Con estos consejos, tu granado crecerá sano y fuerte 😉 .


4 comentarios, deja el tuyo

  1.   Loli dijo

    Gracias por tu conocimiento!!

    1.    Mónica Sánchez dijo

      A ti 🙂

  2.   Maryte dijo

    Hola compré uno hace poco al principio estaba verde espléndido pero a pasado un mes y las hojas se volvieron amarillentas y como chamuscada no sé si es porq lo regué mucho ya que no sabía que era solo dos veces por semana o si se me a enfermado! Estamos en primavera a un mes del verano

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Maryte.
      Por lo que cuentas, parece que ha sufrido exceso de riego.

      El granado es una planta muy resistente a la sequía, por lo que hay que regarlo muy poco.

      Mi consejo es que suspendas los riegos por una temporada, y lo trates con algún producto anti-hongos (fungicida). Si le tienes puesto un plato debajo, o dentro de un macetero sin agujeros en la base, es mejor que se lo quites ya que si las raíces están en contacto con el agua estancada mucho tiempo se pudren.

      Y a esperar.

      Ánimo.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.