¿Cómo cuidar un bonsai frutal?

Los bonsais frutales necesitan unos cuidados especiales

Imagen – Wikimedia/Drew Avery

¿Tienes un bonsai frutal? Entonces has de saber que los cuidados que requiere son un poco diferentes a los que les darías a otro que es, simplemente, ornamental, sobretodo si te gustaría poder degustar sus frutos.

Y es que no hay que olvidar nunca de que, aunque esté en una maceta o bandeja de bonsai, lo que tienes es un árbol que, mediante podas, se mantiene pequeño; pero si lo plantases en el suelo, se haría grande pues esa es su naturaleza. Es decir, los bonsais se hacen, y no ‘nacen’.

¿En interior o en el exterior?

El bonsai manzano es de exterior

Imagen – Flickr/Jerry Norbury

Esta parece que es la pregunta del millón. ¿Dónde hay que poner un bonsai? ¿Y si es frutal? Bueno, pues la respuesta realmente no es tan compleja como parece: como decíamos al principio del artículo, los bonsais son árboles que se han trabajado para que se vean sanos y bonitos en macetas o bandejas reducidas. Pero son árboles al fin y al cabo. Y claro, estas son plantas que crecen en el exterior.

De hecho, no hay ninguna planta que sea de interior, absolutamente ninguna. Lo que sí hay son plantas que, debido a que baja resistencia al frío, se deben tener dentro de una vivienda o de un invernadero si queremos que sobrevivan. Es por eso por lo que por ejemplo un bonsai de kumquat o de higuera se considera de interior en un lugar donde hay heladas muy intensas, pero no en el mediterráneo.

Por lo tanto, será el clima -y más concretamente, el que haya en otoño y en invierno- y la rusticidad de nuestro bonsai, lo que determine si tiene que estar dentro o fuera de casa. Pero incluso aunque no pueda estar todo el año en la intemperie, será muy recomendable sacarlo al exterior durante los meses cálidos del año para conseguir que crezca mejor.

¿Sol o sombra?

Cuando pensamos en un árbol frutal, solemos imaginarnos un tipo de planta muy alta que está expuesta a la luz del sol, pero cuando se trabaja como bonsai, no siempre será buena idea ponerlo en un lugar soleado, o en uno donde le dé el sol durante todo el día. Sí, necesita mucha claridad, tanto para crecer como para florecer y fructificar, pero en según qué situaciones será mejor ponerlo en semisombra o en sombra.

¿De qué situaciones hablamos? Pues de estas:

  • Bonsais que solemos tener en interior, y que sacamos fuera solo en primavera y/o verano.
  • Bonsais recién comprados que estaban bajo techo.

¿Cuál es el mejor sustrato para un bonsai frutal?

En las tiendas de bonsais, sean online o físicas, existen muchos tipos de sustratos y mezclas para este tipo de plantas: akadama, kiryuzuna, kanuma, fibra de coco, etcétera. Si tenemos un bonsái frutal, nos interesa ponerle uno que sea ligero y que, además, tenga muy buen drenaje para que el sistema radicular de nuestro arbolito pueda desarrollarse con total normalidad.

También es aconsejable que sea rico en materia orgánica, pero realmente esto no es obligatorio ya que con el abonado conseguiremos que no le falte ningún nutriente importante.

Así, una buena mezcla es por ejemplo esta: 60% turba negra + 40% perlita. Hay otros que prefieren mezclar sustratos minerales, como la akadama y la kiryuzuna en una proporción de 7:3, pero aunque en estos el riesgo de que las raíces se pudran es menor, sí existe una mayor probabilidad de que el bonsai se seque, puesto que pierden la humedad bastante rápido.

¿Cuántas veces por semana hay que regarlo?

El bonsai de granado se riega poco

Imagen – Wikimedia/Mark Pellegrini

El riego del bonsai frutal tiene que ser moderado. En verano, y más si está en el exterior, se debe regar con frecuencia, incluso a diario o cada dos días si hace mucho calor y el sustrato se seca con rapidez. Pero para que no haya problemas, siempre se debe comprobar la humedad de dicha tierra, pues tanto si regamos en exceso como si por el contrario lo hacemos muy poco, perderíamos al bonsai.

Así que para comprobar la humedad introduciremos un palito. Al extraerlo veremos si está húmedo o si por el contrario está seco.

¿Cuándo y con qué abonarlo?

Bonsáis en jardín
Artículo relacionado:
Tipos de abono para bonsái

Si bien existen fertilizantes (llamados comúnmente abonos químicos), es preferible abonarlo con productos de origen orgánicos, es decir, con abonos. Y dentro de este grupo encontramos el guano, el humus, o el estiércol. Eso sí, siempre que sea posible, compraremos abonos líquidos para que las raíces tengan oportunidad de absorberlos más rápido.

En el caso de que compremos abonos granulados o en polvo, echaremos solo una cucharada pequeña (de las de postre) una vez cada quince días.

Por supuesto, otra opción es aplicarles fertilizantes específicos para bonsais como este. Siempre que se usen correctamente, habiendo leído las indicaciones que encontraremos en el envase, nuestro bonsai frutal se verá muy bonito.

La época más adecuada para abonarlo es desde primavera hasta finales del verano, pues durante ese tiempo es cuando está creciendo, y por consiguiente, cuanto más necesita ese aporte de energía extra.

¿Cuándo y cómo podar al bonsai frutal?

El bonsai frutal es una planta delicada

Imagen – Wikimedia/Ermell

La poda del bonsai frutal se hará en primavera. Esta tiene que consistir en la eliminación de aquellas ramas que están secas o rotas, así como en el recorte de aquellas que hayan crecido en exceso teniendo en cuenta el diseño que se le ha dado a la planta.

Para hacer esto se deben de utilizar herramientas de poda adecuadas, como unas tijeras de yunque previamente lavadas y desinfectadas, y pasta cicatrizante de color marrón si cortamos ramas con un grosor de unos 0,5cm o superior.

Confío en que los consejos que te hemos ofrecido aquí te sean de utilidad para cuidar de tu bonsai frutal.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.