Cómo y cuándo realizar un injerto de naranjo

injerto en naranjo

El injerto es una técnica empleada en la agricultura para agilizar el crecimiento de los cultivos y de las plantas. Para el caso del naranjo, emplear un injerto es una excelente manera de poder cultivar distintos tipos de naranjas de la misma raíz.

Además, la ventaja que ofrece esta técnica es que se pueden realizar injertos en todos los árboles cítricos. ¿Quieres saber cómo y cuándo debes hacer un injerto de naranjo?

Lo primero que tienes que hacer esperar la temporada adecuada para que el injerto tenga la máxima tasa de éxito en su desarrollo y crecimiento. Esta temporada es en primavera, cuando las temperaturas comienzan a ser más altas y también las precipitaciones. El mejor momento para cortar e insertar los injertos es cuando el árbol se encuentra en la cúspide de la entrada de la temporada de crecimiento activo.

Normalmente, los injertos que tienen más éxito suelen hacerse entre los meses de abril a septiembre.

Para comenzar a realizar tu injerto, necesitarás cortar una buena cantidad de ramas que tengan una longitud de unos 25 a 30 centímetros de un árbol que esté saludable. Tienes que fijarte en que la ramas que cortes hayan crecido del año anterior, puesto que los injertos del año actual  no suelen salir exitosos.

A continuación escoges el naranjo donde quieras colocar el injerto y tienes que colocarlo a unos 25cm de distancia del suelo. Conforma más cerca esté del suelo, más cantidad de agua y nutrientes puede recibir y, por lo tanto, mayor tasa de éxito tendrá.

Ahora haz un corte de aproximadamente 3,75 cm en forma de “T” en el sitio que hayas escogido para el injerto. Utiliza un cuchillo con filo y no olvides que el corte debe hacerse por debajo de la corteza, dentro del naranjo que hayas elegido.

Corte en forma de T para injertar el naranjo

Coge la rama para hacer el injerto del naranjo y escoge el brote que sea más grande. Después realiza un pequeño corte en la corteza donde se injertará. Para ello, levanta la corteza del corte en “T” e introduce la rama en ese espacio. La rama tiene que quedar totalmente sujeta por la corteza del árbol.

Una vez introducida la rama, cúbrelo con cinta debajo y encima del injerto para evitar que se mueva y pierda capacidad para integrarse al naranjo.

Ahora ya sólo debes dejar que la naturaleza haga su curso y esperar a que comience a crecer desde ahí.

 

 

¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno

Categorías

Jardinería

Germán Portillo

Graduado en Ciencias Ambientales y Máster en Educación Ambiental por Universidad de Málaga. Mi objetivo es dar a conocer toda la información de... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *