Calabacín blanco

calabacin blanco

El calabacín blanco es una variedad de calabacín, que se caracteriza por un color verde a blanquecino, un tono de brillo suave y una forma de cúpula general. En general, la temporada del calabacín blanco suele ser entre marzo y mayo, y cosecharlo en el momento adecuado le dará un sabor especial. Muchos se preguntan si es mejor que el calabacín verde y cómo se debe cultivar.

Por ello, en este artículo vamos a contarte todo lo que necesita saber sobre calabacín blanco, su origen, características y cultivo.

Características principales

crecimiento de calabacin blanco

No está claro si el calabacín es originario del sur de Asia o América Central. Se constató en algunos escritos que fue consumido por egipcios, griegos y romanos; pero fueron los árabes quienes lo introdujeron en los países mediterráneos. Introducido en Europa después de la Segunda Guerra Mundial.

El calabacín blanco tiene un bajo aporte calórico y es completamente desgrasado, por lo que es un alimento muy recomendable para todo tipo de dietas. Además es ligero y de fácil digestión, por lo que se recomienda su consumo para todo tipo de personas y diversas dietas.

El calabacín es una verdura perteneciente a la familia de las Cucurbitáceas y su nombre botánico es Cucurbitáceas. La planta es rastrera, herbácea y anual. Su apariencia es de hojas erizadas. Su siembra es sencilla y progresa rápidamente, pudiendo desarrollarse en diferentes épocas del año. Incluye dos variedades: Condensa o rectangular, que pertenece al calabacín, y Ovifera, que se utiliza principalmente como adorno.

El calabacín es un tipo de calabaza que se come tierna antes de madurar. Es muy popular y se ha convertido en un elemento básico de la comida mediterránea, se come en tortillas, rellenos, guisos, nata o simplemente frito en una sartén. Es muy sencillo incluirlo en la dieta diaria, porque se adapta a decenas de recetas, sanas, ricas y apetitosas. Combina bien con carnes, aves y otras verduras. Para una ensalada cocida, es perfecta y deliciosa.

Beneficios del calabacín blanco

diferencias con el verde

Vamos a ver cuáles son los principales beneficios que podemos obtener al incluir en la dieta del calabacín blanco:

El calabacín blanco es una verdura ideal y contiene vitaminas C, B1, B2 y B6. También es rico en minerales como potasio, magnesio, yodo, sodio, hierro, calcio y fósforo. Además, contiene pocas calorías.

  • Bajo aporte calórico, lo que lo hace ideal para quienes siguen una dieta de adelgazamiento.
  • Es una verdura que puede ayudarte a hablar sobre la salud del corazón y las articulaciones.
  • Contiene innumerables vitaminas que ayudan a retrasar los signos del envejecimiento.
  • Las propiedades antipiréticas son muy útiles para regular la temperatura corporal.
  • Propiedades diuréticas, actuando directamente sobre la estimulación de los fluidos del organismo.

Descripción detallada

Los tallos de la planta de calabacín tienen cerdas pentagonales y sin espinas, mostrando un eje central con crecimiento limitado, y las hojas se insertan en él. Tiene nervaduras de cinco lados y se siente áspero. El pedúnculo pentagonal conecta la fruta y es la parte desarrollada del tallo.

El fruto es una baya carnosa, cilíndrica y alargada, similar al pepino. Su tamaño varía según la subespecie. Cuando madura, se «envuelve» en un polvo blanco. Mayormente verde, pero también amarillo y blanco, se come cuando está tierno. Puede alcanzar los 50 cm de longitud y los 12 cm de diámetro. Cada planta puede producir de 8 a 15 kilogramos de fruta.

Las flores de calabacín son comestibles, grandes, anaranjadas y con forma de trompeta. Los pétalos muestran lóbulos distintos, de forma afilada y de un hermoso color amarillo. Las hojas también son grandes, palmeadas, redondas, con dentaduras y lóbulos en los bordes. Son de color verde con manchas blancas en las venas. El pecíolo es largo y hueco, cubierto de pelos.

El calabacín tiene una raíz primaria de la que germinan las raíces secundarias. Su progreso depende del tipo de cultivo. En suelos arenosos, se presenta entre 25 y 30 cm de profundidad. Sobre superficies secas y desprotegidas, avanzar más profundo, de 50 a 80 cm.

Cultivo y beneficios del calabacín blanco

tipos de calabacines

El calabacín blanco es fácil de cultivar a partir de semillas y se considera uno de los vegetales más productivos. Una planta puede dar frutos durante todo el verano. Requiere mucha luz solar y un clima cálido, con una temperatura entre 18ºC y 25ºC. No puede resistir temperaturas por debajo de los 8º C.

Siembra el calabacín directamente en el suelo o en una capa de arena, sembrada en una proporción de 2 a 3 semillas. Estas semillas se esparcirán juntas para que cuando broten, es más probable que rompan el suelo. Deben cubrirse con tierra o arena de 3 o 4 cm de espesor según corresponda. Las plántulas germinan en 5-8 días y el suelo arenoso germina en 2-3 días.

Como cualquier verdura, el calabacín blanco es bajo en grasas, por lo que se recomienda incluirlo en una variedad de dietas, especialmente en las de adelgazamiento. Por ser ligero y fácil de digerir, puede ser consumido por cualquier grupo de personas, ya sean niños, jóvenes o ancianos.

Debido a la gran proporción de agua, su contenido calórico es muy bajo. Una de sus características más destacadas es su fuerte capacidad de digestión. Se recomienda para favorecer la desintoxicación del organismo y proteger los intestinos.

El calabacín aporta fibra al cuerpo, evitando así el estreñimiento. Debido a su bajo contenido en carbohidratos y sodio y su baja proporción de lípidos a proteínas, es muy adecuado para pacientes con diabetes e hipertensión. Además, contiene una gran cantidad de minerales, como fósforo, potasio y magnesio, que son esenciales para la prevención de enfermedades.

Diferencias entre calabacín blanco y verde

Realmente las únicas diferencias que se pueden apreciar en el calabacín blanco y el verde es el grosor. El calabacín blanco tiene un grosor algo mayor que el verde. Además, suelen tener menos semillas y más finas, por lo que suele ser más caro a la hora de comprarlo. Hay que tener en cuenta que no existen diferencias notorias entre las especies de calabacines, más que la apariencia y el color. En cuanto a sabor apenas varía de un color a otro.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre calabacín blanco y sus características.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.