Campanula carpatica (campanillas)

Cuando termina el frío invierno y comienza la primavera más cálida, los jardines e interiores de viviendas se invaden de una hermosa flor. Esta flor es la campanula carpatica. Su nombre común es campánula o campanillas y tiene un color destellante azul que sirve como decoración.  Estas flores son muy abundantes y una buena elección si queremos inundar de color nuestro jardín e interiores.

¿Quieres saber cómo cuidar a la campanula carpatica para que tu jardín reluzca de belleza? En este post encontrarás todo lo necesario 🙂

Características generales

Esta planta pertenece al género de plantas fanerógamas que cuenta con más de 1500 especies. Estas flores prefieren las regiones templadas del hemisferio norte para crecer. Son favorecidas por las temperaturas más cálidas de la primavera. El tamaño puede ir desde los 5 centímetros solamente en las zonas más frías hasta los 2 metros en zonas de altura. Para que su crecimiento sea óptimo se necesitan regiones más cálidas.

En este caso, la campanula carpatica es una planta que alcanza un tamaño de 10-25cm. Se cultiva de forma bianual, aunque en zonas donde el clima es más cálido y con menos precipitaciones es considerada una planta perenne.

Sus tallos son de color verde y las hojas de distintas formas. En las más comunes nos encontramos formas alargadas, en forma de corazón, dentadas, lanceoladas, redondas, de color verde oscuro, verde glauco, verde claro o verde grisáceo. Su porte es rastrero y sus flores tiene forma de campana (de ahí su nombre común). Las flores pueden ser estrelladas, poco colgantes, de color blanco, lila, azul, rosa, violeta o púrpura

Cuando esta planta se encuentra en estado silvestre, crecen en zonas donde el acceso es más complicado. Se encuentran cerca de algunos musgos adheridos a terrenos pedregosos. Por ello, la campánula es considerada una planta pionera por abrir el camino al crecimiento de otras plantas.

Es originaria de los Montes Cárpatos (de ahí el nombre campanula carpatica).

Requisitos de la campanula carpatica

Gracias a que es una planta con características rústicas, su cuidado y su cultivo no es muy complicado. Se puede cultivar tanto en macetas como en el suelo. Es importante que la ubicación en la que la pongamos tenga sombra. Los rayos del sol pueden ser muy dañinos para sus tejidos y acabar muriendo.

En cuanto al riego, necesita de abundante riego (sobre todo en la época más cálida) pero sin llegar al encharcamiento. Es preferible que la planta se mantenga siempre con un nivel de humedad adecuado. Para la época de temperaturas más altas, es aconsejable alternar los riegos con abono líquido. Para el resto del año es mejor no abonarlas.

En las épocas de mayor frío es mejor regarlas menos para que no se llegue a encharcar. Se puede emplear un pulverizador para regar suavemente y mantenerla húmeda. Es importante que el mantillo permanezca húmedo para que la planta pueda adquirir sus nutrientes.

Si queremos utilizar otra cosa que no sea mantillo, podemos utilizar un plato con piedras y agua y colocar encima la maceta. Debemos tener cuidado con que el agua no esté en contacto con la base de la maceta.

Floración y poda de las campanillas

La campanilla o campanula carpatica comienza a florecer cuando llegan las temperaturas más altas de la primavera. Aunque es su época de crecimiento, es en verano cuando alcanza su máximo esplendor.

Es aconsejable podarla para que su floración siga de manera continua durante todo el verano. La poda debe realizarse conforme se empiezan las flores a marchitar. Para ello, utilizaremos unas tijeras de hojas bien afiladas para evitar dañar los tallos. Los expertos recomiendan desinfectar los instrumentos que se utilizan para llevar a cabo la poda. Esto se hace calentándolos al fuego. Así evitaremos que los tallos cortados se infecten de alguna manera.

La poda debe dejar a las ramas de las plantas con una altura de 7 cm. Al desinfectar nuestros objetos estaremos dándole a la campánula más fuerza y vigor para estar lista en su próxima época de crecimiento.

Plagas y enfermedades

Por lo general, la campanula carpatica no es una planta que esté expuesta a plagas o enfermedades. Cuando las hojas de la planta se ponen de color amarillo y se marchitan se debe a la falta de riego. En esta caso, retiraremos las partes mustias y mejoraremos el riego y la humedad de la maceta. Si por el contrario no florece y tiene un aspecto más apagado, se deberá a un exceso de riego. Recordamos que esta planta es muy sensible a la humedad y el encharcado.

Si la planta se encuentra marchitada por el exceso de riego, antes de darla por perdida podemos tratarla. Se sugiere sacar la planta de la maceta, cortar las raíces mustias y desinfectarla con la tijera afilada y caliente.

Multiplicación y reproducción

Para multiplicar nuestra campánula podemos hacerlo de varias formas. La primera es a través de semillas. Esta forma de reproducción es la menos indicada y recomendada, puesto que con las modificaciones genéticas que posee la especie es probable que obtengamos plantas que son diferentes a la planta madre.

La segunda forma y la más conveniente es por esquejes. Usamos lo tallos que extraemos de otras plantas para reproducirla. Los esquejes deben ser de unos 10 cm de largo. Retiramos las hojas más bajas con un instrumento bien afilado. Después colocamos el extremo que hemos cortado lo más cerca posible del nudo. Esto se hace para favorecer el nacimiento de las raíces También podemos utilizar un rizógeno.

Por otro lado, en una nueva maceta, preparamos un compost hecho de turba y arena gruesa para plantar los esquejes. Una vez los colocamos, cubrimos la macera con una bolsa de plástico para evitar su contaminación. Es importante que la planta se encuentre a unos 15 grados de temperatura y a la sombra. De lo contrario no podrá sobrevivir.

La aparición de nuevos brotes nos indicará que la reproducción ha sido todo un éxito. Es entonces cuando podremos quitar la bolsa y colocar la maceta en un lugar más iluminado.

La campanula carpatica es una planta de gran belleza que no puede faltar en tu jardín en primavera. ¿A qué esperas para hacerte con una?

¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno

Categorías

Flores

Germán Portillo

Graduado en Ciencias Ambientales y Máster en Educación Ambiental por Universidad de Málaga. Mi objetivo es dar a conocer toda la información de... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.