Rebozuelos (Cantharellus cibarius)

Una de las setas silvestres más bonitas de encontrar es el rebozuelo. Su nombre científico es Cantharellus cibarius. También es conocida por otros nombres comunes como zizahori y rossinyol. Es muy usada en la cocina por su versatilidad a la hora de preparar estupendos platos con un gran sabor. Su color destaca por ser amarillo y se puede ver fácilmente entre el verde de la hierba. Es poco probable que sea atacada por larvas e insectos, por lo que esta seta se mantiene en buenas condiciones.

Si quieres saber más sobre las características del Cantharellus cibarius y sus propiedades, éste es tu post 🙂

Características principales

Aunque el nombre científico es Cantharellus cibarius, es más conocido por el nombre de rebozuelo. Ocurre igual con los rebollones. En casi todas las zonas de la península se puede conocer a gente que la llama rebozuelo. Pertenece a la clase de los Basidiomicetos. Es una seta comestible bastante sencilla de reconocer y con la que se pueden realizar platos con gran sabor. Para la gastronomía es todo un manjar la de variedades que se pueden hacer.

Si has ido a recolectar setas y has visto un rebozuelo, probablemente no vuelvas a confundirte nunca más. Su forma típica y el color son las dos características principales por los que se diferencian visualmente esta especie del resto. Posee un pie muy representativo. Normalmente todas las setas poseen anillos, pero esta especie no. Es pequeño y macizo. Su grosor es menor en la base que el resto, lo que también suele ser diferente. Conforme llegan a las láminas, va creciendo en anchura.

En cuanto al sombrero, tiene los bordes levantados tal y como si fuera un embudo en estado adulto. Llega a superar 12 cm de altitud en los ejemplares adultos de mayor tamaño. Lo más normal es que sea menor. Su color es amarillo intenso y posee una cutícula separable y seca. Su margen está lobulado y el inicio es bastante plano. El sombrero cuenta con una gran variedad de tonalidades que depende enteramente del tipo de tierra donde crezca. Estas condiciones se debe al tipo de suelo, pH, cantidad de nutrientes y/o humedad. Puede variar desde los tonos más blanquecinos hasta los más anaranjados, pasando por todas las tonalidades de amarillo.

En el sombrero se pueden observar pliegues en vez de láminas, lo que la hace característica con respecto a otras especies de setas más comunes. Los pliegues son bastante gruesos y mantienen el mismo color que el sombrero. Su carne es bastante espesa y consistente, algo que deja que desear en otras especies. Suele ser de color blanquecina y con tonalidades amarillas en los bordes.

Hábitat natural

El Cantharellus cibarius requiere de algunos suelos con características únicas. Por ejemplo, necesita de un sustrato silíceo con un pH mayoritariamente ácido. En cuanto al tipo de suelo, podrás encontrarlo en granitos pizarras, cuarcitas y areniscas.

Es un tipo de hongo que se asocia a otras especies vegetales para vivir en comunidad. Suele encontrarse observando entre la hojarasca. Los puntos más habituales de su hábitat natural suelen ser los hayedos, los bosques caducifolios, las encinas, robledales y castañares. Aunque no tan común, también se le puede encontrar cerca de jaras y helechos.

En cuanto a su área de distribución, están repartidos por toda la península desde Cádiz hasta los Pirineos. Hay zonas donde es más abundante que otras. Es, posiblemente, el hongo silvestre más consumido y comercializado.

La temporada del rebozuelo comienza a finales de primavera e inicios de verano. Su comienzo depende enteramente de las lluvias que han acontecido en los meses anteriores. Si ha llovido en mayor cantidad, podrán crecer antes. Si el año es bastante lluvioso es posible que nos encontremos a rebozuelos creciendo hasta bien entrado el invierno.

Necesitan de mucha humedad para poder crecer, por lo que depende mucho de las lluvias. La calidad de las mismas también derivan de las lluvias. Poseen un sistema de hidratación interna que les permite mantenerse bien sanas una vez han crecido, aunque las condiciones sean de sequía o escasas precipitaciones. Puede llegar a sobrevivir varios días enteros sin ningún tipo de humedad y con altas temperaturas.

Una vez comienzan a desarrollarse, lo hacen de forma muy abundante y regular, eligiendo el mismo espacio de los años anteriores. Por ello, es bastante útil apuntar las zonas donde lo has recolectado porque, muy probablemente, al año siguiente las encuentres allí.

Confusiones del Cantharellus cibarius

Como hemos mencionado antes, se trata de un hongo bastante fácil de identificar. No es muy habitual que se pueda confundir con alguna seta venenosa. Es normal pensar que, con ese tono amarillo tan fuerte, tenga aspecto de seta tóxica. Sin embargo, es raro que haya una confusión.

Hay algunas confusiones con este tipo de seta pero no son de intoxicación, sino más de carácter culinario. Hay una especie conocida como falso rebozuelo y se trata del Hygrophoropsis aurantiaca. Se trata de una seta pequeña que también posee un color amarillo y crece entre pinares. No es tóxica, pero tiene un valor culinario peor que el del rebozuelo. Para poder diferenciarlas sólo hay que observar las láminas que posee el falso rebozuelo y ver que el rebozuelo auténtico cuenta con pliegues.

Otra de las confusiones que pueden tener es con una variedad de cantharellus como es el C. tubaeformis. Se trata de una confusión que no supondrá casi ningún problema, dado que también tiene calidad gastronómica. No hay que tener miedo a que sea venenosa. Para diferenciarlos tenemos que fijarnos en que esta variedad posee un tono más grisáceo, alargado y fino. Además, su sombrero cuenta con un tono algo diferente y más oscuro.

Sea cual sea el tipo de confusión, no es habitual que recolectemos una seta venenosa en lugar del rebozuelo. Solamente tendremos algunos problemillas gastronómicos y nuestros platos no tendrán el mismo sabor.

La que sí se parece al rebozuelo y es tóxica es la seta del olivo. Pero como su nombre indica, va asociada al olivo. El rebozuelo jamás estará cerca de olivos, por lo que no la confundiremos.

Espero que esta información te ayude para disfrutar del Cantharellus cibarius y su recolección.

¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.