Cercis chinensis

arbol cersis chinensis

Uno de los árboles ornamentales más bonitos y conocidos por su colorido es el Cercis chinensis. Se trata de una especie que pertenece al género Cercis y que se le conoce también por el nombre de árbol del amor. Es muy utilizado en la ornamentación de parques y calles. Su cultivo también se utiliza en jardines privados.

Por ello, vamos a dedicar este artículo a contarte todo lo que necesita saber sobre el Cercis chinensis, sus características y cultivo.

Características principales

arbol crecido de cercis

Es una especie caducifolia de leguminosas (árboles y arbustos, identificables por sus frutos parecidos a las leguminosas, con 730 géneros y 19.400 especies). Suele tener un tamaño de 4 a 6 metros, y en contadas ocasiones lo hemos visto superar estas medidas (hasta 10 y 15 metros). Sus flores rosadas en primavera son distintivas y fácilmente reconocibles. Es típica de la región mediterránea, pero su cultivo también es común en África y América del Norte.

Tiene varios nombres curiosos como árbol del amor, algarrobo loco (no confundir con el algarrobo común, ese no es loco 😉 ), ciclamor o judas. Este apellido te explicamos por qué. Existe un viejo mito de que Judas se ahorcó de este árbol después de traicionar a Cristo. Pero se entiende que esto puede haber sido un error de transcripción ya que su nombre en francés es «Arbre de Judée» ya que se cultiva en la región de Judea.

Requerimientos del Cercis chinensis

cersis chinensis

El clima al que se adapta perfectamente el árbol del amor suele ser un clima mediterráneo, por lo que puede soportar veranos calurosos e inviernos suaves. También es capaz de soportar bajas temperaturas, pero cuidado con las fuertes heladas. Hay que tener especial cuidado a la hora de regar, ya que podemos tener problemas tanto por carencia como por exceso.

Evitaremos riegos abundantes que puedan agobiar las raíces, y evitaremos periodos prolongados de mucho calor sin regar. Lo más importante, para mantener las condiciones de riego anteriores, debe ser un suelo bien drenado (15-20 mm/h), tolerante a suelos ácidos y alcalinos. Cuando empiece a florecer y lo mantenga así el mayor tiempo posible, seguiremos dando hasta que caigan las hojas en otoño.

Multiplicación y mantenimiento del Cercis chinensis

variedades de arboles ornamentales

Cercis chinensis se puede propagar por semilla, pero tiene un problema. Resulta que las semillas tienen un estado interno de latencia y deben tratarse antes de sembrar para estimular la germinación. Estos tratamientos se basan en la aplicación de agua caliente o ácido sulfúrico.

Dado que asumimos que no todo el mundo tiene ácido sulfúrico en su hogar, y este es un método básico para las empresas, esto es lo que debe hacer. Coloca las semillas en agua caliente durante 12-24 horas, luego estratifique durante 3 meses a 2-4 ºC.

Un árbol del amor en su estado adulto generalmente no requiere poda, excepto para eliminar las ramas muertas o dañadas. Ojo, porque le afecta mucho el viento y muchas veces hay que orientar el crecimiento para que no se tuerza (tutorización). La poda debe minimizarse ya que corremos el riesgo de dañar las ramas que producirán las flores de la próxima temporada.

Una vez que el árbol sea viejo, considera la poda de rejuvenecimiento. Lo notaremos porque la floración pierde tanto cantidad como calidad.

Otras especies de Cercis

Debido a la gran variedad de especies de Cercis existentes, se puede decir que provienen de varias latitudes. Por lo general, son nativos del Mediterráneo oriental, el sur de Europa, América central y del sur y Asia continental. Sin embargo, puedes encontrar algunos de otras regiones.

Muchas clases llevan el nombre del país del que proceden. Es así como tenemos el Cercis Canadienses, el Cercis Chinensis, la Japonica, el Cercis mexicana y el Cercis texas.

Todos desarrollan sus habilidades para adaptarse a las diferentes áreas de su desarrollo. Sin embargo, una característica común de todas estas regiones es la corta duración de la sequía y el invierno. Una vez más, la tierra en estas áreas suele ser bien profunda y drenada.

Vamos a aplicar cuáles son las principales especies del género Cercis:

Cercis gigantea

Como su nombre indica, esta es la raza más grande de toda la familia. Es un árbol originario de Grecia que ha sido replicado en otras regiones como China. Por sus propiedades es muy similar al Cercis chinensis.

Es muy útil en la vida animal porque sus flores proporcionan néctar a las abejas. Al mismo tiempo, las semillas que produce pueden servir como alimento para pájaros.

Cercis griffithii

La especie casi extinta es el ciclamor. Su población se distribuye en un área de menos de 10 kilómetros cuadrados en Armenia. Su tamaño es de tan solo 3 o 4 metros, por lo que se puede considerar un arbusto de gran porte. Florece en abril y fructifica de mayo a junio. Actualmente, se están realizando esfuerzos para restaurar el desarrollo de este árbol.

Cercis racemosa

El Cercis racemosa es el más peculiar. Su característica más sorprendente es que, a diferencia de la mayoría de las especies de la familia, sus flores son blancas.Aun así, puede tener flores de color rosa muy pálido con una tonalidad más intensa en el centro. De todos modos, este es el más hermoso de la familia.

Cercis canadienses

El Cercis canadienses canadiense es un arbusto grande o un árbol pequeño de 6 a 9 metros de altura. Es nativo del este de América del Norte, desde Ontario hasta el norte de Florida. Tiene un tronco marrón de textura suave y ramas casi negras con ligeras manchas lenticulares. La madera de este árbol es pesada y dura, pero no muy duradera. Las flores son de color magenta, de alrededor de 1,5 cm de largo, las hojas son de color verde, y en los primeros días suelen ser muy lisas.

Cercis occidentalis

Por su parte, Cercis occidentalis crece en el suroeste americano, desde California y Utah hasta Arizona. Las ramas de esta variedad son finas y de color marrón. Sus hojas son finas y tienen la típica forma de corazón familiar. Estos son de color verde, y en algunas estaciones alcanzan tonalidades doradas y rojizas. Sus pequeñas flores crecen en racimos y vienen en tonos de rosa y magenta, lo que la convierte en una de las más hermosas de estas variedades.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre los cuidados y de cultivo del Cercis chinensis.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

bool(true)