Cómo acidificar el agua de riego

Es posible acidificar el agua de riego fácilmente

Hay determinadas plantas que, lamentablemente, no pueden subsistir con el agua calcárea. Y ese es el tipo de agua que tenemos en muchas partes del mundo, como por ejemplo, en la región mediterránea. La mejor agua para todas las plantas es la de lluvia, pero claro, no en todos los sitios llueve lo suficiente como para poder utilizarla durante todo el año, así que… si no podemos usar el agua del grifo y tampoco la de lluvia, ¿qué hacemos? 

La respuesta es más sencilla de lo que parece, pues sólo tienes que acidificarla. Veamos cómo acidificar el agua de riego fácil y rápidamente.

Plantas que necesitan un agua de riego ácida

Hay plantas que necesitan un agua ácida

Son muchas las especies que necesitan este tipo de agua. Como por ejemplo los siguientes:

En caso de duda, bastará observar las hojas de la planta. Si empiezan a verse cloróticas, es decir, con los nervios muy marcados, de color verde, pero todo el resto de la hoja se ve de color amarillento, es porque necesita con urgencia hierro -suele ser lo más común- o magnesio.

Para evitar que el problema vaya a más, se aconseja utilizar sustratos con pH bajo (entre 4 y 6, máximo 6,5), abonar con abonos para plantas acidófilas en primavera y verano, y, también, acidificar el agua del riego.

¿Cómo acidificar el agua de riego fácilmente?

Hay formas para saber qué pH tiene el agua

Si tenemos plantas que necesitan un agua ácida, no es necesario complicarse mucho para dársela. En realidad, será suficiente con poner en práctica cualquiera de estos tres trucos:

  1. Uno de ellos consiste en echar el líquido de medio limón a 1 litro de agua, y remover bien para que se mezcle.
  2. El segundo consiste en echar una cucharada sopera de vinagre a 1 litro de agua, y remover.
  3. El tercero consiste en llenar un cubo o un barreño con agua, dejarla reposar una noche, y al día siguiente utilizar el agua de la mitad superior, ya que no tendrá tantos metales pesados. Eso sí, este truco sólo servirá si el agua del grifo no tiene un pH demasiado alto, sino sobre 7. Si no sabes qué pH tiene el agua, puedes hacerte con tiras de pH (en venta aquí) o un medidor digital (que puedes encontrar a la venta aquí).

¿Cuáles son los ácidos más utilizados en la agricultura para bajar el pH del agua?

Existen algunos ácidos que sirven para mejorar la calidad del agua. Aquí vamos a aprender cómo acidificar el agua de riego en la agricultura. La adición de ácidos en el agua tiene el objetivo principal de corregir el pH del agua y poder neutralizarla. También sirve para poder aportar una mayor cantidad de nutrientes a los cultivos. En esta concentración no se producen daños en los cultivos y se baja la solución a un pH de 5.5 a 6.5, es decir, ligeramente ácido.

Los ácidos más comunes utilizados para aprender cómo acidificar el agua de riego son el nítrico, fosfórico y el sulfúrico. Este último se más utilizado por ser el más económico, aunque los dos anteriores son utilizados en horticultura protegida debido a que tienen la función de aportar nutrientes y acidificar el suelo. Para elegir el ácido que se va utilizar hay que tener en cuenta las características siguientes: primero de todo que sea un ácido de fácil uso. Segundo que sea seguro y tercero que tenga un bajo coste de lo que puedo aportar suficientes nutrientes para plantas.

Para mejorar la calidad del agua suelen utilizarse como materia prima para la producción de fertilizantes nitrogenados, aunque también sirve para disminuir el pH del agua. En el mercado de los agroquímicos podemos encontrar distintas purezas de los ácidos y concentraciones del mismo. Normalmente para uso agrícola se emplea el ácido de grado industrial, mientras que para laboratorio se usa el grado reactivo.

Problemas del agua con alta alcalinidad

El agua de riego ha de ser adecuada

Sabemos que la calidad del agua para el uso la agricultura es uno de los aspectos más cruciales y que repercute en el crecimiento y desarrollo de los vegetales. El actualidad, la mayoría del agua que se utilizan el sector debe ser primero el agua da con la finalidad de poder prevenir posibles inconvenientes que se presenten en el suelo o en el sustrato. La mayoría del agua que se emplea en la agricultura está destinada al riego y la fertirrigación. Los problemas directos relacionados con la calidad del agua suelen ser los siguientes: salinidad, sodicidad, alcalinidad y toxicidad por iones específicos.

Todas estas limitaciones en el agua se pueden medir con algunos parámetros que está relacionados con la calidad del agua. Estos parámetros sólo siguientes: conductividad eléctrica, pH, concentración de elementos potencialmente tóxicos y relación de la adsorción de sodio. Los carbonatos y bicarbonatos son sales que se encuentran presentes en el agua y que si se aumenta la concentración puede aumentar también el pH. Cabe destacar que la alcalinidad y el pH del agua son dos factores relacionados entre ellos pero no llegan a ser lo mismo. La confusión entre un pH alto y una alta alcalinidad se debe principalmente a que el agua es llamada como agua alcalina siempre y cuando tenga un pH más alto que 7. También se le llama que tiene alta alcalinidad si tiene una alta concentración de bases.

Existen algunos riesgos cuando se utilizar el agua con alta alcalinidad en sistemas de riego sin ningún tipo de tratamiento previo. Se corre el riesgo de taponamiento de los goteros debido a que los bicarbonatos bicarbonatos precipita los cationes que están presentes en el agua y forman compuestos de baja solubilidad como es el carbonato de calcio, el bicarbonato de calcio, el sodio y el magnesio. Además, un pH en el agua demasiado alto afecta la disponibilidad de los nutrientes que necesita la planta como es el cinc, el hierro y el manganeso.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre como acidificar el agua y qué función tiene para que puedas regar tus plantas con el agua de riego que necesitan.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

8 comentarios, deja el tuyo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

  1.   Gabriel dijo

    Hola Monica, como anecdota te cuento que acidifiqué con limón el agua de riego de un bidón reciclado (comparto el balcón y las plantas con mi madre) y dejé reposando toda la noche. Una semana usando esta tecnica, y aparecieron manchas en las paredes internas semitrasparentes del bidón. Por supuesto, le dije a mi madre que son hongos jaja se enojaría si supiera que fue víctima de mis experimentos. Un saludo.

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Gabriel.
      Curioso lo que comentas. Bueno mira, un bidón redecorado je, je 🙂
      Un saludo.

  2.   Sergio Medina dijo

    Sirve esa agua para plantas carnivoras?

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Sergio.

      El agua ha de ser ácida, pero además ha de ser pobre en sales, por eso se aconseja utilizar agua destilada o de lluvia. También sirve la del aire acondicionado.

      Saludos.

  3.   Walter César dijo

    las cáscaras de un fruto como la naranja o mandarina, que ellas sean exprimidas…. ¿es posible sobre una azalea?

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Sí, le pueden venir muy, muy bien 🙂

  4.   Walter César dijo

    O sino decime cómo revivir una azalea que parece seca o que se chamusca. Está en tierra y sus flores son las rosadas y otra que es color blanca. No me hagás comprar nada porque no hay plata.
    También he leído que en 4 litros de agua (3,800 lts), se mezcla con 250ml de vinagre de mzna. o de vino (no de alcohol). ¿Esto sirve para las azaleas?

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Walter.

      Las azaleas son plantas que necesitan una tierra ácida y un agua también ácida. Pero las hojas amarillas pueden deberse a un problema con el riego (falta o exceso), o por una tierra que no absorbe rápido el agua. Aquí tienes más información al respecto.

      Entonces, una vez sepas qué es lo que ha causado el problema, si finalmente el problema es que el agua es muy dura, puedes mezclarla con vinagre o con aceite. La cantidad dependerá de cuán dura sea dicha agua. Pero por ejemplo si no es apta para consumo, es posible que la mezcla que mencionas le vaya bien a tu planta.

      Saludos.