¿Cómo cambiar el sustrato de las plantas?

Las plantas en macetas se han de regar

En algunas ocasiones hay que cambiar el sustrato de las plantas, bien sea porque ya está muy gastado o porque está contaminado, algo que sucede cuando lo que se cultiva en él se ha enfermado de algún hongo, virus y/o bacteria.

Pero es una tarea que se debe hacer con cuidado, puesto que si se rompe alguna raíz importante a la planta le costará recuperarse. Así que vamos a ver cómo cambiar el sustrato de una planta.

¿Cuándo hay que cambiar el sustrato?

A veces hay que cambiarlo, pero lo cierto es que es algo que si se puede evitar, mejor. Y es que las raíces de las plantas son muy, muy importantes para ellas, ya que son las que se encargan de absorber el agua que las mantiene hidratadas, y los nutrientes de la tierra para que puedan crecer. Si el sistema radicular sufre daños, entonces les costará mucho salir adelante, y eso si es que lo hacen.

Por eso, solo se debe cambiar el sustrato si:

  • Si la planta se está reblandeciendo como consecuencia de un riego excesivo, y/o si tiene síntomas de infección de hongos como moho gris, polvo rosa, o bultitos naranjas.
  • Si el sustrato tiene mal aspecto: si hay moho gris, o si se ve blanquecino (como si tuviera restos de cal).
  • Si es muy compacto y tiene mal drenaje, ya que si permanece húmedo muchos días las raíces se pueden pudrir.

Y, ¿en qué época es mejor hacerlo? A finales del invierno o en primavera, como muy tarde en verano. Solo se hará en otoño o pleno invierno si la planta está muy grave y si se encuentra en interior.

¿Hay algunas plantas que no toleren el cambio?

Las hierbas no toleran el cambio de sustrato

Por muy urgente que sea cambiar el sustrato, hay algunas plantas que no toleran que se toquen sus raíces. Es el caso de, por ejemplo, las siguientes: 

  • Plántulas de pocas semanas de vida
  • Hierbas, incluyendo las aromáticas
  • Helechos
  • Palmeras

Los árboles y los arbustos no es que lo toleren, pero si se hace el cambio a finales de invierno o a principios de primavera suelen recuperarse sin problema. Con las suculentas (cactus y crasas) no hay que preocuparse tanto pues son muy resistentes, y salvo que estén muy mal, reanudan su crecimiento pronto, al igual que las bulbosas y rizomatosas.

¿Qué alternativa hay al cambio de sustrato?

Lo único que se puede hacer si tenemos una planta que sabemos que no va a resistir el cambio, es sacándola de la maceta y, si aún no ha enraizado bien, quitar con cuidado la tierra que se pueda. Luego, se plantará en una maceta nueva con sustrato de calidad, acorde a sus necesidades. Para más información sobre este tema, pincha aquí:

Artículo relacionado:
Guía completa de sustratos: cómo elegir el más adecuado para tu planta

¿Cómo cambiar el sustrato de las plantas en maceta?

El sustrato debe ser adecuado para las plantas

Si tenemos que cambiárselo, lo que haremos será preparar primero el material que vamos a utilizar. Y es que es importante tener presente que es algo que hay que hacer con delicadeza, sí, pero también en el menor período de tiempo posible para que las raíces no estén expuestas más de lo necesario. Es lo siguiente:

  • Barreño con agua (templada)
  • Maceta con orificios de drenaje limpia y desinfectada (se puede hacer con agua y jabón)
  • Sustrato adecuado para la planta
  • Fungicida en spray como este, que es natural, de cola de caballo
  • Guantes de goma

Ahora, hay que seguir estos pasos:

  1. Extraeremos la planta de la maceta. Si tiene raíces creciendo por fuera, las desenredaremos para que pueda salir mejor.
  2. Luego, la metemos en un barreño con agua y procedemos a quitarle el sustrato.
  3. A continuación, preparamos una maceta nueva, echándole un poco de sustrato -también nuevo-.
  4. Después, sacamos la planta del agua y le aplicamos fungicida. Hay que echarle tanto por las hojas como por las raíces.
  5. Por último, la plantamos en la maceta nueva. Y solo regaremos si es una planta que está aparentemente bien, es decir, que no tiene síntomas de enfermedad ni de haber sufrido un riego excesivo, en caso contrario esperaremos unos 3 días, o 7 si es un cactus o crasa.

Cuidados posteriores

Las plantas en macetas necesitan cuidados después del trasplante

Una planta que ha pasado un trasplante como este tiene que recibir cuidados especiales. Tenemos que estar atentos a cualquier cambio, y procurar que no pase frío, calor ni sed. Incluso aunque sean resistentes, como los rosales o los cactus, es importante que se mimen un poco, hasta que veamos que reanudan su crecimiento.

Por eso, lo que haremos será ponerla en semisombra o sombra si está en el exterior, o en una habitación en la que entre mucha luz natural y no haya corrientes de aire si está dentro de casa. Además, el riego tiene que ser moderado, evitando los excesos. Asimismo, a la hora de regar se pueden mojar sus hojas siempre que no les dé el sol directamente. Si tienes dudas sobre cuándo tienes que echarle agua, puedes usar un medidor de humedad de la tierra como este. Solo con introducirlo en el sustrato sabrás si está seco (Dry) o no.

Es recomendable abonarla con un bioestimulante, como este de 1 litro que se puede diluir en 33 litros de agua, y es de aplicación foliar. Con esto se conseguirá fortalecerla.

¿Qué se puede esperar?

Cuando una planta sufre tal estrés, lo normal es que, si estaba mal, siga empeorando más; y si estaba bien, o aparentemente bien, es probable que sufra un poco. Por eso, no nos tiene que extrañar que:

  • se caigan algunas hojas
  • los tallos »cuelguen»
  • las flores no se abran

Pero con los cuidados posteriores se pretende evitar que se muera.

Esperamos que te haya sido útil.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

bool(true)