Cómo cuidar las plantas de exterior en invierno

Como cuidar las plantas de exterior en invierno

Si tienes plantas es normal que en invierno te preocupes mucho por ellas, ya que las plantas pueden sufrir por las bajadas de temperatura, el frío y el viento, haciendo que no sobrevivan. Pero, ¿cómo cuidar las plantas de exterior en invierno?

Si no puedes mover tus plantas de donde están, bien porque las tienes plantadas en el suelo, o bien porque son maceteros grandes que ya no se pueden mover por el peso que tienen, aquí vamos con algunas opciones que pueden venirte muy bien para protegerlas.

Cuidados de las plantas de exterior en invierno

Cuidados de las plantas de exterior en invierno

En invierno, las plantas de exterior no solo las tenemos que proteger de las bajas temperaturas, sino también de las lluvias, heladas y vientos que pueden hacer mella en la salud de estas. Por eso, hay que procurar cuidarlas incluso más que en verano para que estar fuertes de cara a la primavera. ¿Y en qué te tienes que fijar?

La humedad

En invierno las plantas no necesitan tanta agua de riego y, además, hay que tener en cuenta que puede haber humedad en el ambiente, lo que hace que, si antes la regabas con agua y duraba 2-3 días, ahora fácilmente puede mantenerse por una semana. O más. Pero someter a la planta a una humedad constante puede afectar a las raíces y que aparezcan hongos, lo cual es muy perjudicial.

Por eso, para evitar este problema lo mejor es reducir el riego al máximo. De hecho, algunas plantas pasan el invierno sin ser regadas porque aguantan bien solo con la humedad ambiental. Y esta puede ser una buena solución.

Pero si necesitas regarlas te aconsejamos que no lo hagas de forma abundante sino más bien mínima. Aunque eso implique que debas regarlas más veces, es mejor que enfrentarte a una plaga ya que, en invierno, hacen más mella.

Sanear la planta

El invierno es el momento perfecto para sanear y oxigenar una planta, es decir, para limpiarla de hojas y flores muertas, para podar las ramas que estén secas, se ven débiles o presenten problemas, etc.

Si bien la poda suele darse a primeros de la primavera, con algunas plantas se puede hacer en invierno (y con mejores resultados). Esto es debido a que la planta ralentiza su savia lo que provoca que sea menos «doloroso» para ellos perder ramas y se concentrarán en primavera para activar su crecimiento.

Dependiendo de cómo sea la planta y del corte que le des, algunos expertos recomiendan tener a mano sellador, que así evita que el frío u otros problemas puedan “entrar” en la planta por esos cortes.

evitar el frío en invierno

Trasplantar plantas

El motivo es similar al anterior, aunque no te recomendamos, si las plantas son delicadas y sensibles, que hagas las dos cosas en la misma estación (podar y trasplantar). Es mejor hacer una en invierno y otra a primeros de primavera para evitar someterla a un gran estrés.

Además, ten en cuenta que durante los primeros días tendrás que mantenerla protegida hasta que se adapte a su «nuevo hogar».

Prevenir plagas

El invierno es una de las estaciones en las que las plantas pueden sufrir con las plagas y enfermedades. El problema es que estas pueden no dar la cara hasta la primavera, y afectar no solo a una planta, sino a todas las que hayan estado en contacto con ella (o a todo el jardín si el viento juega en nuestra contra).

Por eso, vigilar el estado de las plantas es muy importante, tanto lo que se ve como lo que no (las raíces). Si notas cualquier cosa rara es mejor aislar la planta para revisarla.

Y, por supuesto, usar métodos de prevención de las plagas, al menos para las más habituales, que le den nutrientes necesarios a las plantas para que puedan luchar contra ellos.

Formas de proteger las plantas de exterior en invierno

Formas de proteger las plantas de exterior en invierno

Además de los cuidados que debes ofrecerle a las plantas en invierno, también conviene que las protejas del frío, sobre todo si vives en una zona de bajas temperaturas, con posibilidad de nieve o incluso de heladas.

Si es así, las formas que tienes de protegerlas son las siguientes:

Plásticos para cubrirlas

Una de las primeras opciones que te recomendamos son los plásticos. Un plástico normal, grande, que te permite cubrir, si puede ser, una extensión de tu jardín. O, si lo que tienes son macetas, toda ella, ya que así no solo proteges el exterior de la planta, sino también el interior (nos referimos a las raíces).

Aunque no lo creas, hacer esto es de gran ayuda porque te permite controlar la temperatura de la planta. No hace falta que selles el plástico, puesto que tiene que respirar. Pero al menos no sufrirá esas bajas temperaturas ni el frío.

Similar a lo que te hemos propuesto son las botellas de plástico, de cinco u ocho litros. Estas te permiten tapar la planta, pero solo la planta, con lo que si no tienen problemas con las raíces podrías evitar el frío y el viento con este método.

Mallas protectoras

En este caso te vamos a dar dos opciones. Porque puedes considerar proteger el suelo de los árboles, arbustos, y otras plantas o bien cubrirlas totalmente.

Si es en el primer caso, necesitarás una malla que puedas personalizar para cada planta, de tal forma que cubras su alrededor para que se mantenga algo más constante la temperatura que tengan las raíces y que así estas no se vayan a helar.

Por otro lado, en el segundo caso tendrías una malla o tela más grande que, con unos hierros, podrías construir una especie de túnel para proteger las plantas. Eso sí, tienes que fijarlo bien y, a ser posible, cubrir los extremos ya que, de no hacerlo, muchas veces no servirá de nada, y al final el viento acabará llevándoselo.

Ahora que sabes cómo cuidar las plantas de exterior en invierno y cómo protegerlas será más complicado que estas se te mueran o enfermen. Eso sí, es necesario que conozcas cada una de las que tienes para saber cuáles son sus necesidades, sobre todo de temperatura ya que así variarás los cuidados que necesite. ¿Te echamos una mano con alguna?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.