¿Cómo cuidar los geranios en invierno?

Pelargonium x hortorum en plena temporada de floración

Los geranios en invierno son unas plantas a las que hay que mimar más de la cuenta para evitar que las heladas les afecten, ya que si bien resisten sin problemas temperaturas de hasta los tres grados centígrados bajo cero, la nieve y el granizo pueden estropear sus hojas haciendo que se vean bastante mal.

Pero, ¿qué cuidados requieren en esta estación? 

Geranios en floración

Los geranios durante la floración necesitan riegos regulares y que se les abone de manera frecuente; sin embargo, cuando las temperaturas empiezan a bajar su ritmo de crecimiento se ralentiza, las últimas flores se marchitan y las plantas se quedan únicamente con las hojas con el fin de ahorrar energía. Cuando esto ocurre, tendremos que proporcionarles otros cuidados para que puedan sobrevivir al frío invierno que les espera. Son los siguientes:

Riego

El riego tiene que ser moderado, una vez cada 4-5 días dependiendo de la humedad del sustrato. Para comprobarla, podremos hacer varias cosas:

  • Introducir un palo delgado de madera. Al extraerlo, veremos si se le ha adherido mucha tierra, en cuyo caso no regaremos, o poca.
  • Utilizar un medidor de humedad, introduciéndolo en diferentes puntos.
  • Pesar la maceta una vez regada, y de nuevo al cabo de unos días. La tierra cuando está húmeda pesa más que cuando está seca, lo cual nos puede servir para saber cuándo hay que regar.

Si le tenemos puesto un plato debajo, se lo quitaremos a los 15 minutos de haber regado para retirar el agua sobrante y evitar, así, la pudrición de las raíces.

Abonado

Abono químico para plantas

Sí, sí, es cierto que las plantas en invierno con un nulo crecimiento no se aconseja abonarlas, pero… si vives en una zona donde el invierno es especialmente frío (temperaturas máximas de 10ºC y mínimas de menos de -3ºC), te recomiendo que les eches una cucharada pequeña de Nitrofoska u Osmocote cada 15 días. Más que como alimento, les servirá para mantener sus raíces calientes, lo que sin duda les ayudará a no sentir tanto el fresco.

Protección

Los geranios deben de protegerse de la nieve y el granizo, y para ello podemos hacer lo siguiente:

  • Si las heladas son frecuentes: tenerlos dentro de casa en una habitación en la que entre mucha luz natural y estén lejos de las corrientes de aire (tanto frías como cálidas).
  • Si las heladas son ligeras y muy puntuales: bastará con envolverlos con plástico transparente o ponerlos bajo techo en una zona donde llegue la luz de manera abundante.

Pelargonium x hortorum en plena temporada de floración

Esperamos que estos consejos te sean de utilidad para que tus geranios aguanten el invierno 🙂 .

¿Te gusta la jardinería? Esto no te puede faltar
Tanto si te estás aficionando en el mundo de la jardinería como si eres un experto, no te puede faltar nada de esto:
Kit de accesoriosHerramientasSemillas

Categorías

Flores

Mónica Sánchez

Investigadora de las plantas y de su mundo, actualmente soy coordinadora de este querido blog, en el cual llevo colaborando varios años. Me encanta... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *