Cómo cultivar bromelias

Son las indiscutibles protagonistas de los jardines tropicales. Hay tanta variedad, y todas son tan bellas, que no es de extrañar que cada vez seamos más los que deseamos tener algún ejemplar para decorar nuestro hogar.

Hoy no voy a hablarte sólo de cómo cultivar bromelias, sino también de cuál es el secreto para mantenerlas durante muchos años. ¿Te lo vas a perder? Sigue leyendo.

Las bromelias son unas plantas originarias de las regiones cálidas de América, en donde se las puede encontrar en esas selvas maravillosas que parecen sacadas de un cuento. Hay especies terrestres y otras epífitas, es decir, que al igual que las orquídeas, se apoyan en las ramas y troncos de las plantas más grandes, como los árboles. Una de las principales y curiosas características, es que son hermafroditas: no hay ejemplares hembras o ejemplares machos. Esto es muy importante, pero sobretodo muy interesante, ya que para tener una nueva planta no es necesario que la compremos, sino sólo esperar a que fructifique… o saque retoños basales los cuales podrás separar en cuanto veas que la flor de la planta madre se está marchitando.

Si hablamos de su tamaño, la mayoría de especies vivirán sin problemas en maceta durante toda su vida, pues no suelen superar los 60-70cm de altura. Y si tienes prisa por tener un jardín de ensueño, no te preocupes: tienen un crecimiento razonablemente rápido si el clima acompaña.

Ahora que conocemos un poco más estas extraordinarias plantas, es momento de averiguar cómo se cuidan. Para ello, debes saber que las que venden en los viveros, tiendas de jardinería, almacenes agrícolas y demás suelen ser plantas provenientes de invernaderos de Holanda. Allí las bromelias disponen unas condiciones óptimas de cultivo, pero al llevarlas a nuestros hogares, especialmente si es invierno y hace frío, pueden notarlo bastante. Para conseguir que se vuelva un poco más resistente,  te recomiendo que la trasplantes en primavera o ahora en verano utilizando esta mezcla de sustratos: corteza de pino -se vende como tierra para orquídeas en los viveros-, turba negra y perlita o bolas de arcilla a partes iguales. Así, tu planta no sufrirá el exceso de riego, ya que las raíces estarán siempre correctamente aireadas.

Por propia experiencia, puedes regarla con agua del grifo cuyo pH sea alto -de 7 en adelante-, aunque es preferible utilizar agua de lluvia o de ósmosis debido a los altos niveles de cal que presenta ese tipo de agua. Ubica tu bromelia en un lugar en el que el haya ligeras corrientes de aire, protegida del sol directo.

¿Tienes dudas? Ponte en contacto con nosotros.

¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno

Categorías

Plantas de interior

Investigadora de las plantas y de su mundo, actualmente soy coordinadora de este querido blog, en el cual llevo colaborando varios años. Me encanta trabajar con la tierra y observar el comportamiento de cada uno de los seres vegetales, pues todos tienen características que los hacen únicos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.