Cómo plantar un arbusto

Los arbustos son aquellas plantas que nos sirven para muchas cosas en un jardín: crear setos, tener un paraíso más colorido y alegre, conseguir atraer a los insectos beneficiosos como las abejas o las mariposas, y por supuesto también para rellenar esos huecos que se han quedado vacíos.

Pero para eso hay que saber cuándo y cómo plantar un arbusto, porque claro, si se hace mal las probabilidades de que nuestras queridas plantas se debiliten son bastante altas. Aún así, no hay nada de qué preocuparse: en este artículo se explican todos los pasos que hay que seguir para que no surjan imprevistos.

¿Cuándo se plantan?

Los arbustos, independientemente de si son de hoja perenne (se mantienen siempreverdes) o de hoja caduca (se quedan sin hojas en algún momento del año), son plantas que, al igual que el resto de seres vegetales, solo crecen cuando las condiciones climatológicas son adecuadas para ellos. ¿Cuándo es eso? Dependerá de la especie y de la evolución que haya seguido, pero suele coincidir con la primavera y el verano.

Así pues, durante estas estaciones hay que evitar a toda costa sacarlos de la maceta, puesto que es cuando están creciendo y, por lo tanto, cuando por sus vasos circula una gran cantidad de savia. Si sufrieran algún corte -o incluso microcorte- en sus raíces o en sus tallos, perderían mucha y, por consiguiente, se debilitarían. Por estos motivos, hay que plantarlos cuando estén ”dormidos” o, al menos, a punto de brotar. Esto significa que hay que esperar al otoño o a finales de invierno para hacer el agujero de plantación.

¿Cómo se plantan?

Una vez que ha llegado el momento de plantarlos, es muy importante primero elegir la ubicación adecuada. Para eso es necesario saber de antemano si necesitan sol o semisombra, así como las dimensiones adultas que llegarán a tener. Así, la elección del lugar donde se colocarán será mucho más acertada.

El siguiente paso será hacer el agujero de plantación con una azada. Para que las raíces puedan enraizar más fácilmente yo recomiendo que sea grande, de 50cm x 50cm como mínimo (si es un arbusto grande, que mida 1m de altura o más, lo ideal es que el agujero sea de 1m x 1m). Después, se mezcla la tierra que hemos sacado con más o menos un 30% de perlita para que el agua pueda drenarse correctamente, evitando así el encharcamiento y posterior pudrición del sistema radicular.

Luego, se rellena el agujero con la mezcla que hemos hecho, y se extraen con cuidado los arbustos de sus macetas. Para ello hay que darle algunos golpecitos al recipiente para que el sustrato se separe de él, y coger las plantas por el tallo principal. Así, tiramos de ellas hacia arriba para sacarlas.

Por último, colocamos los arbustos en el centro del agujero de manera que queden solo unos 0,5cm por debajo del nivel del suelo, lo terminamos de rellenar y regamos a consciencia.

Y listo. A partir de ahora podremos disfrutar de tener unos arbustos preciosos en el jardín. 🙂

¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *