Cómo tapar la vista del vecino

Cómo tapar la vista del vecino

Ya sea que vivas en una casa unifamiliar, en un chalet o en un piso, se tienen vecinos. Y a menudo, vecinos cotillas. Así que cuando llega el buen tiempo y empiezas a estar más en la terraza, el jardín o la piscina, lo que no quieres es tener unos “ojos penetrantes” observando todo lo que haces y criticándote por dentro, ¿verdad? Para ello, seguro que buscas en Internet cómo tapar la vista del vecino.

Todos somos celosos de nuestra intimidad. Y aunque vivas en un piso con balcón, en uno con una pequeña terraza, o en una casa grande, lo que no quieres es dar un espectáculos a los vecinos. Ni a nadie. Por eso, cada vez son más los que se preocupan de tapar las vistas para poder sentirse más libres. Y eso mismo es lo que te vamos a enseñar. Aquí tienes algunas opciones.

Toldos, parasoles y sombrillas

tapar la vista del vecino superior

Vamos con una primera opción que puede ser muy inteligente si vives en un bajo con patio y tus vecinos están arriba. Si más de una vez has levantado la mirada y te has encontrado con espectadores que han hecho que te metas en casa (casi corriendo), colocar un toldo, parasol o sombrilla puede ser una forma de evitarte el problema.

También te sirve para casas unifamiliares e incluso chalets si las casas a tu alrededor son altas porque evitas que te puedan mirar desde una segunda planta.

Tapar la vista del vecino por arriba es una buena idea, sobre todo si no tiene posibilidad de verte de otro modo; pero si la tiene, habrás de ocuparte de los lados.

Setos artificiales

Los setos artificiales es una forma de tapar la vista del vecino a los lados. Estos se colocan en las vallas o paredes para evitar que la otra persona pueda ver lo que haces. Aunque en realidad verán tu silueta y algo sí pueden ver porque los setos, para que el aire traspase, tienen agujeritos. Pero vamos, mucho tienen que acercarse y que mirar para que te vean.

Eso sí, puede darse el caso, con un vecino muy, muy cotilla, que meta algún instrumento para hacer un agujero, pero eso se notará, así que con taparlo por tu lado, ya estaría.

Mallas de sombreo

Las mallas de sombreo también son una solución para instalar en las terrazas o en las vallas y muros para evitar a esos vecinos que miran todo el rato.

Estas son muy elegantes y te ofrecen una buena protección.

Junto a estas, están las de ocultación, que principalmente se hacen de cañizo (de PVC para que duren más) o de mimbre. Le dan un aspecto más rústico a tu hogar y al mismo tiempo van a preservar tu intimidad.

Ahora bien, son ligeras y si vives en una zona donde hace mucho viento puede ser que se rompan fácilmente. Además, con el paso del tiempo se irán deteriorando (sol, lluvia, etc. hace que coja un color más feo y que al final se rompan).

Plantas trepadoras


Una solución más natural para tapar la vista del vecino (que puede ser tanto desde arriba como desde los lados) son las plantas trepadoras. Estas tienen la función de enredarse por la valla y cubrir esos espacios para que no pueda mirarte. Para ello, tienes que adquirir plantas que sean muy tupidas (como la hiedra, por ejemplo) y que además sean de crecimiento rápido.

Y es que, hasta que las plantas tapen todo pueden pasar meses y/o años y muchas veces la solución la quieres «para ayer».

Jardines verticales

tapar vistas terraza

Relacionado con la idea anterior, si no puedes esperar a que la planta acabe por tapar la vista del vecino, otra opción, también natural, son los jardines verticales. Estos tienen la ventaja de que se colocan y se ponen las plantas al mismo tiempo creando en sí mismos una barrera natural.

Con el paso del tiempo, si alguna planta no sigue adelante podrías cambiarla por otra de tal forma que siempre tendrías cubiertas esas miradas con una vegetación natural. Y de paso disfrutas cuidando las plantas.

Obviamente, también tienes la opción de comprar jardines verticales artificiales, que no requieren apenas cuidados y hacen el mismo efecto. Estos te los recomendamos si no tienes tiempo de cuidar las plantas y/o si donde vas a colocarlo las inclemencias del tiempo no son las mejores para tener plantas naturales.

Cortinas, estores, visillos

Son una opción menos utilizada, pero te puede venir bien para terrazas o similares porque en estos lugares no tienes tanto problema con ellos. Es como si tuvieras una cortina de interior, solo que la colocas en el exterior para que, cuando estés fuera, nadie te esté mirando y te sientas incómodo.

Eso sí, cuando haga viento será más difícil que una cortina te tape y en cuanto a los estores pueden romperse si el aire es muy fuerte.

Malla verde

Esta es una solución que se utiliza habitualmente porque es muy económica y cumple su función (aunque no dura demasiado). Se trata de una malla de tela o similar en color verde (puedes encontrarla en negra también). Esta se coloca sobre la valla y se fija con alambres.

Es parecida a la malla de sombreo y/u ocultación de las que te hemos comentado antes, pero en lugar de tener un aspecto más rígido y consistente, son como un trozo de tela resistente.

Persianas


¿No te has planteado que las persianas no tienen por qué estar relacionadas siempre con una ventana? En este caso, siempre que tengas una barra de donde colgarlas al lado de la valla o pared que quieras ocultar, puedes ponerlas de tal forma que, cuando quieras las subes, y cuando no las bajas.

Vinilos

vinilos para barandillas

Una de las opciones económicas y que puede servir para terrazas al exterior (las que tienen barandilla) o similares son los vinilos traslúcidos. Estos se caracterizan por impedir que se vea el interior del balcón o terraza dejando pasar la luz. En otras palabras, no te verán desde fuera.

Cañizo


El cañizo te sirve para todo: para barandillas, paredes e incluso para la parte alta. Con él puedes construir una pared, incluso más alta que la propia valla, y así crear tu propia pared para evitar miradas.

Este, siempre que lo cuides bien y lo mantengas, te durará unos años, y tú tendrás tranquilidad de estar fuera sin que notes que te espían.

Como ves, hay muchas opciones donde elegir para tapar la vista del vecino cotilla. Solo tienes que pensar en tus necesidades, en las opciones que cumplirán mejor y en el presupuesto que tengas. ¿Tienes más ideas para evitar miradas indiscretas? Puedes comentárnoslas.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

bool(true)