Consejos para tener una huerta en macetas

Albahaca en maceta

Si pensamos que es imposible tener plantas hortícolas si no se dispone de terreno… estaremos muy equivocados. 🙂 De hecho, aunque sí es cierto que hay algunas que por el tamaño que alcanzan es mejor tenerlas plantadas en tierra, hay otras con las que podremos tener garantizada una buena cosecha directamente desde el patio o el balcón.

Para ello tan sólo tenemos que comprar algunas cosas que nos serán indispensables, y seguir estos consejos para tener una huerta en macetas.

Adquiere lo que necesitas

Maceta de barro

Antes de empezar cualquier tarea es muy importante comprar o asegurarse antes de que se tiene todo aquello que se va a necesitar. Para tener nuestra huerta en el balcón o patio completa, necesitaremos lo siguiente:

  • Macetas: tanto pequeñas de 20cm de diámetro como grandes de 40-45cm o más. Pueden ser de plástico o de barro, pero si tenemos intención de cultivar varias especies es aconsejable adquirir las de plástico ya que son más económicas y ligeras.
  • Sustrato: la tierra de cultivo tiene que tener buen drenaje y ser rica en nutrientes. Hoy en día podemos conseguir sustrato específico para huerto en los viveros, que ya vienen listos para usar.
  • Abono: al ser plantas para consumo humano, tenemos que usar abonos orgánicos. Normalmente, en el huerto se usan los abonos en polvo, pero en maceta es preferible usar los líquidos para evitar que las raíces se encharquen, como el guano líquido. Eso sí, hay que seguir siempre las indicaciones especificadas en el envase.
  • Regadera y agua: para regar las plantas será necesario conseguir una regadera. Otra opción, si vamos a tener muchas macetas, es instalar un sistema de riego por goteo.

¿Semillas o plantas?

Semillas de chile

Semillas de Capsicum anuum (chile)

Depende de la prisa y de la experiencia que tengamos en cultivar plantas. Un sobre de semillas tiene un precio mucho más bajo que un plantín, de modo que si en el sobre hay 20 unidades, podemos tener 20 plantas por tan sólo 1 o 2 euros que puede costar. Pero claro, requieren más espacio y además se tienen que ir cultivando y cuidando bien hasta que crezcan. Los plantines en cambio pueden valer unos 30 céntimos de euro más o menos, y como se venden por unidades podemos adquirir aquellos que queramos.

¿Qué es mejor? Bueno, si no se dispone de mucho sitio es preferible comprar plantitas crecidas, pues sabrás que con el tamaño que tienen es casi imposible que los hongos las afecten, a menos que se rieguen en exceso. Sembrar semillas está muy bien, pero llevan más trabajo (sembrado, repicado, trasplante definitivo a una maceta) y las plántulas son más delicadas al tener unas raíces menos desarrolladas.

Consigue plantas hortícolas ”pequeñas”

Lechuga en maceta

Como comentábamos antes, hay plantas hortícolas que por su tamaño adulto no se pueden tener en macetas. Por eso, es conveniente que, para evitar problemas innecesarios, adquiramos aquellas que sí se pueden cultivar en una huerta en macetas, como por ejemplo las lechugas, los tomates, los pimientos, las coles (en maceta muy grande) o las acelgas.

Si tenemos además un neumático viejo, lo podemos convertir en maceta y cultivar nuestras propias frutas de verano, como sandías o melones.

Pon tus macetas en un rincón soleado

Planta de tomates

Las plantas hortícolas necesitan estar expuestas en un rincón donde les dé el sol de manera directa a ser posible durante todo el día. Si las pudiéramos en semisombra o en sombra, no tendrían un buen desarrollo y es probable que no llegasen a producir ni flor ni fruto. En el caso de que no dispongamos de ningún lugar así, las podríamos poner en una zona donde les diese un mínimo de 5 horas de luz solar directa.

Sabremos si les falta luz si vemos que los tallos se etiolan, es decir, si se alargan estrechándose, si empiezan a tener las hojas de un color verde muy claro, y si además las plantas no florecen ni/o fructifican.

Cuídalas con productos naturales

Aceite de Neem

Imagen – Sharein.org

Para poder disfrutar del auténtico sabor de las frutas, es conveniente que hayamos cuidado las plantas con productos naturales. Actualmente en los viveros podemos encontrar insecticidas y fungicidas ecológicos muy eficaces, como el aceite de neem, el jabón potásico, el cobre o el azufre. Con estos productos, además de con los ”remedios de la abuela”, nuestras plantas podrán recuperarse bien de los ataques de plagas.

Así, cuidar una huerta en macetas será una experiencia increíble 🙂 .

Descarga gratis nuestro ebook sobre la Flor de Pascua
Se acerca Navidad, aprende a como seleccionar las flores de pascua, sus cuidados y qué hacer después de Navidad. Todo gratis en nuestro ebook

Categorías

Huerto

Mónica Sánchez

Investigadora de las plantas y de su mundo, actualmente soy coordinadora de este querido blog, en el cual llevo colaborando varios años. Me... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *