Cuidados del geranio en maceta

cuidados del geranio en maceta en casa

El geranio es una de las plantas más populares de España. Resiste bien la sequía y el calor, además sus flores también se encargan de decorar e iluminar jardines y balcones en medio país. Además de ser cultivado por su belleza, el geranio tiene un aroma muy especial. Son fáciles de mantener, adecuados para principiantes en el cuidado de las plantas y pueden soportar bien casi todas las plagas y enfermedades. Los cuidados del geranio en maceta no son muy complicados, pero requiere de algún conocimiento previo sobre ellos.

Por ello, vamos a dedicar este artículo a contarte cuáles son los principales cuidados del geranio en maceta y sus características.

Características principales

geranio en maceta

Hay más de 240 especies de geranio en el sentido científico, que pueden florecer durante todo el año en climas templados. Si queremos que crezcan de forma saludable, debemos tener mucho cuidado en su etapa de crecimiento. De esta forma, podemos hacer que las hermosas flores de geranio iluminen todo nuestro aspecto. Eso es todo, se recomienda que el geranio esté al aire libre. Según el Feng Shui, es mejor evitar el cultivo de estas plantas en interiores.

Sin embargo, son muchas las personas que optan por los geranios en maceta. Por ello, hay que centrarse en los cuidados del geranio en maceta en vez de plantados en el jardín.

Cuidados del geranio en maceta

cuidados del geranio en maceta

El geranio es una planta muy popular, con unos simples cuidados pueden florecer hermosas flores en verano. El geranio es una planta que requiere mucha luz. Lo ideal es que reciba luz directa durante varias horas al día, lo que también mejorará su floración. Por supuesto, debe evitar recibir la luz solar directa durante las horas más calurosas del día. De esta forma, la situación ideal es colocarlos en un lugar soleado o semi sombreado.

Cuidar la luz es muy importante, y regar los geranios también lo es. Lo más importante es no abusar del agua, porque es enemiga de tu salud. El truco para saber cuánta agua necesitan nuestros geranios es tener siempre en cuenta que el sustrato está ligeramente húmedo. Aun así, es importante evitar que la planta se empape con agua, después de regar, retirar el agua restante del plato, ya que esto puede hacer que sus raíces se pudran.

El más común son los geranios en macetas de unos 30-40 cm de diámetro. En este caso, se recomienda que paguemos en primavera y verano. Además, algún día no habrá necesidad de trasplantarlos, porque los geranios son plantas relativamente pequeñas.

En cuanto a abono, para este tipo de plantas, podemos elegir entre sólido y líquido. Lo ideal es empezar a usarlo en primavera, aunque también se puede hacer durante todo el verano, con una frecuencia de una vez al mes. Estos son algunos tipos de fertilizantes recomendados para geranios:

  • Abono orgánico. Cualquiera sirve para cultivar geranio: abono, humus, abono verde, excrementos de pájaros… basta con añadir un puñado a cada planta y mezclarlo con más tierra.
  • Fertilizante (fertilizante químico). Se utilizan para hacer florecer los geranios. Se recomienda utilizar uno especificado para geranios. Asegúrate de leer atentamente la etiqueta de cada fertilizante para saber cuánto aplicar.

Cuidados del geranio en maceta: mantenimiento y floración

plantas bonitas

La poda de los geranios se suele realizar en otoño, pero en verano para ayudar a la próxima floración debemos retirar las hojas secas y las flores marchitas. Ya en otoño podemos hacer podas generales, aunque siempre depende del crecimiento de los geranios. Por este motivo, recomendamos cortar las ramas más delgadas y débiles directamente desde la base. Solo debemos dejar los cogollos laterales más fuertes. Aproximadamente cinco días después de la poda, nuevas ramas brotan y florecen más tarde.

Si lo cuidamos adecuadamente, los geranios pueden vivir hasta 40 años o más. Para que los geranios florezcan correctamente, necesitan muchas horas de luz. Por eso, si tienes un balcón muy luminoso, aprovecha para plantar geranios en ese rincón. Por supuesto, trata de obtener algunas sombras por la tarde para evitar la sobreexposición y eventualmente el deterioro. La temperatura ideal para este tipo de plantas está entre 18 y 20 ºC.

Si los geranios no pueden florecer, la causa más probable es la falta de luz solar, demasiado fertilizante o baja temperatura. También debido a las plagas, es posible que los geranios no florezcan. Si las plantas están infectadas, la mejor manera es rociar los geranios con una solución de fertilizante diluida con agua, al menos una vez a la semana.

Plagas y enfermedades

Hay algunas plagas que pueden afectar bastante a los geranios:

  • Mariposa africana (también conocida como taladro del geranio). Generalmente encontramos estos insectos cuando hace calor, y la temperatura promedio es de unos 20º. El principal problema de esta mariposa es que su invasión es silenciosa. Es cierto que no causa daño directo, pero si pone huevos, aparecerán orugas y afectarán el tallo. En este caso, lo primero que hay que hacer es retirar la parte dañada e invadida del geranio y utilizar un insecticida específico. Un consejo: para prevenir la aparición de estas plagas es utilizar pesticidas preventivos para cuidar los geranios.
  • Mosca blanca del geranio: Estas picaduras de insectos pueden dañar las hojas (debido al fuerte color verde de las hojas se ven atraídas). Otra forma de detectar esta plaga es ver si hay manchas blancas algodonosas debajo de las hojas, que son larvas de mosca blanca. Se pueden quitar a mano o con insecticidas. El aceite de neem te ayudará.
  • Araña roja: esta plaga se alimenta de la savia de las hojas de geranio y produce pequeñas manchas amarillas que hacen que las hojas se enrollen y luego se sequen. Para evitar esta plaga, lo mejor es utilizar insecticida durante los meses más fríos.

Pero el geranio no solo será atacado por plagas, sino que también muchas enfermedades afectarán su crecimiento y posterior floración:

  • Roya del geranio: esta enfermedad causa manchas amarillas en las hojas, similares a pústulas. Estos liberan repentinamente una serie de esporas después de 15 días, que finalmente matan a la planta. Para evitar que esto suceda, usa un fungicida y retira la planta antes de que se abra la pústula para evitar que afecte a otras plantas de geranio.
  • Mancha foliar: para esta enfermedad, verás algunas manchas de agua en las hojas más viejas de los geranios, que son como ampollas y se extienden sobre las hojas. Para repararlo, retira las hojas infectadas y trátalas químicamente con fungicidas.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre los cuidados del geranio en maceta.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.