¿Qué fruto da la flor de la pasión y qué usos tiene?

flor de la pasión fruto

Una de las plantas que tuvo su auge hace algunos años, y que muchos descubrieron y quisieron tenerla en sus jardines es la flor de la pasión. Su fruto es uno de los más apreciados y fue por el nombre tan exótico de este que muchos empezaron a conocer a esta trepadora.

Pero, ¿cómo es la planta? ¿Qué fruto da la flor de la pasión? ¿Qué usos tiene? Si te lo estás preguntando nosotros tenemos la respuesta a todas esas cuestiones.

Cómo es la flor de la Pasión

Cómo es la flor de la Pasión

También conocida como Passiflora (y en algunos caso, Pasionaria), esta planta es del tipo trepadora y en el mundo existen cientos de especies diferentes ellas. Son tropicales, pero lo cierto es que hay muchas que, por híbridos, se adaptan a cualquier ambiente, ya sea húmedo o seco. Puede alcanzar los 2-4 metros de altitud, pero sobre todo en longitud.

Lo que no muchos saben es que la Passiflora, o flor de la pasión no siempre echa fruto. Por eso cuando lo echa es una alegría porque tendrás frutos todos los años.

Físicamente la planta tiene un tronco más o menos ancho del que salen varias ramas en vertical y de ellas otras ramitas más pequeñas que llevan las hojas. No deja de crecer hacia arriba pero sus ramas son finas y llega un momento en que estas se vencen por el peso, de ahí que necesiten un agarre para sostenerse. ¿Y cómo lo hacen? La propia planta, junto con las hojas, desarrolla unos finos hilos que se encargan de «atarse» a la zona donde la hayas fijado.

Es muy invasiva, hasta el punto de que cubre bastante bien la zona de pared donde la pongas. Pero también se extiende rápido y puede amenazar el espacio de otras plantas. No tanto a nivel de raíces, que también, sino a nivel de espacio por la pared.

En cuanto a sus flores, lo normal es que tenga los pétalos blancos, seguidos de un circular entre azulado y violeta, otro blanco, otro morado y terminando en otro círculo amarillo con manchitas negras que dan paso al centro de la flor, entre amarilla y morada. Cuando esta se seca, si tienes suerte, tendrás un fruto.

Cómo es el fruto de la pasión

Cómo es el fruto de la pasión

Fruta de la pasión, maracuyá, parcha, granadilla… Lo cierto es que la flor de la pasión da un fruto que tiene múltiples nombres.

Se trata de una fruta redondeada que, en su madurez, es de color naranja o amarillo. Dentro de ella hay un montón de semillas pero la pulpa que las protege es una de las más ricas y dulces de la naturaleza.

Tiene un sabor tropical y no hace falta quitar las semillas porque estas son muy pequeñitas y están mezcladas con la pulpa.

Cuando España llegó a América y descubrieron la flor de la pasión, sus flores fueron lo que más les llamaron la atención y supusieron que eran símbolos de buena suerte. Además, lo relacionaron con las etapas de la vida de Jesucristo (la corona de espinas, el cáliz, la lanza…). De ahí que en algunos sitios, además de los nombres que hemos dicho antes, también llamen al fruto corona de Cristo.

Cuáles son los usos de la flor de la pasión y su fruto

A pesar de que el fruto es un alimento, y por tanto comestible, además de que algunos le dan propiedades afrodisíacas, lo cierto es que tiene más usos.

Por ejemplo, es ideal para tranquilizar. Tomarte una maracuyá o fruta de la pasión ayudará a relajarte si estás nervioso o hiperactivo y no puedes parar. También es ideal para bajar la presión arterial.

Pero no se queda todo ahí. La flor y las hojas pueden servir para hacer una infusión que ayude a conciliar el sueño e incluso como sustituto de analgésicos, porque ayuda a quitar el dolor.

Esa misma infusión sirve para calmar cólicos menstruales, síntomas de la menopausia o para los temblores del Parkinson.

En caso de dolores de cabeza o en el cuerpo debido a emociones también actúa y funciona como infusión facilísima de hacer.

Qué cuidados tiene la flor de la Pasión

Qué cuidados tiene la Pasionaria

Si todo lo que te hemos dicho te ha convencido para tener una flor de la pasión con fruto en tu casa, entonces seguro que puedes encontrar algún lugar donde comprar una. La plantas en tu jardín y… ¿sabes qué cuidados precisa? No te preocupes, que te los explicamos a continuación.

Ubicación

Esta trepadora puede estar tanto plantada en el jardín como en una maceta. Dicho esto, su ubicación ideal dependerá de la especie que hayas plantado, ya que hay algunas que gustan de estar a pleno sol y otras en semisombra.

Incluso se puede tener dentro o fuera de casa. Pero siempre en zonas bien iluminadas y a poder ser con una temperatura agradable.

Temperatura

De nuevo, dependiendo de la especie, te encontrarás con algunas que toleran muy bien el calor (ideales para la zona sur de España) y otras que no. Lo que sí tienes que tener cuidado es con el frío.

En general, se adaptan, pero los primeros años conviene protegerlas de las bajas temperaturas. Para ello solo tienes que centrarte en proteger sus raíces (con un manto de hojas secas por encima de la tierra, por ejemplo, o una manta que cubra su base).

Riego

A pesar de ser una planta exótica, aquí difiere en cuidados. Hay ejemplares que requieren que el sustrato esté tiempo húmedo, por lo que tienes que regar a menudo en verano, y 1-2 veces en invierno.

Pero también hay otros que no necesitan tanta agua, y con 1-2 veces en verano, y en invierno 1-2 veces al mes es más que suficiente.

Abono

Sí que es agradecida con el abono. Los expertos recomiendan que se le eche cada 15 días un fertilizante líquido mezclado con el agua.

Poda

La poda es constante. Hablamos de una planta de crecimiento rápido, por lo que es normal que debas estar cortando para evitar que invada otras zonas donde no quieras la planta.

En general son plantas perennes, pero algunas variedades pueden ser de hoja caduca por lo que se usa el final del invierno para cortarla y que rejuvenezca.

Plagas y enfermedades

Las principales que te vas a encontrar son la araña roja, pulgones y cochinillas. Todas ellas se pueden tratar, pero es importante detectarlas a tiempo para evitar males mayores.

¿Tienes más dudas sobre la flor de la pasión y su fruto? Pregúntanos e intentaremos darte respuesta.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

2 comentarios, deja el tuyo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

  1.   Vera dijo

    Me acaban de regalar una planta,si la plantó en el jardín, va bien, en el suelo,hice como un cuadrado de caño para que se enrede como la Parra,sirve

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Vera.
      Perdona, no te he entendido bien: ¿tienes una parra y una flor de la pasión creciendo sobre el mismo soporte?
      De ser así, te recomiendo que las separes, ya que ambas son dos plantas de crecimiento rápido, y si no se controlan, ambas van a hacer todo lo posible para dar sombra a la otra, y así inhibir su crecimiento.
      Saludos.