Hiedra (Hedera)

La hiedra es una planta trepadora

Las plantas del género Hedera son conocidas como hiedra y sus cuidados son muy básicos, muy sencillos. De hecho, se pueden tener tanto en el interior del hogar como fuera, ya sea en el jardín, balcón o terraza.

Su ritmo de crecimiento es bastante rápido, lo cual no ha de preocuparte pues siempre que lo consideres necesario puedes coger las tijeras y recortar sus tallos hasta donde lo creas oportuno. Conócelas a fondo.

Origen y características de las Hedera

Nuestras protagonistas son plantas perennifolias pertenecientes al género Hedera, el cual a su vez se encuentra clasificado dentro de la familia Araliaceae. Hay unas 15 especies de hiedra, originarias de las regiones templadas y cálidas del hemisferio norte excepto América. Todas ellas son leñosas y de hábito trepador o rastrero dependiendo de si tienen o no una superficie alta que puedan utilizar para crecer en altura; en el caso de que no la tengan, no superan los 20 centímetros de alto, pero si la encuentran… llegarán a 30 metros o incluso pueden superarlos.

Las hojas son de dos tipos: las juveniles que son lobuladas, y las adultas que son enteras y cordadas. Las flores, que brotan a finales del verano y hasta finales de otoño, se agrupan en umbelas de color verde-amarillento, ricas en néctar el cual sirve de alimento para los insectos como las abejas. El fruto es una baya carnosa de color púrpura oscuro o amarillo, de 5-10mm, que maduran en otoño-invierno.

Es muy importante decir que, si bien las bayas pueden parecernos apetecibles, bajo ningún concepto debemos de consumirlas ya que son venenosas para los humanos, no así para muchas aves.

Tipos de hiedra

Las más comunes son:

Hedera canariensis

Vista de la Hedera canariensis

Imagen – Wikimedia/Bernd Sauerwein

Conocida como hiedra de Canarias, es una especie nativa de, como su propio nombre indica, del archipiélago canario. Las hojas son enteras, suborbiculares y cordiformes en las ramas adultas y en lobuladas en las jóvenes.

Es muy similar a la Hedera helix, y se puede confundir con facilidad. De hecho, hay autores que consideran que es una subespecie de la misma (Hedera helix subsp. canariensis).

Hedera helix

La hiedra es una trepadora

Conocida como hiedra común, es una planta trepadora que se encuentra en los bosques de Europa, en el norte de África y Asia, y también desde la India hasta Japón. Sus hojas son lobuladas, coriáceas, de color verde o variegado (verde y amarillo).

Artículo relacionado:
Plantas trepadoras: conociendo a la Hedera Helix

Hedera hibernica

Vista de la Hedera hibernica

Imagen – Wikimedia/MichaelMaggs

Se trata de una planta trepadora nativa de Europa, concretamente de las costas atlánticas. Las hojas de las ramas jóvenes son cordiformes o palmeadas, y las de las adultas son enteras o trilobuladas, de color verde pardo a intenso.

Artículo relacionado:
Tipos de hiedra para decorar tu jardín

¿Cómo se cuidan las Hedera?

Si quieres tener algún ejemplar de hiedra, te recomendamos proporcionarle los siguientes cuidados:

Ubicación

Las hiedras son plantas de bosque, de modo que teniendo esto en cuenta se tendrán en semisombra en el exterior, o en una habitación luminosa si se opta por tenerlas dentro de la vivienda.

Tierra

Depende de dónde la vayas a cultivar:

  • Jardín: crece en todo tipo de suelos, incluso en los que tienen un pH neutro o alcalino.
  • Maceta: es muy aconsejable poner una primera capa de greda volcánica (en venta aquí) o arlita (en venta aquí) y luego terminar de rellenar con sustrato universal (en venta aquí).

Riego

La hiedra puede tener las hojas variegadas

Se ha de regar unas 3-4 veces por semana durante la temporada de más calor y sequía, y cada 5-6 días el resto del año. Evita mojar las hojas y los tallos, ya que se podrían pudrir.

Y si la tienes en maceta con un plato debajo, quítale el agua que sobre a los 30 minutos de haber regado, ya que así se previene la asfixia radicular.

Abonado

Además de agua, es recomendable también abonar a la Hedera cada cierto tiempo en primavera y verano. Utiliza para ello abonos orgánicos, como el guano (en venta aquí), el compost, el estiércol de animales herbívoros u otros.

Poda

A finales de invierno se pueden hacer podas drásticas, pero a lo largo del año se puede ir recortando un poco los tallos que estén creciendo demasiado.

Usa siempre tijeras previamente desinfectadas con alcohol de farmacia o unas gotas de lavavajillas.

Multiplicación

La hiedra se multiplica por semillas en primavera y por esquejes en primavera-verano:

Semillas

Las semillas se siembran en macetas o bandejas de semillero, procurando que queden lo más separadas entre sí que sea posible y enterrándolas 1 centímetro o algo menos en sustrato universal. Luego, se riega a consciencia, y se coloca el semillero en el exterior en semisombra.

Así, y regando de vez en cuando para que no se sequen, germinarán en unos 15-20 días.

Esquejes

Corta un tallo de unos 20-30 centímetros de largo y plántalo (no lo claves) en una maceta con vermiculita. Protégelo del sol directo y riega de manera moderada, así enraizará a los 20 días.

Plagas

Es sensible a la araña roja, cochinillas y pulgones, que se tratan bien con tierra de diatomeas o jabón potásico. Incluso si quieres un insecticida casero, rellena un pulverizador con agua y unas gotas de jabón neutro, remueve bien, y ya tendrás uno listo para usar 🙂 .

Enfermedades

Puede verse afectada por los hongos oidio, antracnosis, negrilla, entre otros. Ellos causan la aparición de manchas en las hojas, pero se tratan con fungicidas.

Rusticidad

Depende de la especie. La Hedera helix, que es la más común, resiste hasta los -4ºC.

¿Qué usos se le da?

Vista de la hiedra

Ornamental

La hiedra es una planta que se utiliza como ornamental. Ya sea en macetas, como colgante, rastrera o como trepadora que es, queda de maravilla en cualquier rincón protegido del sol.

Propiedades de la hiedra

Si bien produce frutos que son venenosos, antiguamente las hojas frescas se hervían en vinagre y, después, se aplicaban sobre los costados para aliviar el dolor que podían sentir en esa zona; si además se mezclaba con agua de rosas y aceite de rosas, servía para aliviar el dolor de cabeza.

A día de hoy, se usan los extractos para hacer medicamentos que mejoran los síntomas de las enfermedades respiratorias, como los resfriados o la bronquitis.

¿Qué te han parecido las Hedera?

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

¿Buscas plantas que estén preciosas en otoño?
Echa un vistazo a nuestra selección de variedades y ya verás como vas a disfrutar como nunca de esta maravillosa estación
13 plantas de otoño para exterior