¿Qué significan las hojas marrones en Acer palmatum?

Los arces japoneses enamoran a mucha gente, incluso a aquella que no vive (vivimos) en una zona climática adecuada para su cultivo. No te voy a engañar: cuando el clima acompaña, es fácil tenerlos preciosos, pero cuando no… hay que estar muy pendientes de ellos. Por eso, en los foros y portales de Internet se llenan de dudas y preocupaciones de personas que ven cómo sus amados arbolitos se mueren sin que sepan cómo evitarlo.

Yo misma fui una de esas personas y, ¿sabes qué respuesta me dieron? Que no se pueden tener arces en donde vivo (en la isla de Mallorca, España). Pero, ¿sabes una cosa? Ahora cuento con una colección de siete variedades distintas y están razonablemente bien. Por eso, te voy a explicar qué significan las hojas marrones en Acer palmatum y qué tienes que hacer para tratar de salvarlo.

Sustrato inadecuado

Akadama

El sustrato es la clave de todo: del éxito o del fracaso. Si vives como yo en el mediterráneo o con temperaturas similares, con veranos muy calurosos (35ºC o más) e inviernos con heladas muy suaves (hasta -1 o -2ºC) no puedes tener arces japoneses en turba. No te durarán más que lo que tarde el verano en llegar. Por eso, sea primavera, sea verano, o sea invierno, lo primero que tienes que hacer es conseguir akadama, que es un sustrato para bonsáis que encontrarás a la venta en cualquier tienda especializada o por Internet.

¿Por qué no sobreviven en turba si se cultivan en climas templados-cálidos? Por todo lo que te voy a contar ahora:

  • Las altas temperaturas del verano hacen que la tierra se seque con mucha rapidez, por lo que para evitarlo regamos con mucha más frecuencia.
  • La turba absorbe muy bien el agua, lo cual es genial para los arces, pero es demasiado compacta y las raíces, literalmente, se ahogan.
  • Las hojas, al no tener suficiente agua, se empiezan a poner marrones rápidamente hasta que caen.

Todo esto se evita plantándolos en akadama sola o mezclada con un 30% de kiryuzuna. Incluso puedes plantarlos en vermiculita si controlas el riego. Cuando vayas a trasplantarlos, no manipules mucho el pan de tierra.

Cuidado con el viento marino

Aunque vivas a unos 7km de la costa, ten cuidado. El viento cálido, sobretodo si viene del mar, puede dañar irremediablemente a las hojas. Los arces japoneses no toleran la sal. Por ello, es muy importante mantenerlos por ejemplo detrás de plantas altas, que puedan frenar un poco el viento, o junto a una pared o valla.

Bajo ningún concepto se pueden cultivar dentro de casa. Estas plantas tienen que estar en el exterior, en semisombra, para poder sentir el paso de las diferentes estaciones.

Utiliza agua y un abono adecuados

El agua que usaremos para regar los arces japoneses será la de lluvia o, si no podemos conseguirla, ácida (mezclando el líquido de medio limón en un litro de agua). Con ella los regaremos muy seguido, especialmente en verano. Para saber más o menos cuándo regar, te hablaré de nuevo desde mi experiencia:

  • En primavera aconsejo regar cada 3-4 días.
  • En verano cada 2 o 3 días.
  • En otoño cada 4-5 días.
  • En invierno una vez por semana.

Por otra parte, no hay que olvidarse del abono. Como toda hoja cuenta, hay que abonar con un abono de rápida eficacia, por lo que usaremos un abono líquido para plantas acidófilas que encontraremos a la venta en los viveros y tiendas de jardinería. Hay que seguir siempre las indicaciones especificadas en el envase para evitar el riesgo de sobredosis. Hay que tener presente que no por abonar más las plantas crecerán mejor; de hecho, un exceso de abono podría matarlas.

No pueden vivir en climas tropicales

Sintiéndolo mucho, estas plantas no viven nada bien en climas tropicales. Necesitan pasar frío en otoño y, sobretodo, en invierno para que sus hojas puedan caer y los propios arces hibernar. Si no lo hicieran, se debilitarían mucho y acabarían secándose.

Espero que te haya sido de utilidad 🙂 .

¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno

2 comentarios

  1.   Guadalupe Fernandez dijo

    Monica
    Muchas gracias por estos consejos. Vivo en una zona balneraria a 400 km al sur de Buenos Aires, Argentina. Aqui estos arboles crecen bien, los veo en las veredas pero justamente en casa tengo uno en el fondo que esta teniendo las hojas secas. Voy a tratar de mejorarle el sustrato pero ya esta plantado hace mas de 1 año y el verano pasado no tuve este problema, tal vez tenga exceso de agua. Ah! por cierto nuestra agua de riego es de napa y aqui el agua es dura, calcarea.
    Gracias!

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Guadalupe.
      Puede ser que la tierra que tiene sea un poco ácida. De todas formas, te recomiendo acidificar el agua ya que si se riega con agua dura puede aumentar el pH de la tierra y causarle problemas al árbol.
      Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *