Jatrofa (Jatropha)

Jatropha multifida

Jatropha multifida
Imagen – Wikimedia/ SergioTorresC

En el género de la jatrofa se incluyen unas 175 especies de árboles, arbustos y suculentas que se caracterizan por tener hojas y flores de un enorme valor ornamental. De hecho, no es raro encontrar algún ejemplar en los jardines y colecciones.

Pero su mantenimiento no es muy sencillo cuando el clima no acompaña; y es que por desgracia, al ser originarias de regiones tropicales temen a las heladas. Sin embargo, se pueden cultivar en interior.

Origen y características

Jatropha gossypiifolia

Jatropha gossypiifolia
Imagen – Wikimedia/Vijayanrajapuram

Nuestras protagonistas son plantas nativas de África, América del Norte y del Caribe, donde crecen en las regiones tropicales sin heladas. Pueden ser árboles, arbustos o hierbas, a veces suculentas, con tallos que contienen látex. Las hojas son alternas o subopuestas, de lobadas a palmatilobadas.

Las flores se agrupan en inflorescencias axilares o terminales, pudiendo haber solo femeninas o masculinas, o de ambos géneros en cuyo caso serían monoicas. El fruto tiene forma de cápsula y en su interior contiene semillas carunculadas.

Todas las partes son venenosas, aunque hay algunas especies que se utilizan con fines medicinales.

Principales especies

  • Jatropha curcas: conocida como pilón de tempate, es un arbusto de hasta 5 metros de altura, monoico, nativo de América Central.
    Se cultiva mucho por las propiedades medicinales de hojas y semillas, que son: cicatrizante, desinfectante y purgante. Pero no se pueden ingerir directamente los frutos ni las semillas sino que hay que utilizarlos o bien como cataplasma o bien masticando tres semillas con medio litro de agua durante un ratito y luego tragar.
  • Jatropha integerrima: conocida como peregrina, es un arbusto de 2-3 metros de altura, con tallos suculentos nativo de Centroamérica.
  • Jatropha multifida: es un arbusto o arbolito de hasta 6 metros de altura nativa del sur de América del Norte, México y Cuba.
    Al igual que la J. curcas, las semillas frescas pueden usarse como cicatrizante y purgante, pero con cuidado.
  • Jatropha podagrica: conocida como capa de rey o tártago, es una planta nativa de América Central que crece hasta alcanzar una altura de 1-2 metros. Ver ficha.

¿Cuáles son sus cuidados?

Jatropha podagrica

Jatropha podagrica
Imagen – Wikimedia/JMGarg

Si quieres tener un ejemplar de jatrofa, te recomendamos cuidarlo de la siguiente manera:

  • Ubicación:
    • Exterior: ha de estar en el exterior, a pleno sol.
    • Interior: colócalo en una habitación luminosa, sin corrientes de aire.
  • Riego: más bien escaso. Unas 2 veces por semana en verano y cada 10 días el resto.
  • Tierra:
    • Jardín: tiene que tener muy buen drenaje, ya que teme el encharcamiento.
    • Maceta: aconsejable plantarlo simplemente en pómice, para ayudarle a enraizar.
  • Abonado: se puede abonar echándole una vez al mes un poco de estiércol de oveja por ejemplo si está en tierra, o con guano líquido si está en maceta.
  • Multiplicación: por semillas en primavera.
  • Rusticidad: no soporta el frío ni las heladas.

¿Qué te han parecido estas plantas?

¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.