Lichi (Litchi chinensis)

El lichi es uno de los frutales tropicales más interesantes: produce frutos que son comestibles, pero también muy decorativos. Además, da muy buena sombra y es fácil de cuidar. Pero, ¿sabes lo mejor? Que pese a su origen es capar de soportar algo de frío, motivo por el cual se puede cultivar en climas cálidos o templados-cálidos.

Así que si te apetece conocer todos sus secretos, no te pierdas este artículo especial.

Origen y características

El lichi, cuyo nombre científico es Litchi chinensis, es un árbol perennifolio originario del sur de China, el sur de Indonesia y el este de Filipinas. Popularmente se la conoce como ciruela de China, litchi, mamonchillo chino. Alcanza una altura de 15 a 20 metros, con una copa compuesta por hojas lanceoladas, de color verde y con el nervio central muy marcado.

Las flores son blanco-verdosas o amarillentas, y pueden ser hermafroditas o masculinas. El fruto (que en realidad es una falsa fruta) es una drupa que tiene 3-4cm de longitud y unos 3cm de diámetro. La parte exterior -epicarpio- es de color rojo y se retira con facilidad. La pulpa es blanca, dulce y rica en vitamina C. Cada fruto contiene una única semilla.

Subespecies

Se conocen tres:

  • Litchi chinensis subp. chinensis: crece en el sur de China, el norte de Vietnam y Camboya.
  • Litchi chinensis subsp philippensis: crece en Filipinas.
  • Litchi chinensis subsp javensis: crece en Malasia e Indonesia.

¿Cuáles son sus cuidados?

Si quieres tener un ejemplar, te recomendamos proporcionarle los siguientes cuidados:

Ubicación

El lichi es un árbol que se debe de colocar en el exterior, a pleno sol. Es importante que además esté a una distancia de 4-5 metros como mínimo de otras plantas altas, suelos pavimentados, tuberías y demás.

Tierra

Puede crecer en todo tipo de suelos, pero prefiere los que son fértiles y tienen buen drenaje. No es una planta apta para tener en maceta.

Riego

Frecuente, especialmente durante el verano. Hay que regar unas 3 veces por semana durante la época más calurosa del año, y cada 3-4 días el resto del año. En el caso de que vivamos en una zona donde suele helar, la frecuencia de riego en otoño-invierno debe ser menor.

Si caen 1600 mm anuales de media y las precipitaciones están distribuidas a lo largo de los meses del año, no será necesario regar.

Abonado

Es importante abonar durante toda la temporada de crecimiento, es decir, desde comienzos de primavera hasta finales de verano/comienzos de otoño, ya que de lo contrario lo normal sería que tardará más en dar fruto. Pero no hay que abonar con cualquier producto, sino con los orgánicos, como el guano, compost u otros.

Echaremos un buen puñado alrededor del tronco, de manera que quede una capa de unos 3cm, y la mezclaremos un poco con la tierra, ayudándonos de una azadilla (azada de mano).  Repetiremos una vez al mes o cada mes y medio.

Multiplicación

El lichi se multiplica por semillas en primavera. El paso a paso a seguir es el siguiente:

  1. Primero, tenemos que comernos algunos frutos (lo ideal sería 10, para que haya más posibilidades de que germinen varias), por supuesto 🙂 .
  2. Después, limpiamos bien las semillas con agua y las introducimos en un vaso, también con el preciado líquido, durante 24 horas.
  3. Al día siguiente rellenamos una bandeja de semillero con sustrato de cultivo universal (puedes comprarlo aquí).
  4. Luego, ponemos dicha bandeja dentro de otra que no tenga agujeros, y regamos a consciencia.
  5. A continuación, colocamos un máximo de dos semillas en cada alvéolo, y las cubrimos con una fina capa de sustrato.
  6. El siguiente paso es regar, esta vez con un pulverizador, para mojar la superficie del sustrato.
  7. Por último, introduciremos una etiqueta a la que previamente le habremos escrito el nombre de la planta y la fecha de siembra, y colocaremos las bandejas en el exterior, en semisombra.

Así, germinarán al cabo de pocos días (4-5), y empezarán a dar fruto a partir de los 8 o 9 años de edad.

Poda

No es necesario podarlo. Tan solo hay que quitarle las ramas secas, enfermas, débiles o rotas.

Recolección

Los frutos se recolectan cuando son completamente rojos.

Plagas

Puede verse afectado por las siguientes:

  • Mosca de la fruta: hace agujeros en la piel de los frutos. Más información.
  • Pulgones: se alimentan de las hojas más tiernas. Más información.
  • Barrenillos o taladradores: excavan galerías en las ramas.
  • Araña roja: se alimenta de las células de las hojas. Más información.
  • Chinche con marcas rojas brillantes: se alimenta de la savia de las ramas jóvenes, lo cual provoca su muerte.

Se combaten con insecticidas específicos.

Enfermedades

Si se riega en exceso puede verse afectado por hongos. Los síntomas son:

  • Pudrición de las raíces.
  • Manchas en las hojas.
  • Caída prematura de hojas y/o frutos.
  • Detención del crecimiento.

Se combaten con fungicidas a base de cobre o azufre.

Rusticidad

Como adelantábamos al principio, el lichi es un árbol que soporta algo de frío. De hecho, puede cultivarse en el exterior siempre y cuando la temperatura no baje de los -2ºC. Estas heladas tienen que ser puntuales y de corta duración; es decir, que deben de ser de esas en las que se producen pero enseguida suben a los 10ºC o más, puesto que de no ser así la planta no sobrevivirá.

Los ejemplares jóvenes necesitan protección, por ejemplo con una malla antiheladas o tenerlos en invernaderos.

Usos

Aparte de su uso como planta ornamental, el lichi se utiliza sobretodo por sus usos culinarios y medicinales:

Culinarios

Se puede consumir como postre, o como tentempié. Su valor nutricional por 100g es el siguiente:

  • Calorías: 75kcal.
  • Agua: 82g
  • Hidratos de carbono: 16,5g
  • Proteínas: 0,85g
  • Grasas: 0,45g
  • Fibra: 1,3g
  • Azúcares: 15,22g
  • Vitaminas: rica en vitamina C, ácido fólico, vitamina K, y vitaminas B1, B2, B3, B5 y B6.
  • Minerales: contiene potasio, calcio, hierro, magnesio, fósforo, cobre y zinc.

Medicinal

El lichi se usa para cuidar al corazón, ya que ayuda a reducir el riesgo de sufrir un infarto u otros problemas cardíacos. Asimismo, es muy aconsejable que personas con hipertensión arterial lo consuman, puesto que es rico en potasio y bajo en sodio.

Por último, es útil para fortalecer el sistema inmune por su alto contenido en vitamina C.

¿Qué te ha parecido este árbol? ¿Lo conocías?

¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno

Categorías

Árboles frutales

Investigadora de las plantas y de su mundo, actualmente soy coordinadora de este querido blog, en el cual llevo colaborando varios años. Me encanta trabajar con la tierra y observar el comportamiento de cada uno de los seres vegetales, pues todos tienen características que los hacen únicos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.