Madreselva del Japón (Lonicera japonica)

Hoy vamos a hablar de otra especie de madreselva que también tiene diversos usos en la jardinería y es bastante conocida. Se trata de la madreselva del Japón. Su nombre científico es Lonicera japonica y se le conoce también por otros nombres comunes como son madreselva japonesa y madreselva olorosa. Es un tipo de arbusto con tendencias trepadoras que pertenece a la familia Caprifoliaceae.

Espero que este post te interese bastante, porque vamos a explicarte todas las características, necesidades y los cuidados que requiere en su mantenimiento en el jardín. ¿Quieres saber más sobre la Lonicera japonica?

Características principales

Se trata de un arbusto de hojas caduca o semicaducas. Se le conoce por este tipo de hoja, porque es capaz de conservar sus hojas durante el invierno, siempre y cuando las temperaturas no sean demasiado bajas. Posee unas hojas de tipo elípticas, acuminadas y se encuentran opuestas.

Es un arbusto que puede alcanzar hasta 5 metros de altura y tiene un crecimiento bastante rápido. En tan solo un año puede desarrollarse hasta varios metros de altura. Su envergadura las hace perfecta para esconder algunos lugares antiestéticos como alambradas más oxidadas, cobertizos más antiguos o para decorar el jardín. Son muy preciadas en el mundo de la decoración por ser una planta no muy exigente. También es utilizada para cubrir algunas pérgolas y franjas espaciosas en el suelo.

Florece en la época de primavera cuando las temperaturas son más altas, más o menos por el mes de mayo o incluso primeros de junio. La floración dura hasta mediados de verano y da grandes grupos de flores con forma tubular. Son de color blanco, aunque conforme se van desarrollando, van adquiriendo un tono más amarillo.

La floración suele ser conocida por su olor intenso y es bastante larga en el tiempo. De ahí a que uno de sus nombres comunes sea el de madreselva olorosa. Los frutos son grupos de bayas que tienen forma ovalada que adoptan un color rojo cuando se desarrollan y un olor característico que potencia aún más el olor general de la planta completa.

Usos de la Lonicera japonica

Esta planta tiene diversos usos en varios ámbitos diferentes. Los primeros usos son los estéticos. Suelen ser los principales y se conforman de la decoración de jardines y para tapar algunas cosas que no quedan bien estéticas en el jardín. Se puede colocar en muros, vallas y sirve para colocarlas en setos. En pérgolas también queda bastante bien dado que tiene ese carácter trepador que le dará un toque más curioso.

También se puede usar para tapar el suelo que no tenga césped y destruya la armonía del jardín o para otorgar más intimidad a tu espacio personal. Es cierto que a veces no nos sentimos cómodos en el jardín o en el porche porque nos ve la gente que pasa en el exterior. Seguro que si coloramos algunos arbustos de madreselva del Japón nos sentiremos más a gusto.

Esta planta también tiene algunos usos medicinales generales. Es empleado para tratar algunos tipos de afecciones. Tiene una función antibacteriana, antiviral, diurética y depurativa. También se utiliza para reducir la fiebre.

Requerimientos y cuidados

Vamos a pasar a describir los requerimientos que esta planta necesita para que su crecimiento sea óptimo y podamos aprovecharnos de su capacidad para decorar y embriagarnos con su olor en las épocas de floración. Necesita de una ubicación donde esté soleada pero con algo de sombra. Las horas de luz directa del sol no deben ser demasiadas, o podría dañar sus tejidos (sobre todo en verano).

El lugar perfecto de la casa es un sitio más sombrío y orientado al norte. De esa forma no tendrá problemas con el sol directo en los meses calurosos y podrá ejercer mejor función como trepadora. En cuanto a las temperaturas, lo ideal es que se mantengan en un rango entre los 10 y los 25 grados. Durante el invierno quizá haya veces que cueste mantener estas temperaturas, pero puede resistir durante un tiempo. En verano, si la situamos a la sombra o semisombra, no tendrá problema con las temperaturas altas.

En cuanto al riego, no es nada exigente. Es una planta muy demandada por su poca exigencia de riego y su alta resistencia a la sequía. El indicador que nos dirá cuando regar otra vez es que el suelo está seco. En los meses más fríos no es necesario regar a no ser que haya meses y meses que no llueva nada.

Se desarrolla bien en casi todos los tipos de suelos. Lo ideal es colocarnos en aquellos que tienen más humedad y estén compuestos por margas enriquecidas con materia orgánica.

Mantenimiento, plagas y enfermedades

Como hemos mencionado antes, es una planta que tiene un crecimiento bastante vigoroso, por lo que llega a ser invasivo. Es mejor ir controlando su crecimiento mediante las podas. La poda se debe realizar después de florecer, quitando la parte exterior para evitar zonas muertas, tanto en interiores como en exteriores. Así, estaremos estimulando el desarrollo de nuevos vástagos. Lo mejor es realizar una poda de rejuvenecimiento cada 3 o 4 años para fortalecerla bien.

Entre sus enfermedades nos encontramos con la marchitez de sus hojas causadas por un hongo que se reproduce en épocas lluviosas. Para tratar con ello, se puede emplear tratamientos fungicidas como el oxicloruro de cobre.

Si pueden observar que las hojas están cubiertas por un micelio blanco, es que ha sido atacado por un hongo y padece oidio. Se puede combatir con un fungicida antioidio como puede ser el azufre.

En cuanto a sus plagas, puede ser atacado por cochinillas, pulgones y la oruga cigarrera.

Podemos multiplicar a la madreselva del Japón por semillas que plantaremos en la época de principios de primavera. Cuando la planta es joven, hay que tenerlas por separado en pequeñas macetas y trasladarlas cuando sea suficientemente grandes. Se propaga bastante bien por estacas de madera en primavera y por acodo, ya que las guías pueden enraizar en cualquier sitio que toque la tierra.

Espero que con esta información puedas disfrutar más de la Lonicera japonica.

¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno


Graduado en Ciencias Ambientales y Máster en Educación Ambiental por Universidad de Málaga. Mi objetivo es dar a conocer toda la información de medioambiente a los lectores de manera sencilla, clara y entretenida para que se aprendan los valores de la naturaleza y la necesidad de preservarla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.