Loropetalum, el arbusto púrpura y rosado

Si quieres añadir algo de color en tu jardín puedes pensar en tener un Loropétalo pues es una planta que tiene un color particular y por eso se destaca en medio del paisaje verde.

No es una de las plantas más populares del mercado y quizá por eso es aún más interesante. Se trata de una especie que pertenece a la misma familia que los Hamamelis y por eso sus flores recuerdan a las de esta planta.

Planta de origen asiático

Arbusto Loropetalum

Poco a poco vemos más y más Loropetalum en los viveros y por eso hoy nos dedicamos a conocer la bondades de esta planta de origen asiático a la que hay que tenerle algo de paciencia pues es de crecimiento lento. Así y todo, cuando logra su madurez puede alcanzar una altura de dos metros.

El Loropetalum es un arbusto perenne que se destaca por sus flores que son similares en aspecto a las del Hamamelis aunque de color rosa en lugar de amarillo. Su nombre científico es Loropetalum chinese y es una planta ornamental pues el color de sus flores sumado a sus pétalos en forma de cintas la vuelven llamativa y hermosa.

El arbusto tiene forma redondeada y es frondoso así es que es ideal para cubrir zonas libres. También porque presenta tallos erectos y ramificados, con hojas de color verde durante la primavera que se vuelven púrpueras con la llegada del otoño.

Si bien esta es la variedad de Loropetalum más común, hay algunas especies enanas, que son elegidas cuando se desea cultivarla en rocallas o bien para cubrir el suelo.

Cuidados

Flores de Loropetalum

Para tener tu Loropetalum en óptimas condiciones, lo mejor es que repose en un lugar de media sombra y en un suelo ácido y fresco pero con algo de humedad. Es ideal para combinar con otras plantas acidófilas, como camelias, azales o brezos.

A diferencia de otras especies, la floración se produce durante el invierno y la primavera pero es curioso pues la planta no es resistente al frío y por eso es que es recomendable proteger la planta durante las heladas y evitar que la temperatura supere los -5 grados centígrados.

La poda se realiza luego de la floración y se trata de quitar aquéllas ramas que hayan crecido en exceso o bien que desentonen con la forma que se le desea dar al arbusto.

¿Te gusta la jardinería? Esto no te puede faltar
Tanto si te estás aficionando en el mundo de la jardinería como si eres un experto, no te puede faltar nada de esto:
Kit de accesoriosHerramientasSemillas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *