Chaya (Cnidoscolus aconitifolius)

Cnidoscolus aconitifolius

La planta de chaya es un arbusto semi-perennifolio que crece de forma natural tanto en México como en Centroamérica. Su tamaño es más bien reducido, algo que hace que se pueda cultivar tanto en maceta como en el jardín siempre que el clima acompañe.

Su mantenimiento no es complicado, pero además tiene usos comestibles y medicinales que no se pueden ignorar.

Origen y características

Plantas de chaya

Nuestro protagonista es un arbusto semi-perennifolio y semi-leñoso que alcanza hasta los seis metros de altura, cuyo nombre científico es Cnidoscolus aconitifolius. Popularmente se le conoce como chaya, árbol espinaca, o chicasquil. Sus hojas son palmadas, lobuladas y alternas, de color verde, con un tamaño de hasta 32cm. Estas suelen caer durante la estación seca. Las flores son blancas y pequeñas, y aparecen en racimos.

Beneficios para la salud

Sus hojas son ricas en vitaminas, sales minerales, oligoelementos y enzimas, y se sabe que es un aliado muy bueno para los humanos ya que regula la presión arterial, mejora la circulación sanguínea, desinflama las venas y hemorroides, reduce el colesterol y el ácido úrico, ayuda a bajar de peso y además aumenta la retención de calcio. La dosis es de 2 a 6 hojas por día, ya sean cocidas en sopas o ensaladas.

¿Cuáles son sus cuidados?

Chaya

Si quieres tener un ejemplar de chaya, te recomendamos proporcionarle los siguientes cuidados:

  • Ubicación:
    • Exterior: ha de colocarse a pleno sol, aunque también tolera la semisombra.
    • Interior: puede estar en un patio interior por ejemplo, o en una habitación en la que entre mucha luz natural.
  • Tierra:
    • Jardín: ha de ser fértil, con buen drenaje.
    • Maceta: sustrato de cultivo universal mezclado con un 30% de perlita.
  • Riego: 3-4 veces por semana en verano, algo menos el resto del año.
  • Abonado: desde comienzos de primavera hasta finales de verano con abonos ecológicos, una vez al mes.
  • Multiplicación: por semillas en primavera.
  • Rusticidad: no resiste el frío ni las heladas. La temperatura mínima que aguanta es de 10ºC.

¿Qué te ha parecido la planta de chaya?

¿Sabes cómo regar las plantas durante el verano?
Apunta nuestros consejos y trucos para poder disfrutar de una estación llena de vida y color
Riego de las plantas durante el verano

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.