¿Cómo cuidar y mantener la Rosa del desierto?

Es, probablemente, la planta suculenta caudiciforme más popular. La Rosa del desierto es un arbusto originario de África que produce unas flores en forma de trompeta de flores muy vivos y alegres. Aunque su ritmo de crecimiento es muy lento, ello la convierte en una planta ideal para tener en maceta durante muchos años, incluso durante toda su vida.

Sin embargo, su cultivo es complicado. Es muy sensible al exceso de agua y al frío, de modo que lograr mantenerla temporada tras temporada no es fácil. Pero, para que lo sea un poco, te vamos a dar una serie de consejos y trucos que te servirán para que tu Rosa del desierto se vea y, lo más importante, esté sana.

Características de la Rosa del Desierto

Adenium obesum en Tanzania

Nuestra protagonista, en hábitat (Tanzania).

La Rosa del desierto, conocida también como Sabi Star, Kudu, Desert-rose o Adenio y con el nombre científico Adenium obesum, es un arbusto perteneciente a la familia Apocynaceae que llega a medir 2m de altura. Es originario del este y sur tropical y subtropical de África y Arabia.

Sus hojas son perennes, lo cual significa que la planta se mantiene siempreverde todo el año, pero en zonas donde el invierno es fresco las pierde. Éstas son simples, enteras y coriáceas. Miden de 5 a 15cm de longitud y de 1 a 8cm de ancho. Son de color verde oscuro, y tienen el nervio central muy visible.

Las flores, que aparecen en verano o a comienzos de otoño, tienen forma de trompeta y están compuestas por cinco pétalos de 4 a 6cm de diámetro. Pueden ser de distintos colores: blancas, rojas, rosas, bicolores (blanco y rosa). Una vez son polinizadas, comienzan a madurar las semillas las cuales miden 2-3cm de longitud y tienen forma rectangular.

Se distinguen seis subespecies:

  • Adenium obesum subsp. boehmianum: originaria de Nambia y Angola.
  • Adenium obesum subsp. obesum: originaria de Arabia.
  • Adenium obesum subsp. oleifolium: originaria de Sudáfrica y Botsuana.
  • Adenium obesum subsp. socotranum: originaria de Socotra.
  • Adenium obesum subsp. somalense: originaria del este de África.
  • Adenium obesum subsp. swazicum: originaria del este de Sudáfrica.

Es importante añadir que su savia es tóxica, por lo que si es necesario podarla hay que usar siempre guantes para evitar problemas.

¿Qué cuidados requiere?

Adenium obesum

Ahora que sabemos cuáles son sus características, vamos a ver cómo cuidarla para que pueda crecer bien en nuestro hogar:

Ubicación

Para que pueda crecer y tener un buen desarrollo debemos de colocarla en una zona donde esté expuesta al sol de manera directa. También puede estar en semisombra, pero es importante que en la zona donde esté llegue mucha luz, pues de lo contrario sus tallos se alargarían demasiado, lo cual debilitaría a la planta.

Sustrato

Al ser muy sensible a la podredumbre, el sustrato que elijamos debe de facilitar el drenaje del agua. Por este motivo, te recomiendo usar simplemente akadama o, mejor aún pómice. De esta manera, las raíces estarán siempre bien aireadas, por lo que en invierno tendrán menos dificultades para mantenerse vivas.

Riego

El riego tiene que ser moderado. La frecuencia variará dependiendo del lugar donde la tengamos así como del clima, pero por lo general regaremos cada 3-4 días en verano y cada 5-7 días el resto del año. Durante el invierno espaciaremos aún más los riegos, de modo que reguemos una vez al mes.

Si le tenemos puesto un plato debajo, le retiraremos el agua sobrante a los 15 minutos después de haber regado.

Abonado

Durante la primavera y el verano debemos abonarla con abonos minerales, como el Nitrofoska echando una cucharada pequeña cada 15 días, o bien con unos ya preparados para cactus y otras suculentas que encontraremos a la venta en los viveros y tiendas de jardinería. Si optamos por estos últimos, es conveniente seguir las indicaciones especificadas en el envase del producto.

Trasplante

Tenemos que cambiarla de maceta nada más comprarla -en primavera o verano- y de nuevo cada 2-3 años. Como su ritmo de crecimiento es lento, no será necesario que la trasplantemos muy a menudo. Si no sabes cómo hacerlo, a continuación te lo explicamos:

  1. Lo primero que has de hacer es preparar lo que será su nueva maceta. El Adenium es una planta cuyo sistema radicular es más bien pequeño, de modo que es aconsejable usar aquellos recipientes que son más anchos que altos.
  2. Una vez la tengas, rellénala un poco menos de la mitad con el sustrato que hayas elegido.
  3. Ahora, extrae la planta de su ”viejo” tiesto con cuidado e introdúcela en el nuevo.
  4. Luego, comprueba cómo queda. La base del tronco ha de estar ligeramente por debajo del borde de la maceta, sólo lo suficiente para que el agua no se sobresalga. Si ves que queda muy alta o muy baja, quita o añade sustrato.
  5. Finalmente, termina de rellenar la maceta y riégala al día siguiente.

Multiplicación

Semillas

Si queremos obtener nuevos ejemplares de Adenium mediante semillas, tendremos que adquirirlas en primavera o bien en verano. Enseguida que las tengamos, las deberemos de sembrar ya que su periodo de viabilidad es corto. ¿Cómo? Así:

  1. Lo primero que haremos será preparar el semillero, el cual puede ser bandeja de porexpan a la que le hayamos hecho algunos agujeros para el drenaje, o macetas.
  2. Después, lo rellenaremos con vermiculita, que es un sustrato muy recomendado para semilleros al mantener el grado justo de humedad.
  3. Ahora, colocaremos las semillas de forma que queden unos 2-3cm separadas entre sí.
  4. Luego, las cubriremos con un poco más de vermiculita y con la ayuda de un pulverizador humedeceremos bien el sustrato.
  5. Finalmente, lo colocamos en el exterior a pleno sol, y vamos regando para que la vermiculita no se seque.

Germinarán en 10-15 días a una temperatura de 20-25ºC.

Esquejes

Durante el verano también se puede propagar la Rosa del desierto por esquejes de tallo. Hacerlo es muy fácil, tanto que sólo tendremos que seguir estos pasos:

  1. Seleccionaremos un tallo que se vea fuerte y sano.
  2. Luego, con una pequeña sierra de mano previamente desinfectada con alcohol, lo cortaremos.
  3. Después, pondremos pasta cicatrizante en la herida de la planta a la que hemos quitado el tallo.
  4. Ahora, tenemos que dejar que la herida del esqueje se seque durante 10 días poniéndolo en una zona protegida del sol y ventilada. Si tiene hojas, se las quitaremos.
  5. Pasado ese tiempo, lo plantaremos en una maceta con sustrato arenoso y lo mantendremos ligeramente húmedo.

Para tener más probabilidades de éxito podemos impregnar la base del esqueje con hormonas de enraizamiento en polvo.

Plagas

Si bien es una planta que resiste bien las plagas, hay una con la que necesitará un poco de ayuda: los pulgones. Estos son unos insectos diminutos, de apenas 0,5cm de longitud, verdes o marrones que se adhieren a los capullos florales para alimentarse de la savia que circula por ellos. Para evitarlos o combatirlos, se debe tratar la planta con Aceite de Neem o bien, si la plaga está muy extendida, con Clorpirifos.

Rusticidad

No soporta el frío ni las heladas. Lo ideal es mantenerla en una zona donde la temperatura mínima se mantenga por encima de los 10ºC. En caso de vivir en una zona más fría, tendremos que protegerla colocándola dentro de un invernadero si se producen heladas suaves (hasta -2ºC) o bien meterla dentro de la vivienda en una habitación en la que entre mucha luz natural y no haya corrientes de aire.

Rosa del desierto como bonsái

Bonsái de Adenium obesum

El Adenium obesum al tener un ritmo de crecimiento tan lento es una planta que a menudo se trabaja como bonsái, algo que a los antiguos maestros bonsaístas no les gustaría demasiado, pues para ellos un bonsái es un árbol o arbusto leñoso que tiene las hojas pequeñas y un tronco leñoso. El tronco del Adenium es suculento, esto es, hace las funciones de almacén de agua. Cuando pasa demasiado tiempo sin llover, la planta se puede mantener viva gracias a estas reservas, algo que no necesitan hacer las plantas que viven en zonas con clima templado.

A pesar de todo, la Rosa del Desierto como bonsái es una planta muy interesante. Su sistema radicular es más bien pequeño, por lo que se puede cultivar en bandeja de bonsái sin problemas. Sólo debemos tener en cuenta estos consejos:

  • Ubicación: semisombra con mucha luz.
  • Sustrato: 50% akadama + 50% pómice.
  • Riego: cada 3-4 días en verano y cada 10-15 días el resto del año. En invierno, regar cada 20-25 días.
  • Abonado: durante la primavera y el verano usando abono mineral para cactus y otras suculentas.
  • Poda: en primavera, antes de que reanude su crecimiento. Se han de recortar aquellas ramas que hayan crecido demasiado.
  • Estilo: vertical formal.
  • Trasplante: cada 2-3 años.

¿Qué precio tiene?

Adenium obesum de flor blanca

La Rosa del desierto es una planta que se puede comprar en los viveros, tiendas de jardinería y también en tiendas online. Su precio varía dependiendo de su altura y del grosor de su tronco, pudiendo costar 10 euros si mide 20cm de altura y tiene un tronco de 2-3cm, o bien 20 euros o más si mide 30cm de altura y tiene un grosor de 6-7cm.

Las semillas son mucho más económicas, costando 1 o 2 euros diez-veinte unidades.

Adenium obesum subsp. boehmianum

Adenium obesum subsp. boehmianum

Y con esto terminamos. Esperamos que este especial sobre la preciosa Rosa del desierto te haya sido de interés. Si te ha quedado alguna duda, pregunta 🙂 .

¿Te gusta la jardinería? Esto no te puede faltar
Tanto si te estás aficionando en el mundo de la jardinería como si eres un experto, no te puede faltar nada de esto:
Kit de accesoriosHerramientasSemillas

Categorías

Plantas

Mónica Sánchez

Investigadora de las plantas y de su mundo, actualmente soy coordinadora de este querido blog, en el cual llevo colaborando varios años. Me encanta... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *