¿Se puede contratar un seguro para el jardín?

¿Es buena idea tener un seguro para el jardín?

Para muchos, su jardín es su pequeño paraíso. Una extensión del hogar en el que se viven maravillosos momentos de relax y desconexión, y donde, por consiguiente, se van creando recuerdos… los cuales nadie espera que se vean enturbiados por una devastadora tormenta o un robo.

Cada vez hay más casas, y sobretodo chalets, que disponen de un poco de terreno donde cultivar una gran variedad de plantas para su disfrute personal. Es por eso por lo que no está de más preguntarse si merece la pena contratar un seguro para el jardín, o cuanto menos, informarse sobre si el seguro del hogar cubre también esta zona de lo que es tu refugio y el de tu familia.

¿Qué valor tiene para ti el jardín?

El seguro del hogar puede cubrir el jardín

El jardín es un lugar simplemente maravilloso. Es el hogar donde resulta sencillo respirar paz y tranquilidad. Simplemente inspeccionando las hojas de las plantas, en busca de alguna cochinilla rebelde que se pueda estar alimentando de ellas o de un hongo que esté dañándolas desde dentro, sirve para desconectar del trabajo y de los problemas del día a día.

Además, es el área donde se puede reunir a la familia y/o a los amigos para, por ejemplo, celebrar las fiestas de cumpleaños o una cena. Quien más quien menos disfruta de estar al aire libre, por lo que si ese ‘aire libre’ está embellecido con árboles, arbustos y algunas flores, aparte de unos pocos muebles para descansar, la experiencia va a ser, seguro, muy placentera.

De hecho, cuando vas a diseñar uno, una de las primeras cosas en las que tienes que pensar es en el uso que le quieres dar, porque eso, a fin de cuentas, es lo que le va a dar el valor que realmente tendrá para ti.

No me refiero solo al valor material, de los muebles, fuentes u otro tipo de estructuras que vayas a colocar, sino también al sentimental. Al principio el presupuesto es lo que va a determinar, en buena medida, que se compren muebles de madera o de plástico, o plantas adultas o pequeñas. Pero a medida que pasa el tiempo, el valor sentimental va cobrando fuerza, superando en muchas ocasiones al material.

Eso se hace más palpable cuando ocurre algo inesperado, como un robo o una lluvia torrencial acompañada de fuertes rachas de viento que dejan caer árboles del jardín. Está claro que se confía en que no ocurra nada de esto, pero ya dicen que más vale prevenir que curar, o al menos, en caso de que suceda algo así, disponer de la ayuda que nos permita poder solucionarlo y seguir adelante.

Y ahí es donde puede entrar en juego el seguro del hogar (en esta web tienes más información).

¿Por qué es interesante que el seguro del hogar cubra el jardín?

Protege tu jardín asegurándolo

Cuando se va a comprar una vivienda o cuando ya se ha hecho, el seguro del hogar va ‘casi’ con el precio de la casa. Y digo casi porque, evidentemente, es algo que decides tú si contratarlo o no. Pero si al final te decantas por uno, no dudes en preguntar si también queda cubierto tu jardín.

Pero, ¿qué es exactamente lo que puede cubrir? Bueno, cada compañía de seguros trabaja de forma distinta, pero en general los riesgos más habituales quedan cubiertos. Dichos riesgos son los siguientes:

  • Daños como consecuencia de fenómenos meteorológicos: sea por granizo o nieve, fuertes tormentas,… Estos pueden hacer mucho daño tanto al jardín como, por supuesto, al mobiliario.
  • Hurto, es decir, sustracción de cosas que tenías almacenadas: dicho de otra forma, cuando te quitan algo sin permiso pero también sin violencia, se considera un hurto.
  • Robo: si te quitan algo a la fuerza, con violencia, te están robando.

De todas formas, infórmate bien porque puede dependiendo de la póliza contratada, puede ser que te quede cubierto el hurto por ejemplo, pero no el robo.

¿Qué es lo que se ha de valorar a la hora de contratar un seguro que proteja el jardín?

El jardín puede sufrir daños tras un fenómeno meteorológico

No hay dos jardines iguales. Unos son más grandes, otros más pequeños; unos están junto a una casa adosada, y otros están en solares donde hay chalets. Asimismo, en unos habrá más mobiliario que en otros. A la hora de contratar un seguro, se ha de poner en consideración las características y todo lo que hay en el terreno para que la compañía calcule el precio incluyendo aquello que realmente necesitas.

Y es que, para que te hagas una idea, un jardín puede tener una superficie de tan solo 50 metros cuadrados, pero si tiene elementos de gran valor, el precio del seguro será más alto que si el jardín es el triple de grande y no dispone de ningún mueble.

Por eso, esperamos que te hayamos aclarado algunas dudas sobre el seguro del hogar… y del jardín 🙂 .


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.