Guía de siembra de semillas de lavanda

La lavanda es una planta de la que se hablan maravillas. Y es que resiste la sequía y las altas temperaturas, repele insectos como los mosquitos, es muy fácil de cuidar… ¿Qué más se puede pedir? ¿Tener una en el jardín? Para eso te aconsejamos hacerte con un sobre de semillas para que no solo tengas una, sino unas cuantas más por un precio muy bajo (suele valer 1 euro).

Si te apetece saber cómo sembrar semillas de lavanda paso a paso, no te pierdas este artículo y conseguirás tener un jardín precioso.

¿Qué necesitas para sembrarlas?

Para sembrar tus semillas de lavanda necesitas lo siguiente:

  • Semillero: puede ser una bandeja de semillero, una maceta, envases de yogur o de leche, … o cualquier cosa que tengas a mano que sea impermeable y a la que se le puedan hacer algunos agujeros en su base por los que saldrá el agua que sobre del riego.
  • Sustrato: con esto no hace complicarse mucho: con sustrato de cultivo universal que venden en cualquier vivero o tienda de jardinería las futuras plántulas tendrán más que suficiente.
  • Regadera con agua: imprescindible para humedecer el sustrato.
  • Semillas: no pueden faltar. Introdúcelas en un vaso con agua y tenlas ahí por 24h antes de sembrarlas, así sabrás cuáles son las que seguro que germinarán (las que se hundan) y las que no.
  • Que sea primavera: las semillas germinarán mejor en esa estación.

¿Cómo sembrarlas paso a paso?

Ahora que lo tienes todo, es momento de sembrarlas. ¿Cómo? De la siguiente forma:

  1. Lo primero que tienes que hacer es rellenar el semillero con sustrato, hasta arriba, y regar.
  2. Después, debes de esparcir las semillas sobre la superficie del sustrato procurando que queden un poco separadas entre sí.
    Es importante que no pongas muchas en un mismo semillero, ya que de lo contrario al germinar podrían luchar unas con otras, y al final acabarían muriendo algunas. Para que te hagas una idea de cuántas pueden caber en el semillero, debes saber que en una maceta de 10,5cm no se recomienda poner más de tres; si es más pequeña se ponen menos, y si es más grande se ponen más.
  3. Luego, cúbrelas con una fina capa de sustrato y vuelve a regar, esta vez con un pulverizador.
  4. Por último, solo te quedará escribir en una etiqueta el nombre de la planta y la fecha de siembra.

Así, manteniendo el semillero en el exterior, a pleno sol o en semisombra, y regado, las primeras semillas germinarán al cabo de una semana.

¡Feliz siembra! 🙂

¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.