Mostaza de campo (Sinapis arvensis)

arbusto con flores amarillas

La Sinapis arvensis, llamada popularmente “mostaza de campo”, consiste en una planta perteneciente a la familia Brassicaceae, la cual pese a ser originaria de Europa ha logrado naturalizarse igualmente dentro de Norteamérica. Si quieres conocer más sobre ella, te invitamos a leer este post, especialmente dedicado a la mostaza de campo.

Esta hierba anual se trata de una planta caduca, la cual tiene la capacidad de crecer aproximadamente alrededor de 1mt de alto; sus tallos se caracterizan por ser erguidos y presentar vellosidad alrededor de su base, siendo sumamente ramificados y estriados longitudinalmente, con una altura aproximada de 100cm.

Sus características

flor de la Sinapis arvensis o mostaza de campo

Cuenta con hojas grandes dentadas o pinnadas en su base, con una longitud de alrededor de 30cm, las cuales pueden ser sésiles o presentar un peciolo corto. Sus hojas inferiores suelen ser liradas y pecioladas, presentando un lóbulo terminal mayor, en comparación con los otros pares de segmentos laterales, teniendo un margen sutilmente dentado; mientras que las hojas superiores se distinguen por ser sésiles, lanceoladas, dentadas y por no encontrarse divididas.

Su inflorescencia consiste en un racimo terminales sin brácteas y alargados compuesto por flores pequeñas de color amarillo que poseen 4 pétalos de 9-10mm; sus pedicelos tienen una forma erguida y son patentes, al igual que sus sépalos que miden alrededor de 5mm, son de color verde y, en algunas ocasiones, son diferentes entre sí. Cuentan con 4 estambres cortos y dos más un poco más cortos.

Asimismo, su fruto se trata de una silicua aplastada y de forma cuadrangular, cuya longitud ronda los 3-5cm; las valvas poseen entre 3-7 venas claramente marcadas, aunque la del medio no suele ser realmente visible, además, sus 2 lóculos poseen semillas dispuesta en una fila compuesta por 4-8 de ellos.

Dicho fruto cuenta con una parte final conocida como “rostro”, la cual mide alrededor de 12-15mm de longitud, es de forma cónica y alberga una o más semillas. De igual modo, podemos señalar que, por lo general, la Sinapis arvenis florece entre los meses de febrero y octubre.

Cuidados de la Sinapis arvensis

A continuación, daremos unos pequeños tips acerca de los cuidados que se le deben proporcionar a la mostaza de campo:

  • Luz: Aunque prefieren desarrollarse a plena luz solar, lo cierto es que son totalmente capaces de soportar crecer en la sombra.
  • Temperatura: Lo mejor es que se cultiven en un clima caluroso.
  • Humedad: La Sinapis arvenis debe ser cultivada en suelos que se encuentren entre moderadamente secos o húmedos.
  • Acidez: Prefiere suelos cuyas bases sean ricas en un pH aproximado de 5.5-8.
  • Nitrógeno: Suele preferir los suelos ligeramente ricos o, en su defecto, moderadamente pobres; no es apto para suelos que presenten un exceso de fertilizantes.

Propiedades de la mostaza de campo

Algunas de las propiedades más destacables de la Sinapis arvenis, consisten en las mencionadas a continuación:

Es posible usar sus semillas del mismo modo que se emplean las que se obtienen de la mostaza blanca. Causa efectos irritantes en la piel, además de producir la vasodilatación de los capilares cutáneos, por lo que resulta ideal para tratar dolencias en las articulaciones, neuritis y reumatismos.

Cuenta con sinapina, una sustancia que tiene un efecto antibiótico que permite combatir las bacterias Gram negativas. Debido a que resulta tóxica al ser utilizadas en grandes dosis, lo más conveniente siempre es usarla de forma moderada. Usarlo externamente en exceso podría causar ampollas y en los peores casos, también necrosis.

Las hojas destacan por ser comestibles, cuentan con un sabor un poco picante y son muy apropiadas para ensaladas; por su parte, las hojas viejas tienen un sabor ligeramente ácido y se pueden usar para preparar guisos. Cuando aún no se han abierto sus flores, los tallos pueden ser utilizados como sustitutos para el brócoli.

Por otra parte, es posible consumir sus semillas tanto crudas como mezcladas junto a con sándwiches y/o ensaladas para darle un gusto más picante; igualmente, se pueden moler para ser utilizadas como aromatizantes para diversos platos, ya que las mismas poseen un ligero toque a la auténtica mostaza, de la cual toman su nombre.  Sus semillas también son utilizadas para obtener aceite.

Cultivo

El cultivo de esta planta es realizado no solo con el fin de recolectar sus semillas y procesarlas a fin de conseguir alimentos, además suele cultivarse a modo de planta para abono verde y acolchado; al igual que para incrementar o mantener la fertilidad del suelo cuando se cultiva de forma interna, ya que cuenta con un rápido crecimiento.

Si te interesa cultivar la mostaza a fin de producir alimentos, es preciso que tengas en cuenta que antes de sembrarla debes preparar el terreno profundamente, para ello, debes asegurarte de proporcionarle tanto una buena labranza como una adecuada fertilización, usando material orgánico preferiblemente.

Asimismo, es conveniente que mencionemos que lo más acertado es que esta sea cultivada en áreas con gran exposición al sol y poca sombra; además debes tener en cuenta que es una planta que no soporta muy bien el clima frío, por lo que podría morir. En este sentido, lo más recomendable es que la siembres a comienzos de la primavera (en el momento en que las temperaturas nocturnas no son menores a los 10°C) a fin de cosechar sus semillas cuando termine el verano.

Es posible almacenar sus semillas de forma inmediata después de recolectarlas, o colocarlas en el interior de envases herméticos luego de que se sequen completamente. En este sentido, debemos señalar que la cosecha de esta planta tiene que llevarse a cabo cuando los frutos aun no al alcanzado totalmente la madurez; después deben ser colocadas al sol no solo para que se sequen, sino también para que terminen de madurar.

Únicamente deberás regarla cuando se produzcan períodos de sequía prolongados, ya que por lo general les basta con el agua que obtiene de las lluvias. Asimismo, hay que decir que la mostaza de campo podría ser cultivada como planta anual o bianual con el propósito de recoger tanto sus hojas como sus semillas, respectivamente.

Enfermedades

arbusto lleno de mucho colorido amarillo del arbusto Sinapis arvensis

En relación a las enfermedades que puede padecer la Sinapis arvenis, resulta preciso destacar que, por lo general, los áfidos suelen arruinar tanto los capullos como los brotes de las flores, afectando negativamente la producción de sus semillas.

Asimismo, es muy probable que las condiciones climáticas que supongan un pobre cultivo acaben por devastar a la mostaza y provocar su descomposición, permitiendo así que la misma tenga un mayor riesgo de ser atacada por plagas y diversas enfermedades.

Especialmente y al finalizar la primavera y comenzar el otoño, esta planta suele ser bastante susceptible a ser atacada por oidio; por lo que es muy recomendable cultivarla en un espacio abierto y correctamente ventilado, tratando de evitar siempre que sea posible, que las hojas terminen mojadas al regar la planta.

De igual modo, resulta muy común que se vean atacadas por babosas y caracoles, al igual que por los escarabajos, los cuales producen agujeros alrededor de las hojas que terminan  debilitando la planta.  Así que si estás pensando en cultivarla, no olvides tomar en cuenta la información anterior, seguro te servirá para conseguir una planta fuerte y saludable.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.