¿Cómo se hace el trasplante de palmeras grandes y pequeñas?

La Beccariophoenix alfredii es una palmera de hojas pinnadas

Imagen – Wikimedia/Flickr user Drew Avery

En algunas ocasiones tenemos que cambiar el lugar de nuestra planta, ya sea debido a que ocupa mucho espacio, o simplemente porque queremos ponerla en otra parte del jardín o pasarla a maceta. Aunque lo más recomendable es evitar llegar a este punto, pues las palmeras tienen raíces delicadas, a veces no queda otro remedio.

La opción más indicada, en esos casos, es trasplantarla; es decir, extraerla de donde está y plantarla en otro. Dependiendo del tamaño de la misma, será más o menos complicado, pero independientemente de lo grande o pequeña que sea, es importante no manipular mucho el cepellón (pan de tierra). Sepamos pues cómo se hace el trasplante de palmeras.

¿Cuál es la mejor época para trasplantar palmeras?

A la hora de trasplantar palmeras una de las cosas que se han de conocer, sí o sí, es la época idónea para ese trasplante. Este conocimiento te servirá para que las plantas tengan una mayor probabilidad de recuperarse. Por eso, debes de saber que no se han de trasplantar en pleno invierno, que es cuando están en reposo, ni tampoco en pleno verano pues es cuando más activas están. Entonces, ¿cuándo se pueden poner en otro sitio?

Lo ideal será hacerlo en primavera, pero dependiendo de lo cálido o frío que sea, se podrá hacer a principios, a mediados o finales de la estación. Por ejemplo, si estás en una zona donde sabes que se suelen registrar heladas a principios de primavera pero no a finales, lo más recomendable será trasplantarla precisamente cuando se esté acabando la estación.

Estas plantas reanudan su crecimiento cuando la temperatura mínima es de unos 15 grados centígrados, y cuando ya no baja de los 0 grados en ningún momento. Si son especies tropicales, como el Cocos nucifera (cocotero), Cyrtostachys, Calamus, Veitchia, Raphia, etcétera, la temperatura mínima debe de ser de 18ºC. Será entonces, y no antes, cuando estén mejor preparadas para ser trasplantadas.

¿Cómo trasplantar palmeras?

Vamos a empezar por…:

Trasplante de palmeras pequeñas

Vista de la Chamaedorea cataractarum

Imagen – Wikimedia/Krzysztof Ziarnek, Kenraiz // Chamaedorea cataractarum

Cuando hablamos de palmeras pequeñas nos referimos a aquellas que todavía tienen un estípite (falso tronco) verde en su totalidad, o que ni siquiera lo han desarrollado aún. Normalmente, estas plantas tienen pocas semanas/meses a pocos años, de modo que su altura no suele superar los 2 metros.

Generalmente, este caso es mucho más sencillo que con el resto de palmeras, ya que prácticamente trasplantar una palmera pequeña es como trasplantar plantas o un arbusto. Puedes hacerlo con o sin ayuda, ya que no es muy complicado.

¿Cómo se hace?

Te recomiendo que el día antes del trasplante, riegues la tierra para que se encuentre húmeda y no se vaya a desmoronar. No es necesario que ates las hojas, pero si son muy largas sí es recomendable para que puedas trabajas con comodidad, sobre todo en la base. De hacerlo, usa una cuerda, y no las fuerces mucho. Cuando son jóvenes se pueden romper con facilidad.

Es importante que excaves una zanja alrededor de la planta, tratando de profundizar hasta dejar el cepellón buen suelto (unos 40 centímetros). Ten en cuenta que la zanja se debe hacer a cierta distancia del tallo. Esa distancia va a variar dependiendo del tamaño de la palmera, pero por ejemplo si mide 1 metro de altura y el tallo mide unos 4 centímetros de grosor, será de unos 20 centímetros. Más o menos, para calcularla tienes que multiplicar por cinco el grosor del tronco.

El siguiente paso es extraerla, con cuidado, con una laya (es una especie de pala, pero con la hoja rectangular y recta), o bien con una azada pero con mucho, mucho cuidado. Has de procurar que, si usas la azada, la hoja profundice todo lo posible, de modo que quede por debajo del cepellón/pan de raíces.

Una vez esté suelto, esto es, que la palmera ya no esté sujeta a la tierra, envuélvelo en un plástico duro y resistente, para poder extraerlo fácilmente y poder moverlo sin que se vaya a romper o que vayan a quedar las raíces peladas o desnudas. Luego solo tendrás que plantarla en una nueva zona del jardín, en un agujero de plantación hecho previamente, o en una maceta.

Es de vital importancia que trates de realizar todo este proceso rápidamente, pero sin prisas. Piensa bien lo que estás haciendo y por qué, procura no manipular mucho las raíces, y cuando hayas acabado, dale un buen riego a la planta. Si le ataste las hojas, también será el momento de desatarlas.

Trasplante de palmeras grandes

Vista de la palmera enana

Imagen – Wikimedia/David J. Stang

Si las palmeras pequeñas son las jóvenes con pseudotroncos verdes, las palmeras grandes son aquellas que ya empiezan a tener el típico falso tronco maduro de estas plantas. Sus hojas son, por lo tanto, más grandes, así como su sistema radicular. Por lo tanto, el trasplante será más complicado.

De hecho, no sería raro que, tras un trasplante, la planta simplemente se secara. Y es que pueden pasar muchas cosas: rotura de raíces y/o de hojas, aparición de plagas y/o enfermedades que debilitarán más la palmera, etcétera. Ninguna planta está preparada para superar el trasplante, por un motivo simple: cuando la semilla germina, esa planta quedará sujeta a ese sitio en concreto. No tendrá nunca la capacidad de caminar, pero tampoco la necesitará ya que ella sola puede conseguir alimento sin moverse, solo con la energía del sol, agua y nutrientes que sus raíces obtengan del suelo.

Pero la cosa se complica más cuando hablamos de palmeras. Ellas son hierbas gigantes (megaforbias), y no árboles. Ellas, como cualquier hierba, tienen raíces muy delicadas.

¿Cómo se hace?

Hay que tener en cuentas algunas consideraciones a la hora de trasplantarlas:

  • Debes regar la planta y la tierra el día anterior para que la tierra esté húmeda, y hacer una zanja a cierta distancia para facilitar la salida del cepellón (recuerda lo dicho antes: multiplica por cinco el grosor de su pseudotronco para saber donde hacer la zanja) y profundas, de unos 50 centímetros como mínimo.
  • El cepellón debe quedar con forma cónica.
  • Ata las hojas con una cuerda para que el trabajo sea algo más cómodo.
  • Es importante que luego lo envuelvas con una tela metálica, como un geotextil o una tela de yute para evitar que se rompa.
  • Al terminar, planta la palmera en un agujero que hayas hecho antes, o en una maceta grande. Riégala a consciencia, y déjale las hojas atadas unas semanas, hasta que le veas crecimiento, para evitar que pierda demasiada agua.

Es muy importante que ante cualquier duda, consultes con una persona que conozca acerca de estas plantas para evitar dañar, o traumatizar tu palmera.


16 comentarios, deja el tuyo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

  1.   invitado dijo

    no ahi problema con la fecha en la que se trasplante ?

    1.    Ana Valdés dijo

      Hola! Depende de tu lugar de residencia. Son necesarias las temperaturas cálidas para favorecer la emisión abundante de raíces.
      Si estás en España, la época adecuada para trasplantar una palmera es en primavera y verano, desde mayo a septiembre, ambos inclusive, siendo junio un mes ideal.

  2.   Jorge dijo

    hola, quiero saber como se hace un hijo de una palmera,y formar otra planta, para que no se me seque gracias.-

  3.   Jorge de cañuelas dijo

    Tengo que transplantar varias palmeras washintonian grandes. Sabes de alguien que tenga equipó para hacerlo?

  4.   beto dijo

    todo depende del cepellon se puede transplantar en cualquier epoca pero en invierno lleva mucho trabajo porque el cepellon debe ser grande y no desterronarse hay que cavar muy bien y embolver el bolsas fuertes y a su vez atarla hasta que se deposite en el lugar definitivo.

  5.   Juliam dijo

    Hola vivo en Argentina, en una zona que en invierno suele hacer entre 10º y 16º max. 5º y -1º min hay muchas heladas. Mi vecina tiene una palmera pindo de 3,80 mts parece pequeña, pero el tronco esta como formado, tiene un diámetro de 16 cm hasta 1,50 despues se achica mucho hasta los 2,60 mts después son las hojas que llegan hasta los 3,80mts. Mi pregunta es si la puedo transplantar ahora que estamos en julio casi agosto o espero hasta septiembre/octubre

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Juliam.
      La mejor época para trasplantar palmeras es a comienzos de primavera, cuando el riesgo de heladas haya pasado.
      Un saludo.

  6. Tengo una palmera grande y la quiero quitar como agosta

  7.   Juan dijo

    Hola, me podrías informar quién hace trasplantes de palmeras, en mi lote tengo varios ejemplares de entre 6 y 8 mts de altura, necesito ubicarlas en otro lugar del terreno. Agradecería esa información.
    Saludos

    Juan

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Juan.
      Nosotros no nos dedicamos a eso. Sólo tenemos el blog.
      Te recomiendo consultar con un vivero, ellos seguramente te sabrán decir quién se puede encargar de eso.
      Un saludo.

  8.   Cristina dijo

    Hola! tengo una palmera pindó mediana que transplanté hace un año y tiene hojas amarillas, pero el tronco de las mismas se ven verdes, todavía puede ser que sufra el transplante? que solución tengo? las hojas se las debo cortar o las dejo asi? Muchas gracias!

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Cristina.
      Puede ser que le falte manganeso. Te recomiendo comprar un abono foliar (para las hojas) rico en manganeso. Pulveriza bien por ambas caras, y en pocos días deberías ver que se recuperan.
      Un saludo.

  9.   Edgardo dijo

    Hola buenas noches necesito ayuda por favor estoy negociando comprar 2 palmeras fénix canaria , éstas según el vendedor tienen 11 años, pero en las fotos aparecen como de 50 cm de tronco, y unas 10 hojas cada una, entonces mis consultas; cuánto pesará?, podré sacarle literalmente con una pala y picota.. de que tamaño será el repelón que debo dejar.. espero puedan ayudarme..saludos y gracias

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Edgardo.
      No te sé decir cuánto pesarán, pero lo que sí te digo es que el trasplante será complicado, y más con las herramientas que dices que vas a usar.

      Para tener éxito, habría que hacer cuatro zanjas alrededor profundas, de unos 50cm (como mínimo), ya que así saldrá con el sistema radicular poco dañado. Y luego, una vez fuera, hay que plantarlas de inmediato. A partir de ahí, aconsejo usar enraizantes caseros, al menos durante el primer año para que emita raíces.

      Un saludo.

  10.   sergio nuño dijo

    hola, compre un par de palmeras de la especie kerpis, miden aproximadamente 4 metros de altura y hace un par de días que las transplantaron y parece que se le están secando las hojas 🙁 yo vivo en México con una temperatura promedio de 30 grados en verano. apenas es mediados de febrero y las termperaturas están por los 25 grados… mi pregunta es…. es normal que se le estén secando las hojas?
    el vendedor me dijo que tenían aproximadamente 8 años de edad cada palma… y me preocupa mucho que se me mueran, me recomienda comprarles algún fertilizante?? gracias .

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Sergio.
      No, cuando una planta lo está pasando mal no hay que echarle ni abonos ni fertilizantes, pues obligarías a sus raíces a hacer un trabajo sin tener energía suficiente para ello. Con lo cual, sería peor el remedio que la enfermedad.

      Es normal que se sequen algunas hojas. Estas plantas toleran bastante mal el trasplante, sobretodo si ya tienen una cierta edad y altura. Lo que sí que puedes hacer es regarlas con enraizantes caseros durante una temporada. Pero no te excedas con el agua; es decir, la tierra no tiene que estar húmeda siempre o las raíces se pudrirían.

      Un saludo.