Olmo blanco (Ulmus laevis)

El olmo blanco es un árbol muy grande

Imagen – Wikimedia/Amadvr

Los árboles del género Ulmus suelen ser muy grandes y, como consecuencia de ello, necesitar mucho espacio para poder crecer. Y el Ulmus laevis no es una excepción; de hecho, tanto su altura como el grosor de su tronco una vez llega a la madurez impone.

Al tener un ritmo de crecimiento rápido y al ser relativamente fácil de cuidar, si dispones de un amplio jardín esta especie te va a proporcionar una muy agradable sombra en cuestión de pocos años. Conócela 🙂 .

Origen y características

Olmo blanco en primavera e invierno

Imagen – Wikimedia/Christian Fischer

Nuestro protagonista es un árbol caducifolio conocido como olmo blanco, olmo blanco europeo, olmo temblón u olmo pedunculado originario del Europa (centro, este y sureste del continente) y de Asia Menor. Puede alcanzar y superar los 30 metros de altura, con un diámetro de tronco de hasta dos metros. Su sistema radicular es poco profundo, pero muy extenso, algo imprescindible para que la planta permanezca bien sujeta al suelo.

Las hojas son simples, alternas, con el envés tomentoso (de ahí que se llame olmo blanco), y con una textura similar a la del papel. Estas son verdes, pero se vuelen amarillentas en otoño antes de caer. Las flores no tienen pétalos, miden unos 3-4mm de largo y aparecen agrupadas en racimos en primavera. El fruto es una sámara alada de unos 15mm de largo por 10mm de ancho.

¿Cómo cuidar del Ulmus laevis?

¿Quieres tener un ejemplar? Te recomendamos proporcionarle los siguientes cuidados:

Ubicación

Es un árbol que ha de estar en el exterior, a pleno sol. Por su tamaño y raíces, ha de plantarse en el suelo, a una distancia mínima de diez metros de paredes, muros, tuberías, plantas grandes, etcétera.

Un detalle a tener en cuenta es que es menos resistente a los fuertes vientos que otros olmos, por lo que si en tu zona suele soplar con fuerza, es muy recomendable plantar setos cortavientos alrededor del solar, o al menos, del lugar donde vaya a estar el Ulmus.

Tierra

Las hojas del Ulmus laevis son caducas

Imagen – Wikimedia/Crusier

  • Jardín: al igual que otros del género, crece bien en suelos más o menos fértiles, profundos, y húmedos. Ahora bien, en aquellos que son más secos también se puede llegar a adaptar, siempre y cuando se vaya regando de vez en cuando.
  • Maceta: no es una planta que se pueda tener en un recipiente, pero durante sus primeros años de juventud será un decorativo arbolito 🙂 . Rellénala con sustrato de cultivo universal (en venta aquí).

Riego

Moderado, durante el verano si este es muy caluroso y seco habrá que regar más seguido. Por lo general, la frecuencia será de unas 3-4 veces por semana durante la temporada de más calor, y unas 2 a la semana el resto del año.

Una vez que lleve al menos un año en el suelo, no será necesario regar tan seguido si llueve con regularidad.

Abonado

Tan importante como el agua es el abonado, especialmente durante la temporada de crecimiento que coincide, en este caso, con la primavera y el verano. Cuando el frío otoñal comienza a llegar y las temperaturas bajan de los 20ºC, e incluso puede que se produzca la primera helada en según qué zona, el árbol no necesita »comida» extra.

Por ello, y sobretodo si la tierra es pobre en nutrientes, aconsejamos abonar al Ulmus laevis durante la primavera y el verano. ¿Con qué? Con abonos orgánicos, por supuesto: compost, guano, estiércol de animales herbívoros, cáscaras de huevo y de plátano,… Eso sí, si está en maceta, hay que usar abonos líquidos (como el guano en forma líquida, que se vende aquí) siguiendo las indicaciones especificadas en el envase.

Artículo relacionado:
¿Qué tipos de estiércol hay y cuáles son sus características?

Poda

No la necesita. Tan solo quitar las ramas secas, enfermas, débiles o las que estén rotas.

Plagas y enfermedades

Es muy resistente en general, pero sensible a la grafiosis del olmo. Esta es una enfermedad transmitida por hongos del género Ophiostoma que, en cuanto consigue llegar a los vasos de dentro del tronco y ramas, hace que las hojas se marchiten rápido y la planta muera.

Su vector son los escarabajos Scolytus, que son los que transportan las esporas del hongo de un olmo enfermo a otro sano. Y por desgracia, aún no se conocen tratamientos realmente efectivos, por lo que en cuanto se detectan los primeros síntomas lo que se hace es podar y quemar esa rama y poner pasta cicatrizante al olmo para sellar la herida.

También se puede tratar con fungicidas como el benomilo o el tiabendazol, pero con ellos no se asegura la curación, o no total.

Multiplicación

Vista de las flores del olmo blanco

El olmo blanco se multiplica por semillas en invierno y por esquejes a comienzos de verano. ¿Cómo proceder en cada caso?

Semillas

Las semillas se han de sembrar en invierno en semilleros (macetas, bandejas de semillero, o similares) con sustrato de cultivo universal. Cúbrelas con una fina capa de sustrato, y dales un buen riego.

Manteniendo la tierra siempre húmeda, germinarán a lo largo de la primavera.

Esquejes

Para multiplicarlo por esquejes, has de cortar una rama sana de madera semidura, impregnar la base con hormonas de enraizamiento (en venta aquí), y plantarla en una maceta con sustrato universal o vermiculita (en venta aquí).

Colocado en el exterior, en semisombra, y manteniendo el sustrato húmedo, enraizará al cabo de unos 15 días aproximadamente.

Rusticidad

El olmo blanco resiste heladas de hasta los -18ºC.

¿Qué usos se le da?

El olmo blanco se vuelve amarillo en otoño

Imagen – Wikimedia/Le.Loup.Gris

Únicamente como árbol ornamental, como ejemplar aislado y para dar sombra. Su madera es de mala calidad; de hecho, los restos de poda -si los hubiera- es mejor triturarlos y echarlos al jardín como abono, o hacer compost con ellos.

Artículo relacionado:
Cómo hacer compost paso a paso

¿Qué te ha parecido el Ulmus laevis?


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.