Tengo una yuca demasiado alta: ¿qué hago?

La Yucca es una planta que puede crecer mucho

Las yucas son plantas que se cultivan mucho en los jardines y en las terrazas. No necesitan tanta agua como otras muchas especies, y además adoran el sol. A veces incluso se tienen dentro de casa, en habitaciones en las que entra mucha luz natural, aunque debido a sus exigencias lumínicas, recomendamos tenerlas en el exterior siempre que sea posible para que puedan crecer con normalidad.

Y es que, así y todo, nos podemos encontrar con que nuestra yuca es demasiado alta. Esto ocurre cuando la variedad que hemos escogido no termina de ser la adecuada para el lugar donde la cultivamos. Pero, ¿podemos hacer algo?

Antes de nada, sepamos los motivos por los que la yuca puede haber crecido tanto, ya que dependiendo de ello tendremos que tomar unas medidas u otras.

¿Por qué crece tanto mi yuca?

Las yucas pueden crecer mucho

Imagen – Wikimedia/C T Johansson // Yucca rostrata

Todas las plantas crecen, si tienen el espacio y los nutrientes necesarios para ello. En el caso de las yucas, estas son plantas generalmente grandes. La especie Yucca elephantipes, una de las más cultivadas en interior, puede alcanzar los 10 metros de altura; la Yucca rostrata, una especie de lo más interesante para xerojardines y rocallas por sus hojas verde-azuladas, llega a los 4,5 metros; o la Yucca aloifolia, otra preciosidad (especialmente la forma variegata, que tiene hojas verdes con los márgenes amarillentos) alcanza los 7 metros.

Entonces, una de las principales razones por las cuales nuestra querida planta ha crecido tanto es simple y llanamente porque es su naturaleza. Está en sus genes, y contra ello no podemos hacer mucho. Ahora bien, hay otra posible causa, pero esta sí es preocupante, pues puede debilitarla mucho: falta de luz.

Las yucas, como decíamos antes, son unas plantas que necesitan sol, o como mínimo mucha luz natural. No pueden estar en sombra. Por este motivo, si se tienen dentro de casa se puede dar el caso de que se etiolen, es decir, que sus tallos crezcan demasiado en busca de esa luz que tanto necesitan. Al hacerlo, esos tallos ‘adelgazan’, se debilitan, y en casos extremos podrían romperse al ir perdiendo fuerza.

Pasamos ahora a ver qué medidas tomar cuando ha crecido más de lo que habíamos previsto.

¿Qué hacer si mi yuca es demasiado alta?

Hay algunas medidas que podemos tomar para que la yuca no sea tan grande, y son podarla, moverla de sitio o trasplantarla, ya sea en el jardín o a una maceta de mayor tamaño. Sepamos más sobre esto:

¿Cuándo y cómo podar a la yuca?

La poda de la yuca es la solución más rápida y efectiva al »problema» que tenemos entre manos. Tenemos la suerte de que son plantas que rebrotan bien, y que las heridas cicatrizan a buen ritmo. Por esto, no debería de preocuparnos demasiado si vamos a cortarle algunos tallos, o reducir su altura. Pero ojo, esto hay que hacerlo con cuidado, y en una época del año determinada, si no podríamos empeorar la situación.

¿Cuándo se poda?

La yuca es una planta perennifolia, por lo que se mantiene siempreverde. Sin embargo, en otoño y, especialmente, en invierno apenas crece. Por eso, el mejor momento para podarla es a finales de esta última estación, que es cuando las temperaturas comienzan a subir y cuando su ritmo de crecimiento aumenta.

¿Cómo podar a la yuca?

Para podarla, vamos a necesitar una sierra de mano para las ramas gruesas (puedes conseguirla aquí), unas tijeras de podar para las tiernas, y por seguridad unos guantes de jardinería. Una vez los tengamos puestos, seguiremos estos pasos:

  1. Lo primero que haremos será alejarnos unos pasos de la planta, para ver exactamente qué y cuánto tenemos que cortar.
  2. Después, cogeremos la herramienta adecuada y, sin miedo, reduciremos la longitud de algunos tallos un poco. Es decir, si la planta mide 2 metros, la dejaremos con 1,50 metros, pero no menos. Soporta la poda, pero no aquella que es drástica; es decir, no podemos cortarla por la mitad y esperar que sobreviva, porque lo más probable es que eso no ocurra. Además, siempre hay que dejarle algunas hojas.
  3. Si los tuviera, también hay que quitarle los brotes del tronco (excepto si son las únicas hojas que tiene).
  4. Por último, sellaremos las heridas con pasta cicatrizante.

Moverla de sitio: ¿cuándo y cómo?

La yuca es una planta perennifolia

Yucca aloifolia f Variegata

Otra opción muy interesante, siempre que sea posible, es la de cambiarla de sitio, ya sea llevarla fuera de casa, o trasplantarla al jardín, algo que se hará en primavera. Esto se hace cuando no se quiere podar, o no tanto. Pero como decimos, solo resulta factible si se dan las condiciones apropiadas para ello, las cuales son:

  • Clima cálido, sin heladas o muy suaves. Algunas especies aguantan hasta los -18ºC, pero es preferible que no sean tan extremas.
  • Lluvias poco frecuentes. Las yucas son originarias de regiones áridas y semi-áridas, por esto no podrían vivir en zonas donde llueve constantemente.
  • La tierra tiene buen drenaje, esto es, no se encharca.
  • Hay sitio para ponerla en una exposición soleada.
  • Sus raíces no son especialmente invasivas, pero sí que es muy aconsejable plantarla a una distancia de 5 metros de las tuberías.

¿Cómo trasladarla?

Si la tenemos en casa y queremos sacarla fuera, es muy, muy importante que la pongamos en semisombra y que la vayamos acostumbrando al sol, poco a poco, de lo contrario sus hojas se quemarían. Pero, ¿cómo hacerlo? Bien, pues realmente es sencillo, puesto que solo tenemos que ir aumentando el tiempo de exposición al astro rey de manera gradual, una hora más cada semana.

Lo ideal es evitar las horas centrales del día, puesto que son cuando más directos llegan los rayos solares. Asimismo, si vemos que alguna hoja se quema, en principio no debería de alarmarnos, ya que es normal mientras la planta se va aclimatando. Pero si empiezan a aparecer muchas quemaduras, entonces sí que tendremos que ir más lento, y reducir el tiempo de exposición.

Trasplantar yuca

Al jardín

Una vez que esté a pleno sol siempre, sacando hojas sanas, podremos plantarla en el jardín, siguiendo estos pasos:

  1. Cavaremos un hoyo de unos 50 x 50 centímetros como mínimo, si bien aconsejamos que sea de 1m x 1m para poder mejorar el drenaje en caso de que sea necesario.
  2. Luego, lo llenaremos de agua y esperaremos a que la tierra la absorba. Hemos de calcular el tiempo que tarda, puesto que si es mucho tendremos que tomar medidas. Lo normal sería que se viese que el agua es absorbida desde el primer momento en el que se echa en el agujero, pero si tarda más de 30 minutos será necesario hacer algo para que la yuca no se pudra, como por ejemplo rellenar, hasta más o menos la mitad del hoyo, con gravilla (arena de obra, con una granulometría de unos 2-5mm de grosor).
  3. Después, introducimos la planta y nos aseguramos de que no quede ni muy alta ni tampoco demasiado baja.
  4. Para acabar, terminamos de rellenar el agujero con sustrato universal mezclado con perlita a partes iguales (como este que venden aquí).

A una maceta más grande

La yuca va a necesitar un cambio de maceta cada cierto tiempo. Por ello, si ves que se le salen las raíces por los agujeros de drenaje, y/o si ya la ha ocupado toda, tendrás que plantarla en otro recipiente más grande para que pueda seguir creciendo. Si no se hace, es verdad que se va a quedar con un tamaño más reducido, pero con el tiempo se debilitará al quedarse sin espacio.

Así pues, si tu planta necesita un trasplante, consigue una maceta que mida unos 7 centímetros (por ejemplo, esta te puede ir bien) como mínimo más de lo que mide la que tiene ahora, que tenga agujeros, y rellénala con sustrato de alta calidad que tenga perlita. Después, solo tendrás que regarla.

Especies de Yuccas pequeñas

Más vale prevenir que curar. Por este motivo, te vamos a decir cuáles son las especies de Yucca que crecen poco, y que por consiguiente son aconsejables para jardines pequeños, macetas e incluso para interiores si estos disponen de mucha luz:

  • Yucca baileyi: es una planta que alcanza los 150 centímetros de altura. Su tronco es corto. Resiste hasta los -4ºC.
  • Yucca campestris: no supera el metro de altura, pero eso sí, suele formar grupos. Resiste las heladas de hasta los -4ºC.
  • Yucca constricta: crece lentamente hasta llegar al metro de altura. Desarrolla tronco no muy alto. Resiste hasta los -6ºC.
  • Yucca glauca: una bonita especie acaule de hojas verde-azuladas, con una altura de unos 60 centímetros. También forma grupos. Resiste hasta los -12ºC.
  • Yucca intermedia: es difícil que supere los 60-70 centímetros de altura. No tiene tronco. Resiste heladas de hasta los -15ºC.
  • Yucca pallida: alcanza unos 50 centímetros de altura, con poco o ningún tronco. Sus hojas son azuladas. Resiste hasta los -18ºC.

Esperamos que te haya servido.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.