Hisopo (Hyssopus officinalis)

La planta conocida con el nombre científico Hyssopus officinalis es una de las hierbas que no pueden faltar en ningún jardín o patio, no solo porque es bonita, sino también porque tiene propiedades medicinales muy interesantes.

Por si fuera poco, no necesita de muchos cuidados, hasta el punto de que puedo afirmar que es apta para principiantes. ¿La conocemos? 🙂

Origen y características

Nuestra protagonista es una herbácea nativa de la Europa meridional, el Medio oriente y las costas del mar Caspio cuyo nombre científico es, como decíamos, Hyssopus officinalis. Popularmente se le conoce como hisopo, y es una planta subarbustiva vivaz -vive varios años-, que alcanza una altura de 30 a 60cm. Sus tallos lignifican desde la base, y desde ahí brotan muchas ramificaciones de porte recto.

Las hojas son opuestas, enteras, lineal a lanceoladas, a veces pubescentes por ambas caras, de color verde oscuro y con un largo de 2 a 2,5cm. Las flores se agrupan en inflorescencias fragantes en forma de espiga terminal rosada, azul o blancas, durante el verano. El fruto tiene forma de aquenio (fruto seco cuya semilla no está pegada a la piel o cáscara del mismo) oblongo.

¿Cuáles son sus cuidados?

Si quieres tener un ejemplar, te recomendamos proporcionarle los siguientes cuidados:

  • Ubicación: exterior, a pleno sol.
  • Tierra:
    • Maceta: sustrato de cultivo universal mezclado con un 30% de perlita.
    • Jardín: calcáreo, con buen drenaje.
  • Riego: 3-4 veces por semana en verano (más si el ambiente es muy seco y caluroso -de 35ºC o más-), y cada 5-6 días el resto del año.
  • Abonado: desde comienzos de primavera hasta finales del verano con abonos ecológicos, una vez al mes.
  • Multiplicación: por semillas en primavera. Siembra directa en semillero.
  • Época de plantación o trasplante: en primavera. Cambiar de maceta cada 4-5 años.
  • Recolección:
    • Hojas: desde primavera hasta otoño. Se pueden congelar para que no pierdan aroma.
    • Flores: en verano. Se han de poner a secar en un lugar sombreado y sin ventilación.
  • Rusticidad: soporta el frío y las heladas de hasta los -5ºC.

¿Qué usos tiene?

Además de usarse como planta ornamental, tiene otros usos que no conviene obviar:

  • Medicinal: se utiliza contra la tos, bronquitis, constipados y también para hacer gárgaras cuando nos duele la garganta. Se emplea en infusión.
  • Culinario: tanto las hojas como las flores tienen un sabor amargo y picante, y se usan para condimentar ensaladas, marinadas, setas y verduras; y para añadirlas a las sopas, guisos o cazuelas.

¿Qué te ha parecido el Hyssopus officinalis?

Comparte para difundir

Si te ha gustado nuestro contenido ahora puedes ayudar a difundirlo en las redes sociales de manera sencilla usando los siguientes botones:

Envía
Pinea
Print
¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno


Investigadora de las plantas y de su mundo, actualmente soy coordinadora de este querido blog, en el cual llevo colaborando varios años. Me encanta trabajar con la tierra y observar el comportamiento de cada uno de los seres vegetales, pues todos tienen características que los hacen únicos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.