Reproducir a través de las hojas

Gajos

¿Sabías que puedes generar tu propia planta a través de una hoja? Sí. Las hojas también pueden servir para reproducir una planta nueva. Pero sólo algunas de ellas sirven de semilla y permiten una nueva floración. No es algo que se pueda realizar con cualquier planta, pero sí es posible hacerlo con algunas especies y de manera muy sencilla. La manera más efectiva es utilizar las hojas “bebés”, las más chiquitas, porque crecerán más rápido.

Para trasplantarlas sólo necesitas tierra, una maceta, un cuchillo afilado y una bolsa de plástico. La mejor temporada para realizar este proceso son los meses de calor, las estaciones de primavera y verano.

Al plantar una hoja en una maceta, hay que esperar como mínimo un par de semanas a que florezcan pequeñas hojas. Cuando éstas tengan alrededor de un tercio del tamaño de la planta madre, hay que sacarlas de la maceta y limpiarles un poco de la tierra.

Así no sólo vas a tener una planta, sino que van a aflorar algunas más. Luego hay que separarlas delicadamente y plantarlas en pequeñas macetas individuales.

Se puede utilizar esta técnica para reproducir la violeta africana, las begonias rex y otras begonias con rizomas, prímulas del cabo (streptocarpus) y gloxinia (sinningia).

En el caso de la crassula, el sedums, el kalanchoe y otras plantas suculentas, sólo hay que colocar la hoja en el suelo de la tiera, sin ni siquiera enterrarla: en unas semanas aparecerán primero unas raíces y luego una pequeña planta (en este caso sólo uno).

¿ Te animás a probar este tipo de reproducción en tu jardín? ¡Adelante!

Más información – Cómo cuidar las hojas de las plantas II

Foto – Blog Infobae


Categorías

Jardinería

María Alm

Soy Argentina, Licenciada en comunicación social y periodista. Y también curiosa y amante del verde. En lo de mi abuela las plantas crecían... Ver perfil ›

Escribe un comentario