Cuidados de las begonias

Si estás pensando en renovar tu jardín y darle un toque más vistoso, es hora de elegir las begonias. Se trata de un género de plantas que tiene más de 1.000 especies y más de 10.000 variedades híbridas. La gran mayoría de ellas se siembran para conseguir su follaje tan colorido y aportar valor a tu jardín. Estas plantas pueden vivir perfectamente en el interior, pero también fuera, si se les cuida correctamente.

En este post podrás aprender a cómo cuidar tus begonias tanto en el interior como en el exterior para que crezcan correctamente. ¿Quieres aprender a cuidar las begonias?

Tipos de begonias

Existen tres tipos principales de begonias. Las perennes, las tuberosas y las semperflorens. Esta últimas son las más comunes por el momento. Aunque tengas distintos tipos de begonias, por lo general requieren los mismos cuidados.

Las begonias tienen gran variedad de colores que van desde el amarillo, rosa, salmón, rojo y hasta blanco. Con esta variedad de colores puedes alternar para dar gran colorido a tu jardín. Suelen crecer con un denso follaje con una altura de entre 15 y 22 cm. Si las condiciones son idóneas y están bien alimentadas, estas plantas pueden crecer mucho más. Las hojas son marcadas, grandes y asimétricas. También hay begonias más pequeñas que no superan el centímetro de ancho.

Requisitos

Las begonias son plantas que necesitan de unas condiciones ideales para crecer bien. Por lo general, son muy fáciles de cultivar, ya que se desarrollan en cualquier tipo de luz e incluso sombra. Gracias a ello, pueden ser perfectas plantas de interiores. Preferiblemente prefieren el sol parcial antes que le directo, puesto que le puede dañar.

Para crecer adecuadamente necesitan de un suelo fértil, suelto y que esté bien drenado. Requieren también de bastante atención. Cada cierto tiempo tendrás que quitarles las hojas, tallos y flores muertas. Además, es muy aconsejable fertilizarlas al menos una vez al mes.

Cuidados principales

Luz

Si quieres tener unas begonias en perfecto estado, deberás otorgarle buenos cuidados y mimos. Esta planta necesita disfrutar de la luz brillante del sol, por lo que debes asegurarte colocarla en un lugar donde tenga bastantes horas de sol. No tiene por qué ser sol directo, sino que puede ser en una ventana que esté situada al este o al sur.

Si siembras begonias por su follaje, no necesitan de la luz directa del sol. Basta con que les dé a través de una cortina traslúcida que le quite algo de luz. Por otro lado, si deseas tener begonias por su floración, necesitarán de algunas horas de sol al día.

Temperatura

Puesto que las begonias son plantas muy sensibles a los cambios de temperatura, es aconsejable proporcionarles una temperatura más estable. Por ello, es más frecuente utilizar estas plantas como interiores que en jardines. Cuando están situadas en un jardín es más complicado protegerlas de los cambios bruscos de temperaturas. Es importante mantenerlas siempre en un corriente de aire. Por lo que, si se tiene en interiores, es mejor ponerlas cerca de una ventana. La temperatura ideal está por encima de unos 18 grados. Si está por debajo, es más complicado que puedan prosperar bien.

Riego y ubicación

Se deben regar al menos una vez a la semana o cada dos semanas. Muchas personas ahogan a las plantas con el riego por exceso de agua. Las begonias no necesitan demasiada agua. Solamente es adecuado mantener el sustrato húmedo. Si metes el dedo en la tierra y no notas nada de humedad, toca regar la planta.

El mejor lugar para hacer crecer tus begonias es en macetas. Tienen la ventaja de tener un sistema de raíces pequeñas y no necesitan trasplantes con frecuencia. Esto les otorga una mayor versatilidad a la hora de colocarlas en diferentes sitios. No obstante, si en primavera miras la maceta y sus raíces han envuelto completamente la parte inferior, es mejor cambiarlas a otra maceta más grande.

Las begonias plantadas por su floración deben de estar al aire libre en las horas de sol en primavera. Mientras la temperatura no baje de 18 grados, las begonias disfrutan mucho de un porche con sombra. Recuerda que si las haces crecer en exteriores, necesitan más riego. Esto se debe a que están expuestas a mayor evaporación por la acción erosiva del viento. Del mismo modo, sólo debes asegurarte tocando el sustrato. Si está húmero está bien, si no lo está, necesita riego.

Es común encontrar las begonias como plantas de interior, ya que sus cuidados son menores. También se les ve en cestas de casas y en macizos de flores. Son bastante populares por sus hojas y las flores tan activas que tiene.

Plagas y enfermedades

Si has plantado begonias tanto en interior como exterior, debes saber que son vulnerables a plagas y enfermedades. Si la comparamos con otras plantas, quizá no tenga tantos problemas, pero aún así, es mejor conocer los efectos. Los problemas relacionados con plagas y enfermedades pueden ser solucionados con una vigilancia activa. Con estar pendiente de la planta y actuar en cuanto se observa alguna anomalía no suele haber problema.

Las necesidades principales de humedad y ventilación tienen que estar cubiertas en todo momento. Si la planta tiene un exceso de humedad y no tiene buena ventilación, será más propensa a sufrir enfermedades y ser atacada por plagas.

Entre las principales plagas que nos encontramos son: caracoles, babosas, arañas rojas, gorgojo de la vid, escamas y cochinillas. Todas estas plagas requieren una alta humedad para sobrevivir. Por ello, si mantenemos la humedad y la ventilación ideal, no tiene por qué sufrir.

Por otro lado, entre las enfermedades y plagas más comunes nos encontramos con la pudrición del tallo, oidio, podredumbre Pythium y Botrytis tizón.

Debido a que las begonias necesitan temperaturas superiores a 18 grados, es casi imposible mantenerlas en buen estado en invierno. Durante muchas noches de invierno, las temperaturas caen por debajo de cero grados. Ante estas situaciones, debemos meter las begonias en el interior y regarlas con menos frecuencia. Si vemos que las hojas se tornan en color amarillo, debemos parar de regar.

Con estas indicaciones podrás mantener y disfrutar de tus begonias.

¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno

Categorías

Jardinería

Graduado en Ciencias Ambientales y Máster en Educación Ambiental por Universidad de Málaga. Mi objetivo es dar a conocer toda la información de medioambiente a los lectores de manera sencilla, clara y entretenida para que se aprendan los valores de la naturaleza y la necesidad de preservarla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.